​Indemnizaciones de hasta 6.000 euros

Casos de reclamaciones aéreas ganadas a través de las agencias de viajes

En los últimos tiempos están proliferando las empresas que ofrecen a las agencias de viajes sus servicios para tramitar las reclamaciones aéreas de sus clientes. Tal es el caso de Wings to Claim, que detalla a continuación varios casos en los que el cliente acabó siendo indemnizado.

Un pasajero tiene un viaje contratado a fin de regresar a su casa para celebrar la noche de fin de año y debido a un retraso del vuelo en cuestión, tiene que tomarse las uvas en el avión, sólo y tras recibir más de 20 llamadas de móvil de sus padres, preocupados por el estado del vuelo. Sentencia: indemnización de 1.200 euros.

Dos pasajeros se van a adoptar a un niño en Punta Cana y tras meses de trámites de adopción tienen pensado regresar a su domicilio junto con el menor y celebrar la noche de fin de año con toda la familia, y así presentar a su hijo a todo el entorno familiar. El vuelo que deben coger para llegar a España se retrasa más de 48 horas, impidiendo que la familia regrese a su domicilio y que celebre la noche de fin de año junto a su hijo recién adoptado y el resto de su familia. Sentencia: 2.500 euros.

Un pasajero con una delicada enfermedad (huesos de cristal) viaja junto con su familia por primera vez en su vida; al llegar a su destino descubren que su silla de ruedas no aparece y la compañía aérea se desentiende del asunto. La agente de viajes acude con la guardia civil al aeropuerto en busca de la silla, incluso inspeccionando las cámaras de seguridad sin éxito alguno. La silla de ruedas empleada está especialmente diseñada y adaptada para proporcionar un estilo de vida digno y cierta autonomía a la persona afectada por la mencionada enfermedad.

La conclusión; los pasajeros regresan a su domicilio, quedándose sin vacaciones, asimismo el pasajero afectado por la pérdida de su equipaje se queda sin su medio de vida y actualmente sigue sufriendo secuelas físicas y emocionales, acudiendo al psicólogo y teniendo que malvivir en una silla de ruedas no adaptada a tal uso.

Cualquier golpe puede ocasionar que el pasajero sea ingresado de carácter urgente en el hospital. Se han enviado más de seis reclamaciones por parte del despacho, llamando incluso a la sede de la compañía en Irlanda. Sentencia: 6.000 euros.

Un pasajero menor de edad viaja en solitario desde Estados Unidos a España y solicita asistencia de un adulto para estar acompañado y cumplir así con las exigencias de la normativa. Dicha asistencia no aparece en ningún momento, dejando al menor sólo en el aeropuerto en Estados Unidos, teniendo que pernoctar el sólo en el aeropuerto mientras sus padres se encontraban desesperados sin poder que hacer. Sentencia: 6.000 euros.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.