Diario 5380 20.09.2018 | 01:00
Hosteltur: Noticias de turismo
Por hosteltur-np-100, en Innovación

Andalucía: piden que se mantenga la figura de Vivienda Turística de Alojamiento Rural

6 junio, 2011

La asamblea de la Red Andaluza de Alojamientos Rurales-RAAR ha decidido adoptar una serie de medidas para evitar que desaparezca la figura de Vivienda Turística de Alojamiento Rural, tal y como se pretende con la futura Ley de Turismo de Andalucía.

“Las actuaciones llegan después de reiterados y fallidos intentos de reunirnos con responsables de la Consejería de Turismo”, explica el presidente reelecto de RAAR, Leopoldo Mora.

“Hace más de tres semanas solicitamos por diversas vías una reunión de urgencia con el Consejero de Turismo para exponerle la problemática que se va a generar.  Hasta la fecha, la respuesta ha brillado por su ausencia.”

La entidad ya ha comenzado la elaboración de un dossier técnico, argumentando la necesidad de disponer de esta figura para un turismo rural viable desde distintas perspectivas, tanto de carácter económico como social, jurídico, y de competitividad nacional y europea.

También está preparando una campaña de información a los propietarios y titulares de VTAR afectados sobre la posible eliminación de esta figura.

Las medidas continuarán con una serie de contactos con los partidos políticos con representación en el Parlamento Andaluz para dar a conocer la problemática y explicarles las consecuencias que la desaparición de la VTAR supondría para el sector.

Tanto en Andalucía, como en el resto de España y Europa, la modalidad de viviendas en alquiler constituye alrededor del 80% de la capacidad alojativa  del turismo rural y constituye el eje no solo en cuanto a infraestructura, sino también de la esencia de toda la imagen del producto rural.

Un rápido cálculo basado en las cifras oficiales del INE y en valores públicos de mercado demuestra que este tipo de alojamiento resulta inviable bajo las condiciones de empresa que intentará imponer la nueva Ley de Turismo. 

Según las cifras oficiales, la ocupación media en 2010 en Andalucía no superó el 12,66% (47 días al año). Con ingresos brutos por persona y día entre 18-25 euros, para una unidad tipo de 4-5 plazas resultan unos ingresos anuales alrededor de 1.000 euros por plaza o 4-5.000 euros por unidad, antes de descontar gastos.

Los parámetros de países de referencia en materia de turismo rural, por ejemplo Francia o Austria, son similares y en consecuencia, para asegurar la viabilidad de una oferta regulada de este tipo, allí disponen de normativas similares a lo que actualmente es la VTAR.  

Eliminar esta figura, que se introdujo en la anterior Ley y supuso un gran auge de la oferta legalizada, conllevaría una pérdida de amplitud y competitividad de la oferta andaluza. 

“El borrador de Ley contiene muchos aspectos innovadores y positivos para la gestión y promoción del turismo interior y temático.  Pero ¿para que sirven estas soluciones si la misma Ley impida que haya oferta viable a gestionar y promocionar?”, se pregunta el presidente Leopoldo Mora.