El producto de escapadas muestra signos de recuperación

Los short break o escapadas fueron los primeros en ser señalados como víctimas de la crisis económica, mientras que el turista se seguía resistiendo a renunciar a las vacaciones principales. Sin embargo, este segmento comienza a dar algunas muestras de recuperación en Europa y Estados Unidos, mientras que ya en 2009 se observó que no había sido el producto peor parado.   

Según una encuesta realizada por TripAdvisor a 2.000 viajeros estadounidenses, el 86% planea realizar alguna escapada este otoño, frente al 73% del año pasado. Además el 41% planea hacer dos de estos viajes cortos. Por otro lado, el 37% planea viajes internacionales, destacando Londres, París y Roma como destinos más populares, ya que los city breaks son los preferidos por el 54%.
 
Esto indica también que las escapadas nacionales tienen un fuerte tirón, como ocurre igualmente en Europa, donde por ejemplo el turoperador británico especializado en este tipo de productos Superbreak ha experimentado un fuerte crecimiento de la demanda de paquetes que vinculan tren y espectáculos culturales, mientras que el aumento del 14% experimentado para las reservas de grupos le ha llevado a incrementar el personal especializado en este departamento este verano.
 
Superbreak está tan convencido de la recuperación de la demanda que cree poder incrementar las ventas para estancias cortas en Navidad hasta el 20%, para lo que ha pedido la colaboración de los agentes de viajes. Este objetivo le proporcionaría 1,5 millones de libras (1,8 millones de euros) de ingresos sólo por los paquetes de Navidad y Año Nuevo, según informa en este caso la publicación británica especializada Travelmole.
 
Menos golpeado por la crisis de lo previsto
 
El producto de short break da signos de recuperación, después de haber vivido una evolución durante la crisis mejor de la esperada. Según el informe Global Travel Trends realizado por la consultora IPK International, los city breaks  mostraron más estabilidad que los circuitos turísticos en 2009, pues sólo cayeron un 3%, frente al 14% de estos últimos.
 
De hecho, según recoge el reportaje central sobre el emisor español de la revista HOSTELTUR del mes de junio, los circuitos europeos han reducido su duración, pasando de una semana a cinco días, mientras que los viajes cortos a lugares cercanos ha crecido en popularidad entre los españoles, vinculados a elementos de valor añadido, como la gastronomía, la oferta de wellness o los alojamientos con encanto.
 
Esto se respalda por el sondeo realizado por la Unión Catalana de Agencias de Viajes Emisoras (UCAVE) en julio en el que revelaba que un 35% de sus miembros encuestados han observado un crecimiento de la demanda de escapadas  para este verano.
 
Ángeles Vargas (agencias@hosteltur.com)
http://twitter.com/angelesvargaspe
http://twitter.com/hosteltur
 
superbreak.bmpsuperbreak.bmp

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.