Un análisis de Vivi Hinojosa

Tecnología y sostenibilidad, de la mano en Fiturtech Y

En los debates se ha adelantado cómo serán las ciudades del futuro

Análisis/En Fiturtech Y se trataron los temas de innovación de plena vigencia en el sector, tanto los referidos a la aplicación de las últimas tecnologías como a innovación de modelos y productos, dándole especial protagonismo al criterio de la sostenibilidad, demostrando que el sector está más concienciado que nunca sobre el impacto de su actividad en el entorno, no sólo medioambiental sino también social y económico. Muchos de los temas ya los hemos tratado y están disponibles en el tag anteriormente citado, pero aquí quiero recoger tan sólo algunas pinceladas de cuestiones que han llamado mi atención en la pasada edición de Fitur, por lo que ya advierto que esta selección es totalmente arbitraria.

Humanización de la tecnología

La periodista y escritora Marta García Aller ha planteado que igual que en el siglo XX desaparecieron imperios que parecían eternos, preceptos morales que habían durado mil años y dogmas científicos que resultaron falsos, en el XXI vamos a decir adiós a muchas de esas tecnologías, costumbres e ideas que nos rodean desde que nacimos.

García Aller, autora del libro ‘El fin del mundo tal y como lo conocemos’, ha apuntado que, “a medida que vamos olvidando cómo era el mundo antes de Google, desaparece la noción de privacidad, la costumbre de conversar y hasta el reloj biológico. Sin olvidar el más ambicioso de todos los avances que la ciencia espera lograr este siglo: el fin del envejecimiento”.

Observatorio de Sostenibilidad

Miguel Ángel Moratinos, presidente de la Red Española para el Desarrollo Sostenible (REDS/SDSN), ha propuesto crear un Observatorio de Sostenibilidad para evaluar el seguimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) en el sector, incidiendo en la importancia que tendría que este observatorio “pudiese medir y publicar anualmente” un índice de países, ciudades y operadores turísticos que “aplican los criterios y las prácticas” para garantizar la sostenibilidad del sector.

Y es que conseguir un turismo mundial sostenible es un reto “incomensurable” y la vez una necesidad, según ha defendido el presidente de REDS, pues las proyecciones indican que en 2050 habrá 2.500 millones de turistas internacionales, un tercio de la población mundial. Para llevar a la práctica la transformación del turismo convencional en sostenible son necesarios la voluntad política y los recursos financieros para replantear la demanda “masificada” de turistas.

Tecnología para reposicionamiento de destinos

La Alianza de Municipios Turísticos (AMT), conformada por ocho destinos pioneros en España, tan conocidos por su oferta de sol y playa como Benidorm, San Bartolomé de Tirajana, Torremolinos, Calvià, Lloret de Mar, Salou, Arona y Adeje, son auténticos motores económicos del turismo desde hace décadas que apuestan ahora fuertemente por un reposicionamiento que les permita mantener su liderazgo en el siglo XXI. (Más información en ‘El talón de Aquiles que amenaza al turismo español este verano’, publicado por HOSTELTUR noticias de turismo).

Para ello trabajan con el fin de diferenciar su oferta, más allá del sol y playa, con proyectos en los que intervengan el deporte, la salud, la sostenibilidad o las nuevas tecnologías; unas nuevas tecnologías a disposición del turista pero también de la gestión de los servicios y la promoción del destino.

Escenario de Fiturtech Y durante tres días se ha celebrado en sus cuatro foros una apretada agenda de presentaciones, entrevistas y mesas redondas con la innovación como denominador común.Escenario de Fiturtech Y durante tres días se ha celebrado en sus cuatro foros una apretada agenda de presentaciones, entrevistas y mesas redondas con la innovación como denominador común.

Turismo responsable individualizado

El reto del turismo responsable es conseguir una gestión individualizada en cada territorio porque “una misma acción puede ser sostenible o no en función del contexto” en el que se practica, según ha señalado el investigador de Ostelea School of Tourism & Hospitality, Pablo Díaz.

En el caso de España ha subrayado que está “un poco por debajo” de la media europea en cuanto al fenómeno del turismo responsable. El perfil del turista responsable en nuestro país es el de una mujer de mediana edad, de entre 30 y 50 años, con capacidad de gasto.

Startup que conecta aparcamiento con conductores

WeSmartPark, según ha explicado su CEO, Jaume Mayor, es una startup que conecta plazas de aparcamiento libres con conductores a través de una app, y con un precio menor que los parkings tradicionales de las ciudades. En el último año ha crecido un 30% en ventas y está presente en ciudades como Barcelona, Madrid, Santiago de Chile o Nueva York.

Ciudad territorio

El concepto de ciudad ha ido evolucionando a lo largo del tiempo, según ha indicado Francisco José Morcillo, director gerente de MB3 Gestión. Así, hemos pasado de hablar de ciudades habitables a ciudades sostenibles, de ciudades resilientes y ciudades justas hasta un último término que sitúa a la ciudad como territorio, cuyo futuro se encuentra en la digitalización y la integración.

No en vano la tecnología se ha consolidado como una manera de fijar ciudadanos al territorio a través de sus distintas capacidades de aplicación: genera empleo, favorece la inclusión, mejora la calidad de vida y proporciona accesos a servicios básicos. De esta forma el objetivo de las ciudades futuristas es mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos y los modelos de negocio que componen la economía, encontrando pequeñas soluciones que aporten valor tanto en el ámbito laboral como en el social.

La tecnología tiene que estar al servicio de los ciudadanos y para ellos es necesario que sea capaz de superar las brechas sociales y digitales. Por tanto el desafío actual se encuentra en la descentralización, la diversidad, la ruralización y la creación y desarrollo de infraestructuras.

Red Innpulso (Red de Ciudades de la Ciencia e Innovación)

El conocimiento y la innovación son factores decisivos que influyen en el nivel de riqueza y desarrollo de las ciudades. Por ello las administraciones públicas aseguran que han realizado una apuesta firme por potenciar el capital de conocimiento y las infraestructuras que lo sustentan, a través de la innovación como motor. Con este objetivo el Ministerio de Ciencia e Innovación creó en 2010 la distinción ‘Ciudad de la Ciencia y la Innovación’. Y los 68 municipios que han conseguido este reconocimiento forman parte hoy de la denominada Red Innpulso (Red de Ciudades de la Ciencia e Innovación).

Ahora KPMG y Techfriendly (Bikefriendly Group) han resultado adjudicatarias del proyecto de consultoría para las labores de apoyo a la Secretaría Técnica de ARINN (Asociación Red Innpulso), que tiene por objeto “reconocer e impulsar las actuaciones que en materia de ciencia e innovación realizan las Administraciones locales, propiciar la colaboración entre los Ayuntamientos integrados en la red, mejorar su potencial innovador y servir de modelo a otras ciudades para contribuir a un cambio del modelo productivo hacia uno económico y social sostenible, basado en el conocimiento y la innovación”.

Actualmente, como afirman desde ambas empresas adjudicatarias, “las ciudades tienen una oportunidad única para aprovechar la confluencia de fuerzas sociales y técnicas para mejorar la vida de sus ciudadanos, al tiempo que se benefician de una mayor eficiencia. De hecho las ciudades líderes en el mundo ya se posicionan de manera diferenciada por su capacidad de desarrollar nuevas oportunidades basadas en la aplicación de innovaciones emergentes para sus ciudadanos y el resto del mundo”.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.