Diario 5407 20.10.2018 | 21:37
Hosteltur: Noticias de turismo
Por hosteltur-np-100, en Innovación

El consejero de Turismo de Baleares quiere transmitir "mensajes en positivo" al turismo alemán

15 julio, 2003

El conseller de Turismo del Gobierno balear, Joan Flaquer, llegó ayer lunes a Berlín con el objetivo de transmitir "mensajes en positivo" a Alemania para mejorar la imagen del archipiélago entre los turistas. "Hemos de ser capaces de transmitir mensajes en positivo, de bienvenida, con el objetivo de recuperar el tiempo perdido", dijo en referencia a los cuatro años de gobierno del Pacto de Progreso, que presidía el socialista Francesc Antich.Acompañado por el director del Instituto Balear de Promoción del Turismo (IBATUR), Juan Carlos Alía, y el director de la Oficina Española de Promoción del Turismo en Alemania, Alvaro Blanco, Flaquer destacó que su propósito en la legislatura que acaba de comenzar será "recuperar el papel social del turismo" en las Islas. "En los últimos años hubo un debate en el que se presentaba al turismo como algo que trae más perjuicios que beneficios", señaló el conseller en un encuentro con la prensa española acreditada en Berlín, y definió su objetivo como "redignificación" del turismo. Para ello, "la cultura del consenso será nuestra prioridad en esta tarea", destacó. Respecto a la ecotasa, el impuesto turístico con el que el anterior Ejecutivo autonómico gravó las pernoctaciones en hoteles con una media de un euro para destinar su recaudación a proyectos medioambientales, Flaquer criticó que su introducción "respondía a una política de castigo de la demanda". El conseller, quien ya ha anunciado que su Gobierno derogará la ley de la ecotasa, precisó que "lo que no desaparece es la filosofía de ese impuesto, el binomio turismo-medioambiente".Por ello, explicará a sus interlocutores en las reuniones de trabajo que tiene previstas hasta mañana en la capital alemana que su gobierno creará un fondo de inversiones medioambientales con aportaciones de las Islas, del Estado, de particulares y, si es posible, de la Unión Europea (UE). El conseller dijo que su intención es "recuperar la política turística que nos condujo al liderazgo del sector" y que Baleares, "por los motivos que sea, perdió", aunque -subrayó- "hoy no quiero entrar en polémicas" sobre el impuesto turístico. Respecto a las perspectivas del Turismo en España para este año, Blanco comentó que, tras un inicio "bastante sombrío", hubo "signos de recuperación" tras el final de la guerra de Irak. En cuanto al caso concreto del mercado balear, "éste no va a ser el año de la recuperación, pero sí el año de tocar fondo", añadió. El conseller ofrecerá en Berlín al presidente de la Asociación de Agencias de Viajes y Operadores Turísticos de Alemania (DRV), Klaus Laepple, que celebre su congreso anual de 2004 en Mallorca ante los obstáculos con que topa para organizarlo en Viena, según dijo. La sede de la DRV en Berlín es una de las citas del conseller en su programa berlinés, que incluye también un desayuno con periodistas alemanes y un almuerzo con la popular presentadora de un programa de entrevistas políticas en la televisión alemana Sabine Christiansen, quien tiene una casa en Mallorca. A su llegada a Berlín, Flaquer visitó la Oficina de Baleares en Berlín, creada por el Gobierno de Antich con la idea de que se convirtiera en una especie de "embajada" de las Islas en Alemania. "Fue una reunión con las dos trabajadoras, una visita de cortesía", señaló Flaquer, quien añadió que su intención es mantener esa delegación balear en Berlín. Respecto al modelo turístico que su Gobierno defiende para las Islas, Flaquer destacó que Baleares "siempre será un destino turístico vacacional y, por tanto, de masas", y agregó que "no podemos darle una patada al turismo alemán; sería un suicidio". Preguntado sobre si cree que la reciente polémica entre Italia y Alemania repercutirá en las Islas, Flaquer respondió que no y añadió que "los mercados son muy sensibles a las informaciones, a las afrentas, y con ello hemos de ser muy escrupulosos".