Entrevista

Ferias virtuales de turismo: alternativa frente al recorte de gastos en promoción

Un millar de agentes de viajes de EEUU y Canadá visitaron Conexión Spain Virtual

Un millar de agentes de viajes y turoperadores de Estados Unidos y Canadá visitaron diariamente Conexión Spain Virtual 2012, una feria virtual de turismo organizada por la empresa tecnológica Imaste y Turespaña del 12 al 16 de marzo. El director de la Oficina Española de Turismo en Chicago, Jorge Rubio Navarro, explica en esta entrevista las principales características del evento y las tendencias de futuro en este tipo de workshops virtuales.

Jorge Rubio Navarro, director de la OET de Chicago.Jorge Rubio Navarro, director de la OET de Chicago.

¿Este ha sido ya el tercer año de la feria virtual turística de España en Norteamérica?

En efecto. En 2010 Canadá pusimos en marcha un proyecto piloto para el mercado MICE, donde participaron 20 empresas, en paralelo con un evento físico. En 2011 lanzamos la primera feria virtual en todo EEUU y  Canadá, con 75 expositores españoles. En 2012, con la empresa Imaste, hemos puesto de nuevo en marcha Conexión Spain Virtual. Estamos planteando con Turespaña la posibilidad de extender la feria el año que viene también a Europa.

¿Qué tipo de visitante acude a una feria virtual de turismo?

Turoperadores, agentes de viajes, sector MICE y consumidor final.

¿Y qué aspecto tiene la feria?

Está concebida en un entorno tridimensional. Cada expositor tiene su estand. De hecho, la empresa organizadora, Imaste, vende los espacios como se venderían en una feria tradicional, dependiendo del espacio y la presencia que quieras tener, de 400 a 3.000 euros. Dentro del estand tienes tu información, productos, videos, ofertas, fotografías, folletos descargables.

¿Cómo es un día normal de una feria virtual de turismo?

El expositor está en su estand, recibiendo visitantes, y puedes tener reuniones programadas o sobre la marcha cuando la gente te visita, a través de chat o videochat. Pero a veces, desde tu pantalla, puedes tener la sensación de que no hay visitantes en la feria, cuando en realidad estaba llena. Hemos tenido unos 1.000 visitantes al día. En futuras ediciones tendremos que incorporar un mecanismo para localizar a la gente, algún tipo de plano de superficie donde puedas ver los puntos donde está cada uno.

¿Pero expositor y visitante pueden estar separados por miles de kilómetros en realidad?

Exacto. Tú estás frente a una pantalla, atendiendo tu estand. Ves quien está conectado, quien está dentro de tu estand. O puedes ir a la sala de networking, donde ves todas las personas que están en ese momento visitando la feria. Lo habitual ha sido que los compradores "entraban" en tu estand y te hacían preguntas concretas sobre destinos, infraestructuras, grupos que tenían previstos, etc.

¿Qué problemas prácticos plantea esta distancia, por ejemplo en cuanto a horarios?

Las OET's en EEUU y Canadá (las oficinas de Turespaña de Toronto, Nueva York, Miami, Los Ángeles y Chicago) nos hemos organizado para que el estand de Turespaña estuviera permanentemente atendido durante los tres husos horarios que hay en esta región del mundo. Los expositores españoles, si querían tener oportunidades de negocio, tenían que estar atendiendo hasta las doce de la noche o una de la madrugada, teniendo en cuenta la diferencia horaria. Es complejo de gestionar, pero si no estás en ese momento, puedes dejar tu tarjeta virtual.

¿Qué resultados ha dado la feria?

En total, incluyendo la semana previa de registro, se han contado 10.000 visitas. Durante los cinco días de la feria en sí, hemos tenido una media diaria de 1.000 visitantes, que son compradores registrados, para 50 expositores. Por otra parte, la feria quedará abierta todo el año, a modo de exposición: los visitantes podrán volvar a entrar, descargarse información, etc, pero ya no habrá interacción de chat. También se han programado seis workshops temáticos, también virtuales, de un día de duración y reuniones de uno a uno.

¿Qué lecciones han aprendido para futuras ediciones?


La primera feria fue de ocho días. Esta vez lo hemos acortado a cinco. Creo que será necesario dejarla en sólo dos días, pues la campaña de márketing online es muy compleja para mantener público durante tantos días. En todo caso, en las siguientes ediciones será muy importante gestionar bien una agenda de citas, para no perder oportunidades, y sacar máximo partido de las videoconferencias de Skype, sobre todo pensando en pymes turísticas que no pueden plantearse asistir como expositores a una feria turística o a un workshop en mercados emisores lejanos.

¿En un entorno de recortes de presupuesto en turismo, las ferias virtuales serán una alternativa?

Creo que las ferias y workshops virtuales son una oportunidad real. La feria física seguirá existiendo, aunque irá a menos.

Si algún destino o empresa española quiere participar el año que viene, ¿cuál sería su recomendación?

En primer lugar: que tengan en el estand la mejor documentación electrónica e información posible (fotos, vídeos, pdf's interesantes). En segundo lugar: incorporar el enlace al motor de reservas propio. Y en tercer lugar pero lo más importante: los expositores tienen que ser activos como si esto fuera una feria física, no pensar que "esto es un experimento y vamos a ver qué pasa", sino que tendrán que comunicar a sus potencias clientes su asistencia a la feria o workshop virtual, aprovechando sus herramientas de CRM. No hay que dejarse llevar sólo por la campaña de márketing online que pueda hacer el organizador o Turespaña, cada expositor debe aprovechar también sus propios medios, en sus canales de Facebook, Twitter, etc, anunciar que van a estar allí.

 

Comentarios 1

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Usuario

arturo Crosby26/03/2012 10:03:12

No se porque este tipo de tecnología para el turismo, que sin duda, es muy eficiente, no termina por cuajar en el sector. Forum Natura, hace ya, unos 4 años, creo un proyecto de feria virtual, todavía existente (www.feriaturismorural.com), pero en stand-by. Parece que se adelanto mucho al mercado, porque lo cierto es que los potenciales compradores o clientes, desconfiaban mucho, demasiado, de las ferias on-line, porque no se garantizaba las visitas y había un ruido de fondo de desconfianza en los negocios en internet, al menos en el sector.
Y si bien ahora ya existe en algunas zonas geográficas, todavía el tema esta incipiente, pero no, a nivel tecnologico.

00 Más comentarios del lector Responder

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.