Diario 2426 28.11.2020 | 12:03
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. Mercado en crisis

Interjet se tambalea y México coquetea con tener una aerolínea estatal

La compañía tiene una abultada deuda con el Estado y López Obrador propuso crear una aerolínea propia 9 marzo, 2020

La compañía mexicana Interjet está atravesando una dura crisis financiera y todo parece indicar que el Gobierno de México no la rescatará, pese a la enorme deuda que la empresa tiene con el Estado. Por el contrario, el presidente Andrés Manuel López Obrador propuso crear una nueva línea aérea comercial con los empleados de la extinta Mexicana de Aviación. Algunos analistas hablan de una probable sobreoferta en la plaza aérea local.

Las turbulencias en los cielos mexicanos no se detienen. Luego de la serie discusión sobre la estructura aeroportuaria del país -que terminó en la suspensión de las obras de la nueva mega terminal aérea de la capital y en la división de las operaciones en tres aeropuertos- un nuevo debate se abre a partir de la profunda crisis que viene atravesando Interjet.

Según reveló la asociación Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), la aerolínea le debe al Estado MX$ 3.000 millones (US$ 150,6 millones). Analizando esta situación, José González, consultor de aviación de Aviation Consulting Group, le explicó a la agencia EFE que esto es un "una señal clara" de que la empresa "no tiene liquidez".

"Interjet tiene costos muy altos en comparación con su competencia, y eso ha hecho últimamente que la liquidez se termine. Entonces, sí es preocupante porque no sabemos hasta dónde el Gobierno lo pueda permitir porque sabe que la empresa está endeudada", sostuvo González.

Interjet, fundada en 2005 en Ciudad de México, transporta a más de 15 millones de pasajeros cada año a 55 destinos en 10 países, con una situación financiera desconocida, ya que los últimos resultados que reportó fueron los del primer trimestre de 2019. Y es que los problemas de la aerolínea se iniciaron en 2013, con la compra de más de 20 aviones Sukhoi Superjet 100 de Rusia, cuyo Gobierno alertó en 2015 sobre fallas técnicas en el modelo, lo que afectó las operaciones de la empresa compañía mexicana.

Asimismo, el especialista sostiene que Interjet no ha afianzado un nicho en el mercado mexicano, dominado por Aeroméxico en el sector "premium" y por Volaris y Viva Aerobus en el de bajo costo.

Y, como si fuera poco, aunque todavía no hay números concretos de pérdidas, se teme que la crisis internacional del COVID-19 pueda terminar de empujar a la aerolínea a su cierre.

Andrés Manuel López Obrador, presidente de México

"Hoy la demanda de pasajes, para todos, está terrible. Entonces, veo muy complejo que Interjet se pueda levantar, a menos de que la misma familia Alemán, su propietaria, le inyecte más capital", indica González.

De acuerdo a lo detallado en la investigación de Alejandra Barriguete para MCCI, la deuda de Interjet se divide en pagos al Servicio de Administración Tributaria (SAT); a la Secretaría de Comunicaciones y Transporte (SCT); y a Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), una empresa con capital del Estado. Todo esto, por conceptos como turbosina (combustible), tarifa de uso aeroportuario (TUA) y derecho a servicios migratorios (que pagan los pasajeros).

Sin embargo, el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, dejó en claro que no condonará impuestos a la empresa y ni realizará un rescate público, aunque admitió que existen negociaciones con el SAT, por lo tanto, sostienen que, al tratarse de fondos público, la información también debería serlo. ¿Qué hacer entonces?

"La pérdida de otra aerolínea sería un golpe muy duro para la aviación en México. Ojalá que puedan llegar a acuerdos, en los cuales puedan ir subsanando estas deudas con el Estado, porque la verdad es que, si llegan a un acuerdo, no necesariamente significa rescatarla", reflexiona Barriguete.

Pero López Obrador parece tener otros planes. En medio de esta crisis, el mandatario ha propuesto crear una nueva aerolínea con los exempleados de la extinta Mexicana de Aviación, que siguen en busca de justicia desde su quiebre en 2010.

Consultado por EFE, Carlos Ozores, analista principal de ICF Aviation, advierte que la industria aérea en México está saturada y que hay una sobreoferta de asientos en la que cuatro aerolíneas compiten por un mercado muy similar.

"Sobre esta intención del Gobierno de reactivar o de tener una nueva aerolínea, eso me parece que es lo último que el mercado necesita. No hay espacio para cuatro grandes, menos va a haber para cinco", aseveró.

Finalmente, explicó que, aunque el mercado es "atractivo", el actual entorno no es sostenible y que las aerolíneas no "logran operar de forma rentable", ante los desafíos económicos, de infraestructura y la volatilidad del tipo de cambio, que incrementa los costos de operación. EFE

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.