Diario 5455 15.12.2018 | 19:15
Hosteltur: Noticias de turismo

La ocupación en verano en los hoteles de Alicante se eleva hasta el 76 %

5 septiembre, 2003
La ocupación hotelera en Alicante durante los meses de junio, julio y agosto se ha elevado hasta el 76 por ciento, una cifra "positiva" que se sitúa 4 puntos por encima de la registrada en 2002, informó ayer el presidente de la Asociación Provincial de Hoteles (APHA), Vicente Marhuenda.
La ocupación hotelera en Alicante durante los meses de junio, julio y agosto se ha elevado hasta el 76 por ciento, una cifra "positiva" que se sitúa 4 puntos por encima de la registrada en 2002, informó ayer el presidente de la Asociación Provincial de Hoteles (APHA), Vicente Marhuenda. En la firma de un convenio con Iberdrola para mejorar las instalaciones eléctricas de los asociados, Marhuenda señaló que la ocupación media en los primeros ocho meses del año ha sido del 67 por ciento, tres puntos por encima de la de 2002, lo que demuestra la confirmación de una tendencia "alcista" en el sector. Los resultados positivos de los últimos meses, a los que se une una previsión para la primera quincena de septiembre del 78 por ciento, hacen prever que 2003 se pueda cerrar con una ocupación media en torno al 69 por ciento. El presidente de la patronal hotelera explicó que estos datos hay que valorarlos especialmente por el contexto en el que se registran, y en este sentido recordó que algunos de los principales mercados emisores de turistas, como son el francés, alemán, italiano y holandés, se encuentran en un momento económico negativo, que incide directamente en el turismo. Además, resaltó que 2003 ha sido un año marcado por el conflicto bélico en Iraq y por la epidemia de neumonía atípica en países asiáticos y Canadá, que también ha perjudicado, desde el punto de vista del turismo, "a determinados mercados de larga distancia". Los atentados terroristas sufridos en Benidorm y Alicante el pasado julio y el incremento desmesurado de la oferta de camas experimentado en los últimos años son otras de las cuestiones que destacó como perjudiciales a la hora de evaluar el grado de ocupación turística. Por todo ello, APHA consideró que el sector turístico alicantino "ha aguantado" en una coyuntura adversa y ha demostrado que es "maduro" y que cuenta con una clientela "leal y fiel". Sobre el aumento "geométrico" de camas en Alicante, Marhuenda advirtió que esta desproporcionada subida en la oferta de camas provoca que en la actualidad Alicante "roce unos límites razonablemente peligrosos". Reiteró que en la actualidad Alicante se halla en "equilibrio" en cuanto a oferta y demanda de camas, pero alertó sobre que una elevada inversión hotelera a partir de ahora podría desembocar en la "mortalidad empresarial" del sector. Sin embargo, Marhuenda se mostró favorable a que "no se pongan cortapisas" a la posibilidad de que empresarios construyan nuevos hoteles y apostó por que esta situación sea corregida mediante un esfuerzo para aumentar en la misma proporción la llegada de turistas. Para ello, hizo especial hincapié en que el sector debe esforzarse aún más en mejorar la calidad del servicio y, asimismo, también abogó por que la ciudad recupere en cierto grado el sentido de la "hospitalidad" hacia el visitante que, en su opinión, en la última década ha decaído. La Asociación Provincial de Hoteles de Alicante agrupa a 72 establecimientos hoteleros de la provincia, que suman una oferta de unas 8.000 camas.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.