Diario 5329 23.07.2018 | 00:49
Hosteltur: Noticias de turismo

Las agencias cobrarán 15 euros como mínimo por extender pasajes de Iberia

11 diciembre, 2003
Los clientes de Iberia pagarán una cantidad fija a la agencia de viajes donde adquiera su billete como pago por el servicio recibido a partir del próximo día 1 de enero. En líneas generales, el llamado service fee representa alrededor del 6,5 por ciento, pero el pacto entre Iberia y las agencias ha permitido elaborar un listado de cantidades fijas a percibir por la agencia.
Los clientes de Iberia pagarán una cantidad fija a la agencia de viajes donde adquiera su billete como pago por el servicio recibido a partir del próximo día 1 de enero. En líneas generales, el llamado service fee representa alrededor del 6,5 por ciento, pero el pacto entre Iberia y las agencias ha permitido elaborar un listado de cantidades fijas a percibir por la agencia. El mínimo es de 15 euros por un vuelo doméstico. Esta cantidad será la misma tanto si se compra billete de ida como de ida y vuelta. El máximo será de 70 euros, reservado para los clientes que compren viajes de negocios intercontinentales, según han precisado fuentes de Iberia, quienes han advertido que "estas cifras corresponden a las comisiones que dejará de pagar la compañía pero la agencia está facultada a reducirlas". No obstante, estas serán las cifras que cobre Iberia en sus propias oficinas como gastos de gestión, dijeron las mismas fuentes. Las restantes aerolíneas, Air Europa y Spanair, van a adoptar un sistema idéntico, según han asegurado desde Agencias de Viajes Agrupadas (AVA). Su vicepresidente, Mateo Mairata, rechazó las declaraciones del conseller Flaquer indicando que el cobro del servicio "no es una estrategia comercial sino una imposición de Iberia". Iberia vende de forma directa el 70 por ciento de su producción total en Balears, y otra modalidad que crece de forma imparable es el billete electrónico, ya que el 60 por ciento de la venta de pasajes de Iberia en agencias de viajes son de tipo electrónico. Este sistema simplifica mucho la gestión, puesto que al adquirir el billete ya no se emite en papel sino que al cliente sólo se le da la conformidad y un número de localizador. Cuando el pasajero se presenta en los mostradores de facturación, basta con que muestre su DNI, y ya consta en los ordenadores que ha efectuado el oportuno pago, y se le extiende la tarjeta de embarque. De esta manera mejora la eficacia del sistema y alivia a los pasajeros, puesto que se libran de perder el pasaje. (M.M., Diario de Mallorca, 11/12/03)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios

Esta noticia no tiene comentarios.