La seguridad del pasajero deberá garantizarse

La Eurocámara acepta el uso de escáneres corporales pero con condiciones

También piden el levantamiento de las restricciones del transporte de líquidos

Los parlamentarios europeos han decidido que apoyarán el uso de los escáneres corporales en los aeropuertos, pero siempre que se cumplan ciertas condiciones estrictas y una vez que se haya demostrado que no ponen en riesgo la salud, la dignidad y la intimidad de los pasajeros.

Escáner corporal.Escáner corporal.

Según el informe que presentó el diputado español Luis de Grandes ante el Parlamento Europeo (PE) y que ha aprobado el pleno, “los viajeros tienen derecho a elegir métodos de control si así lo desean”. Por otra parte, los diputados han pedido que se levante la prohibición de transportar líquidos en 2013.

El PE dice que debe asegurarse la intimidad del pasajero.El PE dice que debe asegurarse la intimidad del pasajero.

El informe de de Grandes pide que la CE incluya los escáneres como un método más de control autorizado por la Unión Europea y con la condición de que la medida "vaya acompañada de las normas y los criterios mínimos comunes apropiados para su uso". Además, los escáneres solo deberían ser autorizados una vez que se haya efectuado una evaluación de impacto, solicitada por el Parlamento Europeo en 2008, "que demuestre que los aparatos no presentan ningún riesgo para la salud de los pasajeros, los datos personales, la dignidad de la persona, la intimidad de los pasajeros ni la eficacia de dichos escáneres".

Intimidad para el pasajero

Además, los miembros del Parlamento también piden que la imagen del pasajero que muestre el escáner sea esquemática y que no se produzca imagen del cuerpo. Así mismo, la fotografía deberá destruirse después de que el pasajero haya pasado por el aparato y no podrá utilizarse para ningún otro fin “que no sea garantizar la seguridad”.

El uso de los escáneres –dice el texto- “debe regularse mediante normas, procedimientos y criterios comunes para la UE, mientras que los Estados miembros tendrán la libertad de decidir si instalan escáneres corporales en su territorio y podrán aplicar normas más estrictas en su funcionamiento, cumpliendo siempre con la normativa europea”.

Y es que, aunque el PE admite que una de las razones de estos escáneres es la lucha contra el terrorismo, "debe encontrarse un equilibrio justo entre la necesidad de garantizar la seguridad y la protección de las libertades y los derechos fundamentales", La salud, el derecho a la intimidad, la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión, la no discriminación y la protección de datos “deben tenerse en cuenta a la hora de usar los escáneres corporales”.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.