Diario 5431 17.11.2018 | 11:40
Hosteltur: Noticias de turismo
Empresas norteamericanas se han reunido en La Habana

Empresas de EEUU defienden los viajes a Cuba

31 enero, 2018

Una veintena de empresas de Estados Unidos vinculadas al sector del turismo han defendido en La Habana que Cuba es un destino seguro al que los ciudadanos de esa nación aún pueden viajar de manera legal, frente a la "confusión", dijeron, creada por las nuevas medidas de Donald Trump. Mientras, el gobierno del país nortemericano informó este lunes que 19 turistas que visitaron Cuba desde septiembre "tuvieron los mismos síntomas" que los funcionarios que fueron víctimas de los supuestos ataques en la isla entre noviembre de 2016 y agosto de 2017, unos ataques que luego fueron cuestionados por el propio Departamento de Estado, que reconoció no tener ninguna prueba.

“Viajar a Cuba es legal y es seguro” ha dicho este miércoles Tom Popper, presidente de la organización promotora de viajes Insight Cuba, que organizó en La Habana un foro con otras empresas del sector turístico de los Estados Unidos. La realidad es que los estadounidenses pueden seguir viajando a Cuba casi igual que como lo hacían antes de las nuevas regulaciones aunque muchos no lo tengan muy claro, insistió Popper durante una rueda de prensa en el hotel Meliá Cohíba, en la que también participó el presidente del pool de agencias Viajes Cuba del Ministerio del Turismo cubano, José Manuel Bisbé.

El empresario norteamericano recordó que el país caribeño ha sido reconocido a nivel mundial por su seguridad, situación que el gobierno de Estados Unidos se empeña en ignorar con sus advertencias a los ciudadanos sobre supuestos riesgos en suelo cubano. Al respecto, Bisbé calificó de infundados los criterios emitidos desde la nación norteña, donde autoridades y medios de prensa utilizan el término “ataques” para referirse a alegadas situaciones de salud presentadas por diplomáticos estadounidenses en La Habana, pese a la ausencia de pruebas.

La Habana. Foto: Mikel Ortega.La Habana. Foto: Mikel Ortega.

De su lado, la gerente de comunicaciones corporativas de American Airlines, Martha Pantín, empresa que ya opera nueve vuelos diarios a cinco destinos cubanos, indicó que “vemos muchas oportunidades en Cuba, sobre todo en la ruta La Habana-Miami” y añadió que la compañía ha pedido permiso para 17 frecuencias adicionales”.

“El mensaje es que Cuba está abierta a negocios, es segura, maravillosa y legal para los viajeros de Estados Unidos”, afirmó Terry Dale, presidente de la a Asociación de Turoperadores de Estados Unidos (USTOA).

“Las nuevas medidas han creado mucha confusión sobre la realidad de los viajes a Cuba. Pero lo cierto es que Cuba se mantiene como un destino legal y seguro para los viajeros estadounidenses aún ante las nuevas regulaciones del Departamento del Tesoro”, señaló el abogado Lindsay Frank.

Durante el 2017, unos 620.000 estadounidenses viajaron a Cuba y ninguno tuvo problemas de salud durante su estancia en la isla. Un argumento que entraría en contradicción con la alerta de viaje que publicó el Departamento de Estado el pasado septiembre y que a principios de enero tuvo que levantar y pasarla a “reconsiderar” el viaje.

“Es muy importante que los viajeros estadounidenses entiendan que esa advertencia de viajes del Departamento de Estado no impide legalmente a los estadounidenses viajar a Cuba”, explicó Frank.

Supuestos ataques sónicos

"Desde el 29 de septiembre, 19 ciudadanos estadounidenses han reportado tener síntomas similares a los que figuran en la alerta de viaje que emitimos ese día con la petición de no visitar la isla", indicó a Efe esta misma semana una portavoz del Departamento de Estado.

Esta noticia llega en un momento muy complicado en la relación entre Cuba y Estados Unidos, porque el Gobierno de Donald Trump acusa a La Habana de saber quién perpetró entre noviembre 2016 y agosto de 2017 unos supuestos ataques a 24 de sus funcionarios en la isla y no decírselo, además de no haberlos protegido adecuadamente.

Durante meses, Washington calificó esos ataques de "sónicos", pero en una audiencia en el Senado el pasado 9 de enero el Departamento de Estado admitió por primera vez que no tiene certeza de que se tratara de agresiones acústicas.

La portavoz de Exteriores explicó hoy que el Departamento de Estado "no está en posición de evaluar médicamente ni proporcionar consejos médicos individuales", pero alienta "a los que estén preocupados a que lo reporten y busquen atención médica".

Por razones "de privacidad", el Gobierno estadounidense no desvelará dónde podrían haber sufrido los supuestos ataques estos turistas que presentan síntomas, ni tampoco qué ciudades han visitado.

HOSTELTUR Cuba / Redacción Actualidad

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.