Diario 6067 02.12.2020 | 14:56
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Si los usuarios son atendidos en el interior del establecimiento

Registro de clientes y medidores de CO2 en bares y restaurantes de Baleares

19 noviembre, 2020
  • El registro de identificación personal pretende controlar mejor el rastreo ante posibles contagios y se guardará 30 días
  • El Govern negociará con patronales y sindicatos la semana que viene las ayudas para los locales que las necesiten para comprar las máquinas
  • La semana próxima se decretarán también las fechas de implantación de las nuevas medidas que pretenden mantener la actividad del sector

Los bares, restaurantes y cafeterías de Baleares deberán identificar a los clientes que consuman en el interior de estos locales, según lo ha anunciado hoy el conseller de Modelo Económico, Turismo y Trabajo, Iago Negueruela. Asimismo, ha indicado que será obligatoria la instalación de medidores de partículas de CO2 en el interior de los establecimientos, una medición que debe ser accesible a los consumidores y que permitirá controlar si la ventilación es suficiente.

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, y Iago Negueruela se han reunido hoy con representantes de patronales del sector de la restauración y sindicatos de las islas con el fin de acordar nuevas medidas para mantener la actividad de este sector. Y, entre ellas, han establecido la obligación de que los clientes entreguen sus datos personales cuando consuman en el interior de bares, restaurantes y cafeterías. El registro se deberá guardar durante 30 días para facilitar el rastreo en caso de que se produzca un brote de coronavirus.

Además, los establecimientos estarán obligados a instalar medidores de partículas de CO2 en el interior. Una medición que mostrará en todo momento el estado de pureza del aire y permitirá conocer si la ventilación es suficiente. Debe ser accesible a todos los clientes, que podrán apreciar el nivel de estas partículas concentradas en espacios cerrados.

La presidenta del Govern, Francina Armengol, acompañada del conseller de Modelo Económico, Turismo y Trabajo, Iago Negueruela, se ha reunido hoy jueves con los representantes del sector de la restauración de sindicatos (CCOO, UGT) y patronales (CAEB, PIMEB) para fijar un marco de actuación en el ámbito de la seguridad de manera conjunta. En la reunión también ha participado la directora general de Turismo, Rosana Morillo.

El conseller ha remarcado la importancia de instalar estos medidores, una medida que irá acompañada de sistemas de ventilación natural siempre que sea posible. Y si esto no fuera suficiente para garantizar un control de las partículas de CO2, el Govern trabaja con el sector para la instalación de sistemas de purificación.

En este sentido, Negueruela se ha comprometido a aprobar una convocatoria de ayudas para cofinanciar el coste de la adquisición e instalación de estos sistemas de purificación, y ha precisado que, junto con el sector, la semana que viene se acabarán de cerrar los detalles de la convocatoria. Se prevé poder llegar en torno a los 5.500 beneficiarios.

Se va a implantar también un sello de calidad que contribuya a hacer más visible la información sobre los mecanismos de seguridad que cada negocio haya implantado, según lo acordado en la reunión entre el Govern, empresarios y sindicatos

Registro de clientes a interiores

Por otro lado, Iago Negueruela ha explicado que la obligación de abrir un registro de identificación personal, en el supuesto de que los clientes consuman en el interior de los locales, contribuirá a obtener más rápidamente información en el caso que se tenga que efectuar un rastreo por posibles contagios.

El registro será gestionado por las autoridades sanitarias y solo tendrá una finalidad preventiva de control sanitario. Cada establecimiento lo mantendrá durante un periodo no superior a un mes. En caso de detectarse un contagio, el registro facilitará el rastreo “de forma rápida y ágil”, ha agregado.

"Son medidas que nos permiten mantener abierta la actividad”, ha señalado el conseller en rueda de prensa posterior a la reunión. Al tiempo que ha subrayado que Baleares es la única comunidad que no ha avanzado en el horario de cierre de los establecimientos, sino que se ha optado por un plus de seguridad en las medidas que permita mantener la actividad con mayores garantías.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 1
El registro de clientes precisa alta en la Agencia Española de Protección de Datos. Por consiguiente, no es una solución a corto sino a medio y largo plazo, porque los requisitos que exige el Organismo dependiente son férreos. La distinción entre clientes de interior como de exterior, no creo que la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) admita distinciones porque no dejan de ser clientes del establecimiento, los cuales muchos de ellos acceden al interior o por cambio de ubicación como para acceder a los servicios higiénicos generales. Aparte el local de restauración es muy volátil y cambia de titularidad frecuentemente y eso dificulta cumplimiento. En cuanto al medidor de CO2, lógicamente deberán adquirirlo los titulares de los establecimientos y disponer de ellos en cada una de las salas de uso común. A la vez debe ser visible desde el exterior e interior en cada momento, ha de estar en parpadeo continuo y no una imagen estática. En fin, también resulta una medida más que necesaria pero precisará muchos meses de adaptación cuando se requiere urgencia inmediata. Me pregunto, ¿Tenemos tiempo?