Diario 5592 26.05.2019 | 03:51
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España.

El decreto de hoteles de Andalucía fija nuevas modalidades y apuesta por una mayor calidad

6 noviembre, 2003
La Mesa del Turismo de Andalucía dio ayer miércoles luz verde, por consenso, al decreto de Establecimientos Hoteleros, que establece cuatro modalidades de hoteles (de playa, carretera, urbano y rural), lo que supondrá para el sector una "fuerte apuesta por la calidad total, en todos sus ámbitos".
La Mesa del Turismo de Andalucía dio ayer miércoles luz verde, por consenso, al decreto de Establecimientos Hoteleros, que establece cuatro modalidades de hoteles (de playa, carretera, urbano y rural), lo que supondrá para el sector una "fuerte apuesta por la calidad total, en todos sus ámbitos". En estos términos valoró el decreto, en rueda de prensa, el consejero de Turismo y Deporte, Antonio Ortega, quien elogió el esfuerzo de todas las partes y el equilibrio conseguido para obtener "más calidad" en las instalaciones, el servicio que se presta y en el trabajo de empleados de estos establecimientos, en lo que denominó el "nuevo" modelo de turismo. El decreto, que podría ser aprobado por el Consejo de Gobierno en enero de 2004, tras el consenso alcanzado por todas las partes representadas en la Mesa del Turismo (Consejería de Turismo, empresarios y sindicatos) recoge que los establecimientos hoteleros andaluces deberán quedar ubicados en una de las modalidades. Para el caso de los hoteles de playa, regula que esta modalidad será obligatoria cuando el establecimiento cumpla los requisitos del decreto y se encuentren en la franja de mil metros desde la orilla del mar, es decir en la zona de influencia del litoral en los términos que establece la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía. a ratio métrica para este tipo de hoteles fija, además, distintos tipos como los de gran lujo (150 metros cuadrados de suelo por unidad de alojamiento); mientras los de cinco, cuatro, tres, dos y una estrella deberán disponer de 110 metros cuadrados de suelo por unidad de alojamiento. Antonio Ortega, aclaró que "sería bueno" para el sector que se avanzará también en desarrollar, desde la Consejería de Obras Públicas, las competencias urbanísticas, que no siendo de uso turístico, puedan afectar al mantenimiento de la calidad hotelera, y para que el modelo turístico "no se quede aislado" en sus pretensiones de la defensa del litoral. También recoge la modalidad de hoteles rurales, con una unidad parcelaria mínima de 30.000 metros cuadrados, es decir unos 300 metros de parcela por habitación, la misma que en el caso de los de carreteras, si bien para los de ciudad se establecen excepciones para que puedan acogerse a la normativa urbanística aplicable, igual que quedan excluidos los inmuebles que sea rehabilitados con fines hoteleros. El decreto, según Ortega, contendrá 56 artículos y cinco capítulos, entre los que destaca la prohibición para los hoteles de reservar plazas que no puedan atender en las condiciones pactadas, es decir prohíbe la sobreventa (overbooking); determina la clasificación obligatoria para todos los hoteles en cuanto a grupo, categoría y modalidad, y permite la voluntariedad respecto a la especialidad. El acuerdo incluye que la inscripción provisional en el registro de la Consejería Turismo sea preceptiva para acceder a las ayudas y subvenciones de dicho departamento, aunque la inscripción definitiva será obligatoria para el inicio de la actividad hotelera que deberá respetar la normativa turística, urbanística y medioambiental. De igual forma, establece un régimen transitorio que posibilita la adaptación en tres años de las plantas hoteleras en uso. José Manuel Ledesma, representante de la CEA en la Mesa, dijo que éste no es el decreto de los empresarios, pero aclaró que sí da respuestas a sus demandas al apostar por la "calidad integral", de servicios, infraestructuras o la sostenibilidad, y destacó que ofrece seguridad jurídica al sector y lucha contra la competencia desleal. Rafael Navas, de UGT, y Pedro Miguel González, de CCOO, subrayaron las garantías laborales que supone para los trabajadores del sector y los avances que aporta en el capítulo de la calidad hotelera. Este -recalcó el dirigente de UGT- es el decreto que el sector turístico y estratégico andaluz "merece y necesita" para el futuro.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.