Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Se celebrarán del 1 al 5 de septiembre

Fallas de Valencia: la hostelería prevé facturar el 29% de 2019

26 agosto, 2021 Premium
  • Bares y restaurantes esperan facturar un 32% de lo registrado en 2019, mientras el ocio nocturno apenas llegará al 19,8%
  • Las restricciones a la actividad de la hostelería son la principal causa de las malas expectativas, según los resultados de una encuesta
  • El toque de queda y las limitaciones impuestas a las actividades falleras son otras razones que justifican las malas revisiones

Tras la suspensión de las Fallas de Valencia, por segundo año consecutivo por la pandemia de la COVID-19, en el pasado mes de marzo, la ciudad podrá organizar su fiesta más popular la próxima semana, del 1 al 5 de septiembre. Un periodo en el que locales de ocio y hostelería de la ciudad estiman facturar apenas un 28,7% de lo que hicieron en las fiestas de 2019.

Según los resultados del estudio de perspectivas sobre las Fallas de 2021 de la Coordinadora de Hostelería de los barrios de Valencia, se esperan unas fiestas "bastante malas" -apenas un 2,1 en una escala del 1 al 5- como consecuencia del toque de queda y las restricciones vigentes en la ciudad hasta el mismo día 5.

Los bares y restaurantes esperan facturar un 32,1% de lo registrado en 2019, mientras el ocio nocturno estima que apenas llegará al 19,8% de dicho ejercicio.

Con respecto a los factores y causas de las malas expectativas, según el estudio, para el 67,7% de los encuestados, son las restricciones a la actividad de la hostelería, a sus horarios y aforos.

Le sigue la imposición del toque de queda, que es la causa para el 64,5%, mientras que el 54,8% apunta a las múltiples limitaciones impuestas a las actividades falleras, con la suspensión de las mascletaes y castillos en su formato habitual, las limitaciones en la Ofrenda y la prohibición de verbenas y discomóviles.

Las últimas posiciones de esta escala las ocupan la celebración de las Fallas en el mes de septiembre o el miedo del público a las aglomeraciones, señaladas por un 43,5% de los encuestados.

Con respecto a los resultados del primer fin de semana de pre-Fallas, que tuvo lugar del 20 al 21 de agosto,apenas ha habido actividad fallera en la calle y los resultados se han considerado "bastante malos".

Por sectores, el estudio señala de nuevo la crítica situación de los locales de ocio, que se pone de manifiesto en las nulas expectativas ante las próximas fiestas. Su percepción es serán entre "muy malas" y "bastante malas" frente a bares y restaurantes que las esperan entre "bastante malas" y "regulares" por los horarios.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 1
En mi opinión , no son acertadas las fechas elegidas para plantar las fallas , quizá la primera semana de diciembre hubiera sido mejor, tanto por el clima como por la posibilidad de mejorar los ingresos . Estoy de acuerdo en que las expectativas son muy malas .