Diario 5329 21.07.2018 | 19:44
Hosteltur: Noticias de turismo
La última sentencia obliga a pagar una indemnización de 4,35 M € a la cadena

Meliá continúa con éxito el proceso judicial contra la propiedad del Bahía del Duque

La sentencia admite recurso y además aún hay otro proceso pendiente 20 noviembre, 2013

Meliá Hotels International prosigue con resultados positivos los procesos judiciales iniciados en 2010 contra la propiedad del Gran Hotel Bahía del Duque, tras ser apartada de su gestión dos años antes con la resolución unilateral del contrato que las unía. Ahora las dos empresas demandadas, Inversiones Hoteleras Playa del Duque SA y Luis Zamorano Tais SA, ambas controladas por la familia Zamorano, han sido condenadas a pagar a la cadena 4.354.080,93 euros más los intereses legales, según ha explicado HOSTELTUR noticias de turismo Sebastián Marqués, el abogado del bufete de Miguel Cabrera Pérez-Camacho que ha llevado el caso.

En la sentencia dictada el pasado 28 de octubre se establecen dos condenas distintas. La primera, relativa a Las Villas de Los Altos del Duque y el Spa, implica la condena solidaria de ambas empresas al pago de esa indemnización de 4,35 millones de euros, por “la negativa a poner esos establecimientos hoteleros a disposición de Meliá Hotels International para su gestión hotelera, incumpliendo el pacto existente en el proyecto Inversiones Turísticas Casas Bellas”, como indica el letrado.

La segunda, añade, es “relativa al resto de proyectos contemplados expresamente bajo el marco de Inversiones Turísticas Casas Bellas (Maguenes y Punta Blanca, pero también cualesquiera otros que se ejecuten en el futuro), respecto de los que se ha determinado también su incumplimiento, declarando el derecho de Meliá a ser indemnizada en la cantidad que se determine cuando sea posible calcular los honorarios por gestión que le corresponderán”.

Meliá fue apartada de la gestión del Bahía del Duque en 2008 por resolución unilateral de sus propietarios.Meliá fue apartada de la gestión del Bahía del Duque en 2008 por resolución unilateral de sus propietarios.

Actualmente, explica, “no se ha podido calcular esta indemnización porque se desconocen los aprovechamientos urbanísticos de estos terrenos. La sentencia establece que una vez se tenga conocimiento de ellos, Meliá podrá iniciar un futuro proceso con el único objeto de determinar la indemnización por el incumplimiento de los derechos de gestión derivados de esos proyectos que no gestionará ante la negativa de las empresas de la familia Zamorano”. Queda así ya declarada la manifestación anticipada de incumplimiento.

La sentencia admite recurso de apelación. Las condenadas tienen actualmente abierto el plazo de interposición y es muy probable que lo interpongan.

La demanda se presentó en julio de 2012. Actualmente, como señala Marqués, “existe otro proceso pendiente en el que Meliá está exigiendo la compra de las participaciones de la que es titular en Inversiones Turísticas Casas Bellas SL, al precio derivado de los pactos previamente alcanzados por las partes”. La cadena mantiene en la actualidad el 8,42% de esta entidad.

Laudo arbitral de la Cámara de Comercio de Madrid

El caso relativo al Hotel Bahía del Duque, según ha descrito el abogado, “fue resuelto por la Corte Arbitral de la Cámara de Comercio de Madrid. El laudo arbitral se dictó el 29 de febrero de 2012”. En ella se estableció que “la resolución unilateral del contrato de gestión hotelera del Bahía del Duque fue realizada por la familia Zamorano (Inversiones Hoteleras Playa del Duque SA) vulnerando los pactos contractuales y la legalidad”.

Los demandados, como apunta Marqués, “se basaban para justificar esa resolución unilateral en dos argumentos principales: reducción de los niveles de prestación de Meliá como gestor hotelero, y vulneración de la prohibición de concurrencia competitiva por la construcción del Gran Meliá Palacio de Isora en la misma isla. Los árbitros determinaron que no existía ninguna de esas causas de resolución: Meliá cumplió en todo momento con sus obligaciones como gestora del Hotel Bahía del Duque; así como la inexistencia de la invocada prohibición de concurrencia competitiva”.

El resultado de este proceso supuso la condena a Inversiones Hoteleras Playa del Duque SA a la cantidad de 1.097.725,04 euros de principal, “en concepto de indemnización por los honorarios por gestión hotelera que se hubieran producido si se hubiera respetado el plazo de un año, aproximadamente, que restaba hasta la finalización del contrato de gestión si no se hubiera realizado la resolución unilateral”. Esta cantidad ya ha sido abonada por la empresa condenada.

Contra el laudo arbitral Inversiones Hoteleras Playa del Duque interpuso demanda de nulidad del laudo, que fue desestimada por sentencia de la Sala de lo Civil del Tribunal Superior de Justicia de Canarias, de fecha 15-11-2012.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios

Esta noticia no tiene comentarios.