La región belga de Valonia estudia pedir a Ryanair la devolución de 4 millones de euros de ayudas públicas

La región de Valonia, al sur de Bélgica, prevé pedir a la aerolínea irlandesa Ryanair el reembolso de unos 4 millones de euros de ayudas públicas, en cumplimiento de la decisión de la Comisión Europea (CE) que declaró ilegales parte de los incentivos del aeropuerto de Charleroi a la compañía. El director del aeropuerto, Laurent Jossart, anunció, en una entrevista publicada ayer por el diario belga La Libre Belgique, que el Gobierno valón tiene de plazo hasta el 15 de septiembre para "recuperar o demostrar su voluntad" de recuperar las ayudas a la CE.

La región de Valonia, al sur de Bélgica, prevé pedir a la aerolínea irlandesa Ryanair el reembolso de unos 4 millones de euros de ayudas públicas, en cumplimiento de la decisión de la Comisión Europea (CE) que declaró ilegales parte de los incentivos del aeropuerto de Charleroi a la compañía. El director del aeropuerto, Laurent Jossart, anunció, en una entrevista publicada ayer por el diario belga La Libre Belgique, que el Gobierno valón tiene de plazo hasta el 15 de septiembre para "recuperar o demostrar su voluntad" de recuperar las ayudas a la CE. En este sentido, avanzó que el ministro valón de Transportes, André Antoine, enviará en los próximos días una carta a la compañía, con copia a la Comisión, en la que le insta "a proceder al reembolso de un montante de unos 4 millones de euros. En declaraciones a EFE, fuentes del gabinete de este ministro no desmintieron que este sea el montante final que se reclame a la aerolínea, pero precisaron que la cuestión sigue todavía "en deliberación". Según Jossart, la misiva incluirá además algunas "informaciones complementarias" para justificar parte de las subvenciones, así como un régimen de incentivos "transparente, proporcional, no discriminatorio y abierto a todas las compañías". El pasado 3 de febrero, la CE declaró ilegales parte de los incentivos que el aeropuerto de Charleroi concede a Ryanair y exigió el reembolso de los beneficios correspondientes. El Ejecutivo comunitario no fijó la cantidad a devolver pero estimó que no superaría el 25% del total de subvenciones recibidas por Ryanair: cerca de 15 millones de euros, desde que la compañía de bajo coste aterrizó en Charleroi en 2001. La decisión comunitaria declaraba ilegales los descuentos exclusivos sobre cargas aeroportuarias que Charleroi concede a Ryanair, los incentivos no vinculados a los costes reales de apertura de nuevas líneas y las ayudas a la ruta Dublín-Charleroi. El Ejecutivo comunitario aceptó sin embargo las ayudas concedidas a la creación de nuevas líneas, por un máximo de cinco años, las destinadas a actividades promocionales, por el mismo periodo, y las de asistencia en tierra. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.