Diario 5430 17.11.2018 | 05:29
Hosteltur: Noticias de turismo
Oportunidades definidas por Jones Lang LaSalle, Magma TRI y CBRE Hotels

Ante la crisis, flexibilizar los contratos de operación e internacionalizar

Es el momento de hacer caja vendiendo los activos que las cadenas compraron en Latinoamérica 9 julio, 2013

Las cadenas y hoteles españoles tienen ante sí una doble herramienta con la que continuar afrontando la crisis con visos de supervivencia, dependiendo de su tamaño y fortaleza financiera. La clave reside, según los expertos consultados de Jones Lang LaSalle, Magma TRI Hospitality Consulting y CBRE Hotels, en flexibilizar los contratos de operación e internacionalizar.

El mercado hotelero español está evolucionando hacia un modelo anglosajón, más dinámico, a través de la flexibilización de los contratos de gestión de activos, con un mayor peso del alquiler variable, el management y sobre todo la franquicia, según el estudio de Magma TRI Hospitality Consulting.

La franquicia facilita al hotel independiente o a las pequeñas cadenas el acceso a los mercados internacionales, mucho más activos actualmente que el nacional. Y es que, como señala Miguel Casas, director de CBRE Hotels en Madrid, “el gestor español es muy bueno en reducir costes, pero le falta incrementar los ingresos teniendo más visibilidad en el mercado internacional”.

Sin embargo, según reconoce Bruno Hallé, socio fundador de Magma TRI, “la franquicia aporta mucho valor siempre que el establecimiento se encuentre en ubicaciones prime en destinos atractivos para atraer a ese cliente extranjero”.

Actualmente se está dotando de más creatividad a los contratos a la carta que se firman con sus particularidades.Actualmente se está dotando de más creatividad a los contratos a la carta que se firman con sus particularidades.

Los establecimientos en ciudades secundarias donde el mercado internacional no tiene el peso suficiente disponen de otras opciones: “pequeños grupos comercializadores o compañías de gestión de marca blanca”. En suma, concluye, “hay múltiples opciones para todo buen gestor hotelero”.

En este sentido se está dotando de más creatividad a los contratos, como afirma Hallé. Coincide así con Casas, quien apunta que “se están firmando contratos a la carta con mezclas rarísimas, de manera que es difícil ver dos iguales porque siempre tienen sus particularidades”.

Son además arrendamientos de industria, ya que, añade, “antes eran de uso distinto a vivienda, regulados por la LAU; ahora el propietario no arrenda el inmueble, sino el negocio hotelero”.

Por otra parte las previsiones de los expertos indican que se producirán más fusiones e integraciones de cadenas, como asegura el vicepresidente de Jones Lang LaSalle Hotels para España y Portugal, Giuliano Gasparini, debido a la mala situación económica, completa Albert Grau, el otro socio-fundador de Magma TRI.

Ahí, en opinión de Casas, “queda mucho recorrido debido a la atomización del sector, lo que favorece que se unan cadenas que quizás puedan quedar cubiertas con una marca internacional. Ese tipo de transacciones las vamos a ver en los próximos dos, tres años, seguro. A los grandes grupos internacionales les resulta más fácil hacerse con una cartera que ir hotel por hotel”.

Internacionalización

La internacionalización es otra vía para diversificar riesgos, teniendo las cadenas vacacionales como destinos estrella el Caribe, y Latinoamérica las urbanas, que optan por nuevas líneas de negocio más rentables como hostels y apartamentos turísticos, según puntualiza Hallé. De este modo atraen mercados al alza como el canadiense y el estadounidense.

El siguiente paso, que ya están acometiendo algunas de ellas, como destaca Miguel Casas, es “hacer caja vendiendo los activos que en su día compraron en Latinoamérica, pero manteniendo la marca con fórmulas de sale & lease back o sale & management back. Es un buen momento porque el mercado allí no ha caído tanto, sigue habiendo mucho apetito inversor por parte de los fondos norteamericanos y los valores de los activos inmobiliarios se han defendido mejor porque hay mayores perspectivas de crecimiento”.

Los recursos obtenidos “se destinan a seguir creciendo en nuevos países, tanto de Latinoamérica (Costa Rica, Panamá y Colombia, entre otros), como en Asia, donde hay destinos con gran potencial en los que aún no están presentes las cadenas españolas”.

El reportaje completo, publicado en el número de julio de Hosteltur, está disponible en este link: 'Ante la crisis, flexibilizar los contratos de operación e internacionalizar'.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.