Diario 5406 20.10.2018 | 01:41
Hosteltur: Noticias de turismo
​Consideran que favorece solo a las grandes

Las agencias reclaman concursos más abiertos para el CORA e Imserso

7 febrero, 2018
  • En el caso CORA la fórmula para hacerlo no hay que inventarla, ya está funcionando en Cataluña y la Comunidad Valenciana
  • Es incompresible que administraciones públicas estén convocando concursos para la venta de billetes aéreos y admitan ofertas de gastos gestión con valor cero
  • El modelo Imserso requiere de una reformulación que también debería fomentar la competencia empresarial de las agencias de viajes

La inminencia de la adjudicación del nuevo concurso del CORA, recurrido por CEAV, ha puesto sobre la mesa un debate que no es nuevo, pero que sigue perjudicando a la mayoría de las agencias de viajes, según estima el sector. En lugar de macroconcurso como el CORA o el Imserso, que sólo pueden ganar unos pocos y grandes operadores y agencias, el sector pide que se abran también a las pymes.

En el caso del el Contrato Centralizado de Servicio de Agencia de Viajes de la Administración General del Estado (CORA), la fórmula para hacerlo no hay que inventarla, ya está funcionando en Cataluña y la Comunidad Valenciana, cuyas administraciones convocan concursos para la gestión de sus viajes abiertos a un número “no delimitado de agencias”.

En este sentido, cabe recordar lo publicado por este diario sobre el concurso de la Generalitat Valenciana, calificado de más abierto, “transparente y que permite más competencia entre las agencias”, según indicaba a este diario Eva Blasco, vicepresidente de la Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV).

Se trata de un modelo de concurso similar al que convoca para sus viajes la Generalitat de Cataluña, según confirma a este diario el presidente de ACAVE, Martí Sarrate: “modelos como el de Cataluña o el de la Comunidad Valenciana permiten la concurrencia de todas las agencias de viajes, sea cual sea su tamaño, y no resulta como adjudicataria una única agencia de viajes. En el caso de Cataluña son ocho, la mayoría pymes. Son los modelos que como sector requerimos a la Administración pública, por favorecer la competencia empresarial y responder a criterios no discriminatorios”.

Diálogo previo

En cuanto al modelo del CORA, Sarrate estima que “supone una limitación de la competencia. En un sector como el de agencias, en el que la mayoría son pymes, esta exclusión tiene especial relevancia. En este sentido, Sarrate indica que su asociación ha solicitado a las administraciones públicas, para el establecimiento de bases de concursos, que haya “un diálogo previo con el sector, pues en la práctica nos encontramos con concursos que prevén prácticas totalmente contrarias al sector e incluso a la propia normativa que debe regir en todos los concursos públicos”. Y se refiere a que de acuerdo con la legislación “todos los concursos tienen que tener el carácter de onerosos, motivo por el cual es del todo incompresible que administraciones públicas a día de hoy estén convocando concursos para servicios como el de intermediación en la venta de billetes aéreos y admitan ofertas de gastos gestión con valor cero, teniendo en cuenta que no existen las comisiones aéreas”.

Piden cambios en el Imserso

En cuanto al otro gran concurso público para agencias, Los viajes del Imserso han estado en manos durante muchos años de un solo operador (Mundosenior –UTE de Globalia y Ávoris-), y desde el último concurso compartido con Mundiplan (UTE liderada por Iberia). Una situación considerada de desigualdad en el sector desde hace años, y sobre la que también se reclama una apertura que de paso a más actores.

En este sentido cabe recordar una vieja idea de las asociaciones empresariales que plateaban que cada usuario pudiera decidir a dónde viaja y dónde compra. Es decir, más que concentrar toda la gestión en uno o dos operadores, que el Imserso pagara una subvención a la agencia que vendiera un producto a los mayores que tuvieran derecho a ello. Una especie de entrega de cheques a los mayores para que lo gastaran donde quisieran.

En este sentido, Sarrate señala que “el modelo Imserso requiere de una reformulación. Actualmente muchos turoperadores tienen en el mercado programas dedicados al turismo senior que entran en competencia directa con el programa público de vacaciones, y si bien el Imserso es un programa que tiene un doble objetivo, social y de desestacionalización, considero que también debería fomentarse y favorecer la competencia empresarial de las agencias de viajes y facilitar que la organización de estas vacaciones subvencionadas estuviera abierta a más operadores”.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.