Diario 5825 23.02.2020 | 13:13
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. O volverá a aplicar sanciones

Barcelona da 45 días a las plataformas para anunciar sólo pisos legales

5 febrero, 2020

El Ayuntamiento de Barcelona ha dado este martes un ultimátum a las plataformas turísticas y les ha avisado de que si en un mes y medio no se limitan a anunciar los 9.600 pisos turísticos legales que hay en la ciudad, volverá a la vía de la sanción que recoge el marco legal.

La teniente de alcalde de Ecología, Urbanismo, Infraestructuras y Movilidad, Janet Sanz, y el concejal de Turismo e Industrias Creativas, Xavier Marcé, lo han explicado en rueda de prensa tras una reunión con los representantes de Apartur y de las plataformas Airbnb, Boooking y Homeaway.

Janet Sanz ha asegurado que "ninguna" de las plataformas cumple "al 100 %" con los protocolos establecidos por el Ayuntamiento para combatir la ilegalidad y con la legislación que regula los pisos turísticos, y esto el consistorio "no puede tolerarlo"

Entre los "graves incumplimientos" detectados, Sanz ha destacado publicitar pisos turísticos sin numero de registro, sin comprobar que este número o que la dirección sea la real, no facilitar estos datos y tardar meses en retirar anuncios de pisos turísticos ilegales.

"Es inaceptable para la ciudad, no hay mas dilaciones. Han de decidir si dan cubrimiento a la ilegalidad", ha declarado Sanz tras la reunión, en la que ha planteado el ultimátum a las plataformas de alquiler de viviendas de uso turístico.

La teniente de alcalde ha asegurado que los pisos turísticos ilegales no sólo generan problemas de convivencia y de competencia desleal sino que, tras ellos, se "esconden grupos organizados con practicas mafiosas".

En los últimos cinco años, el Ayuntamiento de Barcelona ha abierto mas de 16.000 expedientes a pisos turísticos, a raíz de los cuales ha ordenado el cese de actividad a 6.300, abierto expedientes sancionadores a más de 8.000 y ejecutado casi 400 precintos.

En el caso de las plataformas turísticas, Barcelona ha impuesto dos multas de 30.000 euros por anunciar apartamentos turísticos ilegales a Homeaway, que la plataforma ha pagado.

El consistorio ha impuesto a AirBnB otras dos, también por 30.000, así como otra de 600.000 euros por incumplimiento reiterado, que han sido recurridas ante los tribunales.

Ninguno de los representantes de las plataformas ni de la asociación de apartamentos turísticos Apartur han querido hacer declaraciones a los medios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.