Inhabilitado para cargos públicos el ex ministro de Turismo mexicano

El ex ministro de Turismo de México Oscar Espinosa fue inhabilitado ayer por cinco años para ocupar cualquier cargo público al ser hallado responsable del desvío de unos 10 millones de pesos (909.090 dólares) cuando ocupó esa dependencia.

El ex ministro de Turismo de México Oscar Espinosa fue inhabilitado ayer por cinco años para ocupar cualquier cargo público al ser hallado responsable del desvío de unos 10 millones de pesos (909.090 dólares) cuando ocupó esa dependencia.La Secretaría de la Función Pública (Contraloría) determinó la inhabilitación de Espinosa y le impuso una sanción económica de 354.673 pesos (más de 32.000 dólares). Además, halló culpables a otros tres ex funcionarios, que también fueron multados e inhabilitados para ejercer cargos públicos. El que fuera alcalde de Ciudad de México entre 1994 y 1997 estuvo involucrado en un desvío de recursos durante los ejercicios fiscales de 1998, 1999 y desde enero hasta noviembre de 2000 en la partida correspondiente a gastos de ceremonial y orden social de la Secretaría de Turismo, según recogen medios de prensa locales. Espinosa ordenó gastos para guardaespaldas que no están justificados, además de otros considerados "improcedentes", como el mantenimiento de oficinas alternas a las del Ministerio. El ex ministro se enfrenta a un proceso penal por otro desvío de recursos de 420 millones de pesos (unos 38 millones de dólares) en el que presuntamente incurrió cuando era alcalde de la capital. Espinosa protagonizó un gran escándalo en 2001 al ser extraditado desde Nicaragua, a donde huyó cuando era sospechoso del millonario desvío de fondos detectado durante su gestión como alcalde. Cuando Espinosa fue director general de Nacional Financiera -banco de desarrollo del Gobierno mexicano- (1991-1993) se "autoconcedió" irregularmente una pensión vitalicia. En 1994, Espinosa fue tesorero de la campaña presidencial de Ernesto Zedillo, y su habilidad para recaudar fondos fue premiada con la Alcaldía de Ciudad de México, que entregó en 1997 al líder izquierdista Cuauhtémoc Cárdenas, ganador de los primeros comicios democráticos celebrados en la capital. Ya en la Presidencia de México, Zedillo entregó a su asesor el Ministerio de Turismo, al que tuvo que renunciar tres años después presionado por las denuncias de fraude. En marzo de 2000, la Procuraduría de Justicia del Distrito Federal le acusó formalmente de peculado, y en agosto renunció al cargo y desapareció. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.