Diario 5742 17.11.2019 | 23:04
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Por el retraso en la licencia municipal de obras

La inversión de 50 M € de Meliá en dos hoteles de Menorca, en el aire

30 octubre, 2018
  • Meliá ha alertado de que su inversión de 50 M € en el resposicionamiento de sus hoteles en Son Bou está en peligro
  • La cadena achaca a la indefinición del Ayuntamiento de Alaior el retraso del proyecto de reforma que modernizará y aumentará su categoría
  • La cadena dice que ha obtenido todos los permisos precisos y el consistorio se basa en informes sin consistencia técnica para la suspensión

Meliá Hotels International ha advertido de que, debido a la indefinición del Ayuntamiento de Alaior, en Menorca, está en peligro la viabilidad del proyecto de reforma y reposicionamiento de sus dos establecimientos en la zona turística de Son Bou, en los que planea invertir más de 50 millones de euros.

"De continuar el Ayuntamiento de Alaior sin conceder la licencia, no podrá ponerse en marcha el proyecto presentado, haciendo inviable acometer la reforma prevista. Meliá se vería obligada a solicitar una reforma ligera para 2019-20, por supuesto, sin transformar los edificios ni el modelo de negocio de 3 estrellas y todo incluido", ha apuntado la compañía en un comunicado.

Meliá presentó hace ya algo más de un año la licencia de obras para desarrollar el proyecto, que consiste en convertir estos de principio de la década de los 80 en establecimientos de la marca Meliá, de 4 estrellas superior, uno de ellos enfocado al turismo familiar, y el otro generalista, como informó HOSTELTUR noticias de turismo en Meliá salva el penúltimo escollo para reformar dos hoteles en Menorca.

"En todo caso, se trataba de una transformación integral, con una inversión que ronda los 40 millones, y con una notable reducción del impacto visual y paisajístico de las torres, su característica menos valorada".

Aunque en conjunto y a medio plazo, Meliá se ha comprometido públicamente a invertir más de 50 millones de euros en estos hoteles, los más grandes de Menorca, con la finalidad de atraer a este destino el turismo de calidad.

La reforma proyectada por Meliá ofrecía a la institución insular responsable de emitir el informe de turismo al proyecto y al Ayuntamiento (responsable de conceder la licencia para la reforma), el compromiso de afrontar una segunda fase de reforma en la que se redujera aún más el efecto pantalla y la altura de los edificios, una vez que se produzca la revisión del Plan Territorial, en el caso de que en la misma se recuperase en las parcelas adyacentes a las torres la posibilidad de edificar en baja altura, según informó este diario en enero pasado en Meliá accede a rebajar la altura de los hoteles de Son Bou, en Menorca.

En el comunicado, Meliá ha explicado que durante el tiempo transcurrido desde que solicitó la licencia de obras, ha obtenido cuantos informes favorables era precisos fuera de la esfera municipal.

"Pero a nivel del Ayuntamiento no se ha dado un solo paso que haya favorecido la tramitación de lo presentado. O bien se opta (como en estos momentos) por el silencio como respuesta, o bien la Corporación Municipal actúa atropelladamente, por razones que la compañía no alcanza a comprender", ha apuntado la cadena hotelera.

Meliá se ha referido a las decisiones de suspensión adoptadas este verano por el Ayuntamiento, que ha considerado "basadas en unos informes carentes de calidad técnica y absolutamente erróneos en sus planteamientos"

Según la compañía hotelera, en estos informes "se cuestionaba la legalidad de la construcción original ignorando u omitiendo la existencia de una documentación esencial que, sin embargo, acabó apareciendo poco después en los propios archivos municipales"

En este sentido, Meliá ha precisado que, "a pesar de que dichos informes demostraron ser erróneos, lo que hubiera debido conllevar la inmediata revocación de la medida de suspensión que los empleaba como base y fundamento, esta situación no ha llevado todavía al Ayuntamiento hacia el otorgamiento de la licencia solicitada"

"En fecha reciente Meliá ha solicitado al Ayuntamiento el levantamiento de la suspensión, obteniendo, como única respuesta, el silencio", ha apostillado.

Meliá ha explicado que, entretanto, ha proseguido una intensa ronda de reuniones con los distintos grupos con un interés legítimo en el proyecto, como son sus propios empleados, los comerciantes, taxistas y restauradores de la zona de Son Bou y Alaior, que en conjunto lo consideran positivo.

También un equipo de Meliá se ha reunido recientemente con el partido Junts per Lo, actualmente en la oposición en Alaior, con el fin de explicar el proyecto de primera mano.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.