Diario 5349 15.08.2018 | 09:10
Hosteltur: Noticias de turismo

Ferrovial contrata a Macquaire para que le asesore en la venta de los activos de BAA en aeropuertos australianos

4 enero, 2007
Ferrovial ha contratado al banco australiano Macquarie para que le asesore en el proceso de venta de las participaciones que su filial BAA tiene en los aeropuertos australianos de Melbourne, Perth, Launceston, Darwin, Alice Springs y Tenants Creek.
Fuentes de la compañía afirmaron a Efe que todavía no se ha decidido si finalmente se venderán todos los activos o sólo algunos, y señalaron que el proceso está aún en una fase preliminar. Esta posible venta forma parte de la estrategia del grupo de desprenderse de activos no estratégicos, después de que la compra de BAA, el pasado verano, disparara su deuda por encima de 34.000 millones de euros. BAA controla el 19,8% del capital de los aeropuertos de Melbourne y Lanceston, cuyo propietario es Australia Pacific Airports Corporation (APAC). APAC adquirió el aeropuerto de Melbourne en julio de 1997 y Launceston en mayo de 1998. En ambos tiene un contrato para operarlos durante 50 años, con opción de prorrogarlo por otros 49. El gestor de aeropuertos británico posee además el 15% del aeropuerto de Perth, a través de Airstralia Development Group (ADG), cuya filial Westralia Airports Corporation (WAC) opera dicho aeródromo. Por último, la filial de Ferrovial tiene otro 10% en Airport Development Group, que opera los aeropuertos de Darwin, Alice Springs y Tennant Creek. Según medios australianos, las participaciones que tiene BAA en Melbourne y Launceston tienen un valor de más de 500 millones de dólares (380 millones de euros), mientras que el paquete accionarial de Perth valdría unos 120 millones de dólares (91,2 millones de euros), de acuerdo con una valoración independiente realizada el año pasado por encargo del Australian Infrastructure Fund. El proceso de enajenación de activos no estratégicos empezó con la venta del Aeropuerto de Budapest (BAA) al consorcio alemán Hochtief Airport y prosiguió con el traspaso a Macquarie de la participación del 50% que tenía en el aeropuerto de Bristol. En lo que se refiere al aeropuerto de Sydney, el grupo constructor acordó con Macquarie prorrogar el plazo para ejercer la opción de compra y venta sobre la participación del 20,9% que tiene en él, de manera que el grupo australiano podrá cerrar la operación entre el 1 de febrero y el 31 de marzo.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.