Seis tipologías de consumidores a tener en cuenta

Las tendencias de viaje que dominarán en 15 años

Un estudio de Amadeus ofrece las pautas para entender la tribus viajeras emergentes

Las tendencias de viaje en los próximos años estarán determinadas por el uso intensivo de las tecnologías, los criterios sociales, culturales, la comodidad en la gestión del desplazamiento, la escasez de tiempo y el lujo. En función de estas preferencias, un estudio de Amadeus distingue entre seis tipos de tribus viajeras. El objetivo del informe Future Traveller Tribes 2030: los viajeros del mañana es orientar a las empresas turísticas en su toma de decisiones y en el diseño de productos.

A diferencia del estudio realizado en 2007, con mayor presencia de los criterios sociodemográficos, la nueva investigación realizada por Amadeus y la consultora especializada en tendencias de consumo The Future Foundation, pone el foco en el usuario, en su comportamiento y en sus hábitos de consumo, según indicó Fernando Cuesta, director comercial de Amadeus España. Se trata de identificar segmentos y ver cómo van a evolucionar en los próximos años.

El mundo de los viajes presenta muy buenas expectativas. Se calcula que en 2030 se alcanzarán los 1.800 millones de turistas internacionales frente a los 1.138 millones registrados en 2014, según datos de la Organización Mundial del Turismo (OMT). Una previsión que implica, a su vez, importantes desafíos, por lo que es importante conocer cómo va a evolucionar el cliente, según destacó Alex Luzarraga, senior vice president de Corporate Strategy en Amadeus. En este sentido, "la segmentación es una herramienta estratégica de primer orden para las empresas que quieran competir en este sector", añadió. A su juicio, estas compañías necesitan entender a las tribus viajeras emergentes para tomar las decisiones y realizar las inversiones adecuadas.

Indicó que para realizar el el estudio han tenido en cuenta lo que consideran tres ejes fundamentales. Por un lado, el factor económico, por el aumento previsto en los desplazamientos en el mundo, el reequilibrio que se producirá entre los mercados emisores, ya que los países asiáticos incrementarán su participación en viajes internacionales, y por el progresivo envejecimiento de la población.

Alex Luzarraga, senior vice president de Corporate Strategy en Amadeus, en el centro, con Fernando Cuesta, director comercial de Amadeus España, y Malek Nejjai, responsable de Comunicación de Amadeus.Alex Luzarraga, senior vice president de Corporate Strategy en Amadeus, en el centro, con Fernando Cuesta, director comercial de Amadeus España, y Malek Nejjai, responsable de Comunicación de Amadeus.

Por otro lado, las nuevas pautas del consumidor, en las que destaca su obsesión por la conectividad y la previsible desaparición de la división entre los viajeros de ocio y los de negocio. Y, en tercer lugar, Luzarraga citó la tecnología, que cada vez estará más presente en la vida de las personas e "incluso en nuestro cuerpo", añadió, en referencia a los dispositivos wearables.

Atendiendo a estos criterios, el informe distingue entre seis tribus:

-Buscadores de capital social. Son aquellas personas que organizan sus viajes en función de las recomendaciones y sugerencias que reciben de sus contactos en las redes sociales. Tienen en cuenta las posibilidades de incrementar su "capital social", entendido como el nivel de colaboración del consumidor dentro de su colectivo, el valor que aporta y el valor que recibe. Según Alex Luzarraga, "hay un cierto exhibicionismo, una obsesión por estar presentes en las redes sociales". E indica que si las empresas quieren llegar a este cliente, deberán llevar su oferta a dichas plataformas.

-Puristas culturales. Valoran la autenticidad de la experiencia y consideran las vacaciones como una oportunidad para sumergirse en una cultura diferente. "Buscan el contacto con la parte más social del turismo", explica Luzarraga, por lo que suelen utilizar servicios p2p.

-Los amantes de la comodidad. Para esta tribu las vacaciones constituyen un momento excepcional y optarán por un paquete de productos y servicios que les evite la gestión de las distintas fases del desplazamiento.

La permanente conexión a internet es básica para los nuevos viajeros. #shu#La permanente conexión a internet es básica para los nuevos viajeros. Imagen Shutterstock

-Los viajeros por obligación. Aquellos que orientan su salida a lograr un objetivo concreto. Un perfil que no se refiere sólo a los viajeros de negocios, incluye también a deportistas, peregrinos o personas que se desplacen por una razón familiar, entre otros motivos.

No tienen problemas de presupuesto, pero suelen disponer de poco tiempo y valoran las tecnologías que les permitan resolver de un modo rápido las posibles incidencias que puedan surgir, como la cancelación o un cambio de un vuelo. También demandan una oferta diferenciada que les posibilite visitar el destino durante unas horas sin tener que perder tiempo haciendo cola.

-Los trotamundos comprometidos. Se mueven por principios éticos y están muy sensibilizados con los problemas medioambientales y de sostenibilidad. De este modo, evaluarán el impacto del dinero destinado a un viaje en el entorno. Incluso se muestran dispuestos a rechazar destinos por cuestiones políticas, si consideran que se están cometiendo injusticias sociales.

-Los cazadores de lujo. Este colectivo no tiene problemas de presupuesto y busca experiencias exclusivas, con un alto nivel de personalización. El viaje es imprescindible para ellos como una forma de compensar el sacrificio de tiempo y esfuerzo que exige su trabajo y su vida cotidiana.

 

Comentarios 1

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.