Diario 5904 26.05.2020 | 12:58
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Sol y playa

Estrategias de destinos competidores frente al coronavirus

Portugal, Grecia, Egipto y Turquía cuentan con diferentes ventajas competitivas frente a España 28 abril, 2020

Portugal, Grecia, Egipto y Turquía son cuatro grandes destinos competidores en el segmento de sol y playa que, frente a la crisis del coronavirus, han adoptado diferentes estrategias. Y en varios casos, cuentan con importantes ventajas competitivas frente a España.

Portugal

Nuestro vecino ha sido el más rápido en crear un certificado unificado para distinguir aquellas empresas y actividades turísticas que aseguran el cumplimiento de requisitos de higiene y limpieza para la prevención y control del coronavirus. Se trata del sello Clean & Safe.

La solicitud del certificado se puede realizar vía online. El sello, válido por un año, es gratuito y opcional y exige la implementación en las empresas de un protocolo interno de acuerdo con las recomendaciones de la Dirección General de Salud de Portugal.

Portugal se ha avanzado a todos los demás destinos lanzando una certificación sanitaria unificada para empresas turísticas

Con esta medida, Portugal se promociona como destino seguro desde el punto de vista de los controles de la propagación del coronavirus, con una acción coordinada con todas las empresas del sector.

Portugal tiene otra ventaja añadida frente a España: el número de contagiados (23.864) y fallecidos (903) es mucho menor, tal como podemos ver en el siguiente mapa interactivo.

Desplaza el ratón por encima de cada país para visualizar los datos o pulsa con el dedo si estás usando un smartphone o tablet.

Turquía

El Gobierno turco también prepara un certificado sanitario que ofrezca garantías a los mercados emisores internacionales. El ministerio de Turismo prevé además que los hoteles del país puedan volver a recibir viajeros (de momento, solo nacionales) a partir del mes de junio.

A la hora de promocionarse como un destino seguro frente al coronavirus, una ventaja añadida para Turquía es el tamaño de sus grandes hoteles y resorts, lo que facilitará las medidas de distanciamiento social

“Es habitual ver superficies hoteleras mayores de 80.000 m2 (los hay de más de 300.000 metros cuadrados) con múltiples puntos de venta (los hay con hasta 18 bares y restaurantes en un mismo resort), lo cual facilita aplicar estrategias de dispersión de clientes incluso sin reducir drásticamente la capacidad alojativa”, explica Antonio Garzón, hotelero español y consultor turístico, que ha elaborado varios informes sobre el terreno de la oferta hotelera turca.

El tamaño de los grandes resorts hoteleros de Turquía puede favorecer las medidas de distanciamiento social

Además, “en los muchos casos de una ubicación hotelera en primera línea de playa incluso tienen el control sobre las hamacas y la playa, lo que les permite la aplicación también en ese entorno de las medidas de distanciamiento. Sin duda, las enormes dimensiones hoteleras le otorgan una ventaja competitiva a estos competidores”, indica Antonio Garzón.

Por otra parte, este experto considera probable que Turquía vuelva a emplear una práctica usada en crisis anteriores con el fin de reactivar la demanda: subvencionar vuelos. En 2016, Turquía pagó hasta 6.000 euros por vuelo como ‘suplemento para queroseno’ para vuelos a la Riviera turca y el mar Egeo.

“En otras ocasiones usaron una estrategia parecida: pagar a la aerolínea las plazas que no llenen a partir del 60%. Mientras tanto, en España discutimos sistemas opacos como la ampliación de la bonificación del residente en las islas al peninsular, la cual conlleva la problemática de la evidente incompatibilidad de la integración de una subvención en un sistema de libre precio de mercado”.

En Turquía se han confirmado hasta ahora 110.000 casos de coronavirus, mientras que el número de fallecidos declarados por las autoridades asciende a 2.805.

Egipto

Al igual que Turquía, Egipto es otro destino con una amplia experiencia en gestión de crisis.

Y es que ambos países, apunta Antonio Garzón, “tienen más agilidad de reacción por tener más experiencia en caerse y levantarse de parones de la actividad turística, en dichos casos no inducidos por crisis sanitarias sino por actos terroristas”.

Egipto en particular “ha tocado fondo y se ha recompuesto de nuevo varias veces con una capacidad admirable”.

En cambio, “para nosotros en España un parón turístico de estas dimensiones es algo nuevo. Lo más parecido que hemos sufrido recientemente fue la crisis del 2009, pero para algunos de nuestros competidores esto forma parte de los ciclos turísticos de su historia. Son auténticos supervivientes que están acostumbrados a levantarse después de cada golpe”.

En este sentido, durante los últimos años de “parón turístico”, Egipto ha aprovechado este tiempo para efectuar “importantes inversiones en infraestructuras como, por ejemplo, una nueva zona peatonal en Hurghada y la ampliación de la carretera que une Hurghada con Luxor, donde está prevista la mejora de la conexión con Marsa Alam. Mientras tanto, en Cairo ya está terminado el Gran Museo Egipcio. Además, los incentivos del Gobierno para facilitar inversiones extranjeras han dado resultado, como muestra el anuncio en 2018 de la construcción del parque temático más grande de Egipto, en Marsa Matrouh, con un complejo hotelero, un gran zoológico y una inversión de 3.300 millones de dólares”.

Egipto es un país con gran experiencia en superar todo tipo de crisis y garantizar la conectividad aérea mediante subvenciones es una de sus especialidades

“Y cuando se trata de volver al mercado tanto a turcos como a egipcios no les tiembla el pulso en asegurar la conectividad aérea: En 2018 Egipto subvencionó conexiones chárter a sus destinos con entre 2.000 y 6.000 dólares, según aeropuerto, siempre que la ocupación del avión fuese superior al 80%”.

La estrategia de Egipto también va a enfocada a controlar la cadena de valor.

En este sentido, cabe recordar que el magnate egipcio Samith Sawiris, segundo mayor accionista del turoperador alemán FTI Group, quiere hacerse con una mayor participación en el grupo. Sawiris es propietario y fundador de la compañía Orascom Development Holding, operadora de resorts turísticos y proyectos inmobiliarios en Egipto y Europa. Sawiris cuenta con el 33% de las acciones y su intención es hacerse con el 75% de FTI.

El millonario egipcio también ha comprado el negocio de franquicias de agencias de viajes de Thomas Cook en Alemania.

Sawiris ha propuesto al Ministerio de Turismo de Egipto abrir a partir del verano los hoteles sólo con la mitad de su capacidad. Y es que según reveló el empresario, “en Egipto, gracias a nuestros reducidos costes operativos, ya alcanzaríamos con esa ocupación márgenes de beneficio, con lo que tendríamos una ventaja competitiva”.

Gracias a esos reducidos costes operativos, Antonio Garzón cree que los grandes hoteles egipcios tendrán más margen para “reducir voluntariamente su capacidad de aforo”. Una medida más complicada de llevar a cabo en España, donde los costes operativos (incluyendo personal) son más elevados en comparación con Egipto. De hecho, cree Antonio Garzón, “para algunos hoteles españoles sería más rentable permanecer cerrados que reducir la capacidad al 50%. En este caso estaríamos, tal como comenta Sawiris, ante una clara ventaja competitiva de Egipto”.

Hasta ahora, Egipto ha reportado cerca de 4.500 casos de coronavirus y 317 fallecidos.

Ver también el post de Antonio Garzón Canarias vs. competidores frente al Covid-19

Grecia

Una de las bazas que ayudará a este destino a promocionarse en los mercados internacionales será el escaso impacto que ha tenido el coronavirus en el país. Hasta ahora, ha habido cerca de 2.500 casos y tan solo 134 fallecidos.

“Las medidas implementadas en Grecia son algunas de las más proactivas y estrictas en Europa y han sido reconocidas por contener la propagación de la enfermedad y mantener el número de muertes en niveles relativamente más bajos”, explica SETE, la Confederación de Empresas Turísticas Griegas.

Por ejemplo, se han impuesto restricciones de viaje a personas procedentes de países “muy afectados por Covid-19, entre ellos Italia, España, Turquía, Gran Bretaña, Holanda”.

Desde el 23 de marzo, todos los hoteles y centros turísticos del país suspendieron sus operaciones. La reapertura está prevista a partir del 30 de abril.

Grecia, por las medidas que implantó, tiene a su favor haber podido mantener la cifra de casos y fallecidos por coronavirus a unos niveles muy bajos en comparación con España

Por otra parte, según explica SETE, “las empresas turísticas se han incluido en los paquetes de apoyo del gobierno para las empresas afectadas por la crisis del coronavirus, con 2.000 millones de euros que se asignarán al sector”.

Además, la Confederación de Empresas Turísticas Griegas ha solicitado al gobierno la reducción del IVA en el alojamiento al 6% y en la restauración total al 13%, “de modo que la carga del IVA en el paquete turístico disminuiría al 8%-9%”.

SETE también reclama la reducción del IVA en el transporte aéreo y ferroviario nacional al 13% (desde su nivel actual del 24%), la reducción del IVA de los servicios por parte de las agencias de viajes que ofrecen paquetes turísticos (del 24% al 13%) así como “la abolición, suspensión o reducción drástica” del impuesto por pernoctación.

Las empresas turísticas griegas también esperan contar con medidas de apoyo adicionales para la liquidez con la garantía estatal, en varios esquemas de ayuda.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.