Diario 5327 20.07.2018 | 07:23
Hosteltur: Noticias de turismo

My Travel anuncia pérdidas de 358,3 millones de libras, pero confía en volver a niveles de rentabilidad en 2005

12 diciembre, 2003
El grupo británico My Travel ha anunciado ayer pérdidas operativas de 358,3 millones de libras durante el pasado ejercicio. Éstas se deben sobre todo al mal comportamiento del negocio en el Reino Unido, cuyo responsable, Duncan Wilson, anunció su dimisión el pasado viernes, después de que la presentación de los resultados del grupo, inicialmente prevista para finales de noviembre, hubiera sido aplazada.
El grupo británico My Travel ha anunciado ayer pérdidas operativas de 358,3 millones de libras durante el pasado ejercicio. Éstas se deben sobre todo al mal comportamiento del negocio en el Reino Unido, cuyo responsable, Duncan Wilson, anunció su dimisión el pasado viernes, después de que la presentación de los resultados del grupo, inicialmente prevista para finales de noviembre, hubiera sido aplazada. El pasado año ha sido desastroso para My Travel. El grupo anunció ayer, en la presentación de sus resultados, pérdidas operativas de 358,3 millones de libras, frente a unas pérdidas de 20,4 millones en el año 2002. El grupo achaca este mal resultado del año que se cerró el 30 de septiembre sobre todo a la pobre respuesta que tuvo antes los acontecimientos que mermaron el pasado año turístico, como la guerra de Irak y SARS. La gran parte de las perdidas, 325,4 millones de libras, fue causada por el negocio en el Reino Unido, mientras que las pérdidas en la división del Norte de Europa alcanzaron los cuatro millones y de la división de Norte América los 0,1 millones de libras. En los negocios de Alemania – cabe recordar que el grupo vendió el turoperador FTI por un simbólico euro – se perdieron 36,1 millones de libras. La dirección de My Travel estima que una parte importante de las pérdidas, que se elevan en 337,9 millones sobre el año pasado, es relacionada a "partidas no comparables", sobre todo en el Reino Unido. Estas partidas abarcan, entre otros aspectos, los efectos de los cambios de moneda (24,2 millones), liquidaciones de negocios (13,3 millones), o costes de administración relativos a la refinanciación de los créditos del grupo (16,6 millones). El director ejecutivo de My Travel para el Reino Unido e Irlanda, Duncan Wilson, anunció la semana pasada su dimisión. No obstante, el grupo no relacionó la salida de Wilson, quien permanece en el grupo durante un periodo transitorio, con los malos resultados, sino que informó que la dimisión es fruto de que el director ejecutivo en la división del Reino Unido e Irlanda sintiera que su función "ha llegado a un final natural". Por otra parte, también han dimitido el director de aviación, Bill McGrorty, y el director de adquisiciones extranjeras, Bill Allen. Respecto a los resultados del pasado ejercicio, el director ejecutivo del grupo My Travel, Peter McHugh, informó que "2003 ha sido un año extremadamente pobre para My Travel", y calificó el resultado de "muy decepcionante". Una parte "significativa" de las pérdidas de 358,3 millones de libras se debe al "legado" del pasado. Asimismo, McHugh constató que la estructura del grupo impidió una respuesta efectiva ante un entorno de negocio extremadamente difícil, mermado por añadidura por los "pobres sistemas de información de la dirección, que perjudicaron nuestra capacidad para hacer previsiones fiables y actuar en consecuencia". "El entorno externo del negocio era excepcionalmente difícil en todos nuestros mercados – el Reino Unido, el Norte de Europa y América del Norte. La guerra en Irak hizo que la gente en los tres mercados desistiera de hacer viajes al extranjero; el impacto de SARS fue muy grave para el negocio en Canadá; y el clima caluroso, muy poco habitual en el Reino Unido y Escandinavia, hizo bajar la demanda de viajes. La estructura del grupo impidió que respondiéramos con efectividad ante este entorno de negocio". Respecto al Reino Unido, que más contribuyó a las pérdidas, se echó en falta una comunicación efectiva para hacer previsiones y actuar en consecuencia. Asimismo, se tomaron las decisiones equivocadas respecto a los precios, y el escaso negocio a finales del verano contribuyó a que se lograron márgenes muy bajos, a pesar de la reducción de capacidades. No obstante, se hace una buena valoración de la implementación del Plan Estratégico para conseguir un cambio. En junio, My Travel anunció la refinanciación de 1,3 billones de libras de deudas y facilidades de contingentes hasta al menos el mes de mayo de 2006. En septiembre, se aseguró el acuerdo de extender las obligaciones convertibles (221,6 millones) hasta enero de 2007. Asimismo, desde octubre, se lograron acuerdos de vender los cuatro negocios más importantes en Estados Unidos – WTC, US Cruise, Lexington y Auto Europe - por más de 250 millones de dólares. Por otra parte, el grupo liquidó negocios de alto riesgo, que aportaban pérdidas, incluyendo las operaciones en Alemania y Polonia, así como Sun Trips y Vacation Express en EE.UU., que resultaron en una pérdida excepcional de 75,6 millones de libras durante este año. El estado actual de las reservas se encuentra en los niveles esperados, mejorando los márgenes sobre el año anterior. "Las reservas para verano 2004 están actualmente por debajo del año anterior, pero se encuentran en línea con el resto de la industria, con mejores márgenes que el año anterior". Para el invierno, las reservas en el negocio charter en el Reino Unido se encuentran un 17% por debajo del año anterior, mientras que los precios se han elevado un 10% por encima del año pasado. "La reducción de las reservas refleja en gran parte las reducidas capacidades que se han puesto a la venta". En el caso de la división del Norte de Europa, las reservas charter para invierno están un 11% por debajo del año pasado, con una mejora de los precios del 5%. También aquí, se refleja el hecho de que se hayan reducido las capacidades. En Norteamérica, las reservas han mejorado un 11%, con una reducción de precios del 3%. Respecto a las previsiones, el grupo My Travel se muestra optimista sobre la implantación del Plan Estratégico, cuyos pilares básicos con la reducción de costes fijos y la reestructuración del negocio charter y de distribución en el Reino Unido. "No obstante, está claro que hemos subestimado la extensión de las necesidades de reestructuración en el Reino Unido, y el nivel requerido del cambio del negocio es mayor de lo que en un principio se preveía". El grupo asegura que se ha hecho un mayor esfuerzo en poner en marcha las acciones que lograrán este cambio. Se retiraron las aeronaves antiguos y se incrementó la utilización de la flota. El nivel de garantías para acomodación, sobre todo en el negocio del Reino Unido, ha sido reducido "y hemos mejorado la flexibilidad para responder a los cambios en el mercado". Aunque se requerirá tiempo para lograr un efecto significativo sobre los resultados finales, se estima que en 2005, se habrán ahorrado más de los 150 millones de libras en costes, según estaba previsto. "A corto y medio plazo, los beneficios y activos financieros del grupo seguirán siendo objeto de riesgos significativos, debido a los altos niveles de costes fijos y los altos niveles de endeudamiento". No obstante, se trabaja para "lograr una mejora significativa en 2004, y volver a los niveles de rentabilidad en 2005". (Charlotte Miller/ HOSTELTUR/ charlotte@hosteltur.com)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios

Esta noticia no tiene comentarios.