Diario 2426 28.11.2020 | 23:28
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. Isla de Providencia está incomunicada

Huracán Iota alcanza categoría 5: es el más potente del Atlántico en 2020

En Colombia temen un desastre en su provincia insular; aceleran preparativos en Nicaragua y Honduras 16 noviembre, 2020

La isla de Providencia, en el Caribe colombiano, se encuentra incomunicada desde hace horas y sufriendo el embate directo de Iota que se convirtió en el huracán más violento de la temporada en el Caribe y el Atlántico Norte. Con vientos constantes de 260 km/h, se dirige a las costas de Nicaragua y Honduras, ya afectadas por huracán Eta.

Iota se intensificó hasta convertirse en un huracán de la mayor categoría, el primero del año que alcanza la categoría 5 -vientos sostenidos de más de 250 km/h y rachas que superan los 300 km/h- y al mediodía de este lunes se encontraba sobre la isla colombiana de Providencia.

Iota se aproxima a Centroamérica, donde se prevé toque tierra esta noche, informó el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de EEUU.

"Se espera que se mantenga como un catastrófico huracán categoría 5 al acercarse esta noche a la costa noreste de Nicaragua", indicó el Centro Nacional de Huracanes.

El archipiélago de San Andrés se encuentra sin energía eléctrica. El gobernador local, Everth Hawkins, reportó que en la isla de Providencia, la más expuesta al huracán, se encontraba incomunicada.

"Providencia, sin comunicación total, sin VHF marino, celular, teléfonos satelitales y aguantando el incremento de potencia y la fuerza del huracán que ya es categoría 5”, sostuvo.

Previo a perder comunicación se reportaban afectaciones en la infraestructura de servicios públicos de Providencia, al menos 50 casas, así como calles inundadas, indicó la cadena Caracol.

Usuarios de redes locales afirmaron que habría colapsado el techo del único hospital de Providencia, a su vez empleado como refugio.

Además, múltiples usuarios denunciaron la imprevisión de las autoridades nacionales y la falta de acción para salvaguardar a la población, particularmente en Providencia.

En San Andrés -un paraíso turístico- se presentaban condiciones lluviosas y vientos superiores a 250 kilómetros por hora, así como olas de hasta seis metros.

Nicaragua y Honduras

"Se prevé que Iota siga siendo un catastrófico huracán de categoría 5 cuando se acerque a Centroamérica esta noche", señaló el NHC, que advierte de lluvias extremas, catastróficos vientos y una peligrosa subida de la marea en esa región que este mismo mes recibió el impacto del fenómeno tropical Eta.

Se espera que desde la tarde de este lunes la Región Autónoma del Caribe Norte, en Nicaragua, empiece a sentir fuertes vientos y lluvias.

Los meteorólogos prevén que en partes del noreste de Nicaragua y el norte de Honduras Iota produzca hasta 30 pulgadas (750 mm) de acumulación de lluvias, con el consecuente peligro de fuertes inundaciones repentinas, desbordes de ríos y deslizamientos de tierra.

En las costas de Nicaragua y Honduras, el NHC advierte sobre la "peligrosa" marejada ciclónica que elevará el mar hasta unos 6 metros por encima de su nivel normal.

El pasado 3 de noviembre, el huracán de categoría 4 Eta tocó tierra en la costa noreste de Nicaragua, con vientos máximos sostenidos de 220 kilómetros por hora.

Según cálculos de este país centroamericano, Eta dejó unas 1.890 casas destruidas y otras 8.030 con daños parciales.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.