Diario 5382 22.09.2018 | 19:20
Hosteltur: Noticias de turismo
Ventajas e inconvenientes para el sector hotelero

El prepago, ¿una medida agresiva?

4 mayo, 2009

Los billetes de avión se abonan en el momento de la adquisición, antes de volar. Al reservar una habitación, sin embargo, pocos hoteles obligan ni siquiera a dejar una señal. Como no es habitual, quien sí lo haga se arriesga a perder clientela, por lo que diversos profesionales abogan por que el sector aplique el prepago, pero de forma conjunta.

En la Comunidad HOSTELTUR se ha generado un interesante debate sobre este tema. Algunos profesionales no son partidarios de adoptar estas medidas y argumentan que pueden llegar a ser interpretadas por el cliente como una ‘coacción", con lo que se convertirían en una barrera. No obstante, la mayoría se muestra a favor del prepago, si no del 100% del importe de la reserva, al menos sí de un porcentaje.

Por un lado, algunos profesionales afirman que ayuda a no ver mermada la rentabilidad del negocio. “Si bloqueas un espacio y queda inutilizado por estar reservado para ti, tendrás que comprometerte económicamente, y si no te comprometes adelantando un porcentaje es que no te estás comprometiendo. En lugares de pocas plazas y gran estacionalidad, que una habitación quede vacía en temporada es un palo económico para el establecimiento”, señala Carmen Fernández, agente de viajes.

Cuestión de garantías

Por el otro, se convierte en una buena manera de combatir el overbooking. Andreu Roig, propietario de un agroturismo en Mallorca, cree que la única forma de luchar contra dicho overbooking es tener cierta garantía de que el cliente, al decir que sí, tiene muy claro que va cubrir la plaza, “por lo que no le debería importar desembolsar dicha cantidad a cuenta”. También es una garantía para el propio huésped, ya que en caso de encontrarse con un exceso de demanda y sin plaza al llegar al hotel, tendrá posibilidad de reclamar, algo que no podrá hacer si no ha pagado aún.

No obstante, es cierto que la política del prepago no está demasiado extendida, por lo que puede generar inicialmente el rechazo de los clientes. Para evitar que esto ocurra, hay que ‘educarlos". Y además, hay que unirse. “Entre los hoteles y las agencias hay una falta de unidad en comparación a las aerolíneas. Si todos nos pusiéramos de acuerdo en cobrar el 100% de la reserva por adelantado, el cliente ya no lo percibiría del mismo modo. Hoy en día los hoteles que realicen el cobro adelantado pueden llegar a perder clientes por este hecho, ya que muchos de los competidores permiten el pago a la entrada el día de llegada”, apunta Bernat Comas. “Todo esto nos lleva a una pregunta clave: ¿Nos basamos en las necesidades del cliente? o ¿nos unimos y le educamos para que no tenga esa necesidad y no lo perciba como una opción?”, continúa.

Puede encontrar el reportaje completo sobre la cuestión del prepago y su conveniencia o no en el sector hotelero, en el número de mayo de la revista HOSTELTUR.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 1
¿Pero es que alguien hace reservas a sus clientes sin cobrar? No entiendo muy bien la polémica creada pero mis clientes salen de la agencia con el bono y con el pago hecho, a partir de aquí yo no veo el problema en prepagar al Hotel. ¿O acaso cuando vamos a comprar un traje nos dejan llevárnoslo sin pagar hasta el día que lo estrenamos? Pues esto es lo mismo.