Diario 5350 16.08.2018 | 17:49
Hosteltur: Noticias de turismo

La escasez de nieve reduce en un 40% la facturación de las estaciones de esquí

22 enero, 2007
Las estaciones de esquí españolas han visto reducida su facturación en una proporción que podría rondar el 40% en lo que va de temporada debido a la escasez de nieve, según cifras aportadas por las distintas instalaciones.
Aunque no se conocen datos generales, ya que la Asociación Turística de Estaciones de Esquí y de Montaña (Atudem), que agrupa a todas las instalaciones del territorio español, no hará una evaluación económica hasta el fin de temporada, los datos aportados por las distintas estaciones muestran retrocesos destacados. Las estaciones de esquí españolas cuentan en la actualidad con 224 pistas abiertas del total de 925 existentes, mientras que el número de kilómetros esquiables es de 224,59, frente a los 961,1 totales, según datos de Atudem. Las instalaciones del Pirineo catalán sufren los efectos de la falta de nieve y se encuentran muy por debajo de su capacidad, tanto en número de kilómetros esquiables como en ingresos. La situación en el Pirineo aragonés no es más halagüeña, ya que la estación de Astún, cuya plantilla de personal se encuentra al 55%, y que mantiene abiertos sólo un 13% de sus kilómetros totales, ha reducido su facturación en un 40%. Por su parte, Candanchú, en funcionamiento desde el 23 de diciembre, un mes después de lo previsto, ha recibido la mitad de visitantes que otros años y mantiene operativas un 20% de sus instalaciones. Las estaciones del grupo Aramón, que reúne a Cerler, Formigal y Panticosa en el Pirineo aragonés y a Javalambre y Valdelinares en Teruel, presentan una situación similar, con una media del 25% de sus instalaciones en servicio. Las altas temperaturas afectan a Sierra Nevada Sierra Nevada, por otro lado, mantiene abiertos 24 de sus 86,85 kilómetros, lo que supone el máximo alcanzado esta temporada, aunque la producción de nieve artificial se encuentra suspendida debido a las altas temperaturas registradas. Los efectos económicos negativos no han sido graves, según Cetursa, sociedad gestora de la estación, aunque estas mismas fuentes señalan que no se ha podido completar la plantilla de empleados al no alcanzarse toda la superficie esquiable de que dispone Sierra Nevada. Sistema Central y Cordillera Cantábrica Las estaciones del Sistema Central son unas de las más perjudicadas por la escasez de nieve, ya que Navacerrada y Valdesquí, ambas en la Comunidad de Madrid, se encuentran cerradas, mientras que La Pinilla (Segovia) y Sierra de Béjar (Salamanca) ofrecen sólo el 1,24% y el 5,23% de sus kilómetros esquiables, respectivamente. La falta de nieve en la Cordillera Cantábrica, por su parte, mantiene también cerradas para el esquí las estaciones de San Isidro, Leitariegos, Alto Campoo, Manzaneda y Valgrande/Pajares, y sólo estas dos últimas se encuentran abiertas para uso turístico.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.