Diario 5938 05.07.2020 | 14:57
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. IATA advierte que la demanda volverá a los niveles precoronavirus en 2024 y OAG que han salido brotes verdes

Más de 60 aerolíneas vuelven a despegar en junio

17 junio, 2020

A pesar de la advertencia de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) de que la demanda de pasajeros no se recuperará por completo hasta 2024, OAG, la consultora internacional en inteligencia del mercado de la aviación comercial, reporta señales claras de recuperación, con más de 60 aerolíneas que han relanzado servicios para el verano a partir de este mes de junio, medida que las restricciones de viaje están siendo levantadas en muchos países y regiones.

A medida que aumenta el tráfico aéreo, los aeropuertos enfrentan enormes desafíos de planificación de capacidad. Antes de la pandemia de la COVID-19, los operadores ajustaban la capacidad en función de patrones de demanda consistentes, respaldados por meses y años de datos históricos. Incluso se anticiparon ciertas fluctuaciones, como picos diarios, períodos estacionales o la adición de nuevas rutas.

Pero en estos momentos, después de tres meses de hibernación y una paralización en algunos casos hasta del 100%, hay una gran incertidumbre entre las operadoras acerca de la demanda en un día determinado y qué capacidad ofertar.

Los aeropuertos, por su parte, están lidiando con cómo mantener las operaciones funcionando sin problemas mientras se enfrentan a tres problemas principales: horarios de vuelo volátiles, niveles de ocupación aérea y perfiles de presentación de pasajeros, en un momento en que enfrentan restricciones presupuestarias y de personal significativas.

Horarios de vuelo variables

A medida que los países vuelven a abrir sus fronteras, las aerolíneas están lanzando capacidad para los próximos meses, pero no está claro exactamente cuándo y cómo se programarán las rutas, ya que las operadoras enfrentan decisiones difíciles en sus futuras operaciones.

Se espera que las decisiones de programación sean amplias. Algunas aerolíneas pueden programar vuelos como si nada hubiera pasado. Otros pueden programar vuelos, solo para cancelar en el último minuto, o hacer cambios abruptos en el tipo y tamaño de la aeronave.

Ocupación aérea incierta

Si bien algunas aerolíneas pueden aplicar el distanciamiento social a bordo, dejando los asientos intermedios desocupados, otros pueden llenar sus cabinas a medida que se alivian las restricciones, lo que hace que la ocupación sea un factor de planificación incierto, señalan los expertos de OAG.

Esta incertidumbre respecto al factor de carga, combinada con horarios ya volátiles, hace que los aeropuertos se pregunten cómo pueden tomar decisiones precisas de personal y recursos para satisfacer adecuadamente la demanda. Para agravar el problema están los procesos cambiantes en torno a las maletas de cabina, con el objetivo de evitar el contacto entre pasajeros, lo cual afecta la facturación y el manejo de equipaje.

El miedo a los espacios abarrotados influirá en la llegada de pasajeros al aeropuerto y el flujo posterior a través de la terminal. Los viajeros pueden llegar mucho antes para intentar evitar las multitudes o esperar hasta el último momento para minimizar el tiempo que pasan en la terminal. Dichas variables dificultan la predicción de la presentación de pasajeros.

Al mismo tiempo, los aeropuertos deberán hacer frente al posible aumento de los tiempos de procesamiento debido a los controles de salud o el control de la temperatura, lo que tendrá un efecto negativo en el flujo a través de la terminal.

¿Qué pueden hacer los aeropuertos?

El servicio tradicional y las métricas de rendimiento, basadas en datos históricos, no se aplicarán hasta que el tráfico se acerque a los niveles anteriores a la COVID19, lo que significa que los operadores deberán encontrar nuevas formas de adaptarse rápidamente.

El pronóstico dinámico y de autocorrección permite a los operadores revisar fácilmente las predicciones, lo que proporciona una mayor precisión de planificación en el check-in, la seguridad, el control de fronteras, el equipaje y la asignación de puestos y puertas.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 1
Utilizar la información de capacidad futura de OAG para los próximo meses no es adecuado dado que los procesos de ajuste de programación de las aerolíneas son muy diferentes a la de años anteriores y se producen a más corto plazo. Usar esta información puede acarrear el riesgo de generar expectativas que luego no se vean cumplidas.

Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.