A pesar de la estabilidad política del país

Caen los indicadores turísticos de Marruecos en el primer semestre

Reino Unido, Alemania, Francia e Italia, los mercados que más bajan

Los principales indicadores turísticos han bajado en Marruecos en el primer semestre con respecto al mismo periodo de 2015, según las cifras ofrecidas por el Observatorio del Turismo, organismo semi-oficial, y recogidas por EFE.

El número de turistas que visitó el país en el primer semestre del año fue de 4,2 millones, con un descenso del 5,6% en la llegada de turistas internacionales respecto al mismo periodo del año anterior.

Las mayores caídas las registran los viajeros procedentes de Reino Unido, Alemania, Francia e Italia.

Las pernoctaciones de los turistas extranjeros han bajado un 6,9%, llevando la ocupación hasta el 36%, cuatro puntos por debajo de la ocupación alcanzada en el primer semestre de 2015.

La única cifra que muestra un comportamiento positivo es la de los ingresos turísticos generados por los los viajeros de otros países, que han aumentado un 3,4% hasta llegar a 26.000 millones de dirhams (unos 2.400 millones de euros).

Caen los indicadores turísticos de Marruecos en el primer semestreCaen los indicadores turísticos de Marruecos en el primer semestre

El turismo supone para Marruecos en torno al 8% del PIB, es la segunda fuente de empleo en el país, con 450.000 empleos directos. Es también su principal fuente de divisas y el tercer destino de las inversiones extranjeras.

Marruecos se ha estabilizado en los últimos años con una cifra de algo superior a 10 millones de turistas anuales, que, aunque está lejos de los objetivos marcados a largo plazo por las autoridades, lo sitúan como el país árabe que mejor ha podido resistir el fuerte descenso del turismo acontecido en el norte de África debido a la inestabilidad política y la frecuencia de atentados. Marruecos tiene estabilidad política y no ha sido víctima de atentados recientes, pero las cifras parecen demostrar cierta desconfianza de los viajeros internacionales hacia los países musulmanes en general.

Sin embargo, las exigencias islámicas están haciendo mella en la industria hotelera del país y en el resultado de algunas inversiones extranjeras. Tal y como informó HOSTELTUR noticias turismo, el hotel Four Seasons Casablanca, con una inversión de 240 millones de euros por parte de Inveravante, lleva siete meses esperando la licencia para la venta de alcohol. Al parecer, el problema es la cercanía del edificio a una importante mezquita financiada por Arabia Saudí.

Ya en diciembre publicamos que Marruecos: la llegada de turistas cae un 0,9%.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.