Diario 5384 25.09.2018 | 01:47
Hosteltur: Noticias de turismo
El directivo rehusó en varias ocasiones recoger la carta dónde se le notificaba

Desestiman la demanda por despido de Rafael Montoro contra Nautalia

4 agosto, 2015

El Juzgado de lo Social número 4 de Madrid ha destimado la demanda por despido contra Nautalia Viajes presentada por Rafael Montoro, quien fuera director general de la compañía hasta el 16 de febrero de 2015, cuando fue cesado en sus funciones.

La titular del juzgado, María Isabel Saiz, ha considerado probada la caducidad de la relación laboral cuando se presentó la denuncia, pues la demanda tenía fecha del 11 de marzo, y "dada la fecha de presentación de la papeleta de conciliación por despido del 22-04-15 la acción está igualmente caducada".

Así mismo la sentencia recoge que Montoro se negó en reiteradas ocasiones a recoger la carta de despido que se le envió desde el citado 16 de febrero ni los burofaxes que se le remitieron.

Desestiman la demanda por despido de Rafael Montoro contra Nautalia

Rafael Montoro desistió en el acto del juicio de la acción de resolución indemnizada del contrato, y la juez ha estimado la alegación de Nautalia sobre la caducidad y considera que la acción por despido esta caducada, absolviendo a la empresa de cualquier reclamación en este sentido. La sentencia también ha considerado probado que el actor fue despedido el 16 de febrero de 2015, siendo por tanto, ésta la fecha que debe tenerse en cuenta como fecha de notificación del despido.

El fallo especifica también que se daban “causas reales para proceder al despido" puesto que "la denuncia penal del trabajador se produce cuando ya se le había indicado que iba a ser despedido”.

En concreto, incluye entre los hechso probados que "José Manuel Muriel, consejero delegado de la empresa, citó al actor en su despacho y le indicó que se procedía a despedirle por causas objetivas vista la situación económica de la empresa, que seguía siendo de pérdidas, y lo elevado de sus retribuciones".

Montoro presentó también una denuncia contra el principal accionista de Nautalia, Springwater, que aún se encuentra en trámite, por lo que consideró vaciamiento patrimonial de la agencia cifrado en 11,5 millones de euros, cuando el fondo compró al Royal Caribbean el negocio no de cruceros de Pullmantur, que incluye a Nautalia.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.