Su reforma y actualización han supuesto 30 M € de inversión

El Gran Meliá Palacio de los Duques lidera el reposicionamiento de la marca

Meliá quiere convertirse así en referente europeo dentro del mercado del lujo

Meliá Hotels International ha hecho coincidir la presentación oficial de la nueva joya de la corona, el Gran Meliá Palacio de los Duques (Meliá fusiona arte e historia en un nuevo hotel de lujo en Madrid, según publicó HOSTELTUR noticias de turismo), con la celebración de su 60 aniversario y el reposicionamiento mundial de la marca, con la que quieren, en palabras de su vicepresidente para Europa, Oriente Medio y África, Enrique Ortiz, “ocupar ese espacio de hotelería de lujo en edificios emblemáticos que ahora mismo, a nuestro entender, no ocupa nadie, para responder a un cliente muy exigente y exclusivo”, inspirándose para ello en las cadenas asiáticas.

Este posicionamiento, según ha explicado Enrique Ortiz, se basa en “un servicio personalizado e intuitivo y en ofrecer al cliente experiencias únicas e irrepetibles, como la visita privada a los Museos Vaticanos en Roma o la asistencia a los ensayos en el Teatro Real en Madrid, para los huéspedes de nuestras mejores habitaciones; con cuatro signos distintivos: la herencia española, esa proactividad y conexión emocional con el cliente, detalles refinados y situarnos a la vanguardia del lujo”.

Un reposicionamiento que ya ha quedado patente en el Gran Meliá de Mar (Meliá de Mar se incorporará a la marca Gran Meliá tras tres millones de euros de inversión), el Gran Meliá Roma Villa Agrippina (Meliá Hotels International inaugura su segundo establecimiento en Roma) y ahora con la conversión del antiguo Tryp Ambassador en el nuevo Gran Meliá Palacio de los Duques, en la que han invertido 30 millones de euros. El próximo será el Gran Meliá Rio de Janeiro, cuya apertura está prevista este mes, que aspira a convertirse en uno de los mejores hoteles de Latinoamérica (Meliá gestionará el Hotel Nacional de Rio de Janeiro, tras participar en su rehabilitación).

El objetivo, como ha afirmado Ortiz, es “convertirse en el mejor hotel de lujo de Madrid con los mejores profesionales, con Inmaculada Palencia al frente, y la marca como referente del lujo en España y otros destinos en los que estamos presentes”. En este caso en concreto se prevé que el 75% de su clientela sea internacional, con especial presencia del mercado estadounidense, que puede llegar a representar el 40% de la demanda del hotel.

En el evento de inauguración del Gran Meliá Palacio de los Duques celebrado ayer en Madrid, de izq. a dcha, Javier Ruiz, viceconsejero de Economía e Innovación de la Comunidad de Madrid; Gabriel Escarrer, vicepresidente y consejero delegado de Meliá Hotels International; Matilde Asián, secretaria de Estado de Turismo; e Inmaculada Palencia, directora del hotel.En el evento de inauguración del Gran Meliá Palacio de los Duques celebrado ayer en Madrid, de izq. a dcha, Javier Ruiz, viceconsejero de Economía e Innovación de la Comunidad de Madrid; Gabriel Escarrer, vicepresidente y consejero delegado de Meliá Hotels International; Matilde Asián, secretaria de Estado de Turismo; e Inmaculada Palencia, directora del hotel.

Un hotel de 5 estrellas miembro de The Leading Hotels of the World desde su apertura, con 180 habitaciones de las que 20 son suites, una terraza con piscina infinity que ofrece vistas 360 grados de la ciudad, y tres puntos de restauración: Coroa Gallery Restaurant, restaurante de tapas abierto todo el día, con acceso directo desde el jardín privado de 1.000 metros cuadrados del antiguo palacio de los Duques de Granada de Ega y Villahermosa; Montmartre, vinoteca que busca hermanar Francia y España recordando el barrio de los pintores de París; y Dos Cielos, ubicado en las antiguas caballerizas, con los hermanos Torres al frente. Y todo ello con un interiorismo que recuerda a Velázquez en cada rincón, en referencia al cuadro del pintor que colgaba en una de sus paredes y que finalmente fue cedido al Museo del Prado por los Duques.

La llegada a Madrid de grandes marcas internacionales de hotelería de lujo como Mandarin Oriental o Four Seasons es, según ha definido André Gerondeau, vicepresidente ejecutivo del Grupo, “una gran noticia para el destino, que va a conseguir así reposicionarse en este segmento atrayendo a nueva clientela y también a la fidelizada por estas marcas. De hecho, con este nuevo posicionamiento de la ciudad en mente hemos diseñado el hotel, que quiere convertirse así en referente europeo”.

Actualmente la cadena ya dispone de 11 hoteles de la marca, como ha confirmado Gerondeau, “con varios proyectos en marcha porque nuestro objetivo es contar con 30 o 35 establecimientos en los principales destinos pero con un crecimiento muy selectivo”.

Compromiso y liderazgo

Con esta estrategia, según ha destacado el vicepresidente de Meliá, “buscamos continuar siendo líderes en el mercado, basando nuestra estrategia en la expansión internacional, la gestión del talento y de las personas y nuestro compromiso con nuestros clientes, con más de 27 millones de estancias anuales; nuestros más de 40.000 empleados; inversores, propietarios, socios y con la comunidad, buscando siempre ser una empresa sostenible gracias a una política de RSC (Responsabilidad Social Corporativa) muy importante que aporte valor”.

Los hermanos Torres en el acto de inauguración, que estarán al frente de su segundo Dos Cielos tras el éxito obtenido en el de Barcelona.Los hermanos Torres en el acto de inauguración, que estarán al frente de su segundo Dos Cielos tras el éxito obtenido en el de Barcelona.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.