Diario 5352 18.08.2018 | 00:43
Hosteltur: Noticias de turismo
II Jornadas Técnicas de Innovación Turística

La implicación del trabajador y ponerse en el lugar del cliente, claves para innovar con éxito

27 noviembre, 2009
Invertir en una plantilla fija, comunicarle la estrategia de la empresa o saber identificar quién es el verdadero cliente, son tareas esenciales para que la innovación no quede en una simple declaración de intenciones. Las II Jornadas Técnicas de Innovación Turística, organizadas por el ITH y Segittur, llevaron ayer a Sevilla experiencias que están abriendo los ojos de los empresarios de hostelería.
Uno de los ponentes, el técnico de la Federación Española de Hostelería (FEHR), Javier Orta, comenzó definiendo innovación como la “aplicación de una solución creativa que repercuta positivamente en la administración de la empresa”. En ese sentido remarcó que, para ello es imprescindible invertir en una plantilla fija que conozca la estrategia de la empresa, y poner siempre el límite en la comodidad del cliente.
 
Luego, como requisitos previos, el empresario debe poseer formación en las últimas tendencias, capacidad para trabajar en equipo y de liderazgo, una curiosidad y atención constantes, visión de futuro, ilusión, y mucha disciplina.
En este sentido, quiso dejar claro Orta, implica leer mucha documentación, elaborar informes,.. en definitiva, es un proceso “largo y frustrante”. Pero al final todo ese trabajo debe dirigirse a obtener resultados palpables.
 
Ponerse en el lugar del cliente
 
En esto coincide con el director de Marketing y Proyectos del ITH, Jaume Pons, quien destaca que la innovación “tiene que aportar valor al cliente, o a la empresa, pero sobre todo a la cuenta de resultados”. Para ello hay que asumir una estrategia de diferenciación que puede adoptar fórmulas tan variadas como los ejemplos que puso, con los que quiso mostrar sobre todo la importancia de ponerse en el lugar del cliente y observar cómo es el usuario que viene. Ese nuevo cliente que usa cada vez más las nuevas tecnologías, y ese nuevo cliente, el joven o el niño que lo será en el futuro y lo es ya porque influye en las decisiones.
 
Por su parte, el director general del ITH, Álvaro Carrillo, llamó la atención a los hoteleros sobre las cambios a los que hay que reaccionar con la máxima rapidez, como el apagón analógico o la liberalización de la energía eléctrica. Carrillo explicó a HOSTELTUR que se da por satisfecho con que el hotelero que asista a estas jornadas saque “una sola cosa, que se lleve algo”, que algo de lo que haya escuchado le dé una idea que aplicar en su negocio. Asegura que el 95% de media de los asistentes a estas II Jornadas Técnicas de Innovación Turística celebradas hasta el momento – en Toledo, Pamplona, Lleida, Las Palmas, y Santiago de Compostela- afirman en la encuesta de evaluación que les han sacado partido.
 
Esto cumple el principal objetivo de los organizadores. El otro es quitarles el miedo al empresario, “porque la innovación supone cambio y eso genera miedo”, asegura Álvaro Carrillo, y también mostrarles que no todo en innovación es tecnología, sino que hay muchas otras cosas que ayudan a conseguirlo.
 
Desde la Asociación de Hoteles de Sevilla, su presidente, Manuel Otero, destacó la “gran utilidad de este tipo de jornadas hechas por y para los hoteleros”, y que “dan respuesta a las necesidades que tiene el sector”. Gracias a la formación recibida por el ITH en los últimos cinco años, asegura, los hoteleros de todo el país se encuentran al mismo nivel en cuanto a adaptación tecnológica.
 
Las ayudas, más accesibles
 
Durante las jornadas el director de I+D+i de Segittur, Carlos Romero presentó el nuevo portal ayudatur.es, donde se puede encontrar toda la información relativa a las ayudas a las que pueden aspirar los empresarios de hostelería, sean o no específicas para el sector. Se trata de un buscador, que permite registrarse y disfrutar de un sistema de alertas.
 
Romero anunció también que Segittur está a punto de otorgar también las ayudas de dos programa de la Secretaría de Estado de Turismo para 2009: los destinados a financiar formación y las que se asignarán a agrupaciones innovadoras. Con los primeros, en su primera edición de 2008, según explicó a este diario, se beneficiaron unos 13.000 profesionales y estuvieron dirigidos sobre todo a formación en comercio electrónico. Con la segunda línea de ayudas se constituyeron el pasado año 22 agrupaciones. De ellas, estando en Sevilla, Romero señaló que hay 7 de Andalucía, siendo esta la comunidad que más grupos ha creado, y éstos han presentado 16 proyectos para 2009. Estas agrupaciones están formadas por asociaciones del sector turístico, universidades y empresas especializadas en soluciones tecnológicas que se unen para buscar soluciones a problemas detectadas por ellas mismas.
 
La revista HOSTELTUR dedico el tema central de noviembre, que puede consultar en este pdf, a las claves para acceder a las ayudas públicas.
 
Ángeles Vargas (hoteles@hosteltur.com)
 
 
 

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.