En España interesa más el turismo tradicional que el "todo incluido", asegura presidente de AEDAVE

El presidente de la Asociación Empresarial de Agencias de Viajes, AEDAVE, José Manuel Maciñeiras, dijo a EFE que para España interesa más el turismo tradicional que la modalidad del "todo incluido" aunque en determinados casos puede ser positivo.

El presidente de la Asociación Empresarial de Agencias de Viajes, AEDAVE, José Manuel Maciñeiras, dijo a EFE que para España interesa más el turismo tradicional que la modalidad del "todo incluido" aunque en determinados casos puede ser positivo. Maciñeiras señaló que el todo incluido tiene "una cierta tendencia a perder calidad, a homologar, que puede llevar a un deterioro del concepto de la zona, aunque no necesariamente ocurra así". No obstante, señaló que se trata de un asunto "delicado" ya que en el turismo intervienen muchos factores, "no hay recetas únicas" y para juzgar si es o no positivo este sistema hay que relacionarlo tanto con el entorno, como con el destino y las fechas escogidas por los turistas para realizar sus viajes. En su opinión, los turistas acogidos a esta modalidad "podrían llegar a hacer todos lo mismo, todos con el mismo collar, o la misma pulsera, todos bebiendo la misma marca de cerveza" por lo que es necesario analizar la situación y "hacerla compatible con un estándar adecuado a la imagen de calidad de la zona donde se quiera implantar". Puntualizó que el sistema de todo incluido surgió en países donde no había oferta complementaria y además había una inseguridad "real" en cuanto el turista salía del entorno del hotel, "pero en España esto no es válido y aquí interesa que el turista se integre, que consuma, que conviva con nosotros, salga y utilice los servicios". Explicó que en las islas Baleares o las Canarias "que no tiene nada que ver con destinos como la República Dominicana" existen instalaciones complementarias de calidad "incluso muchas veces tanto o más que las propias instalaciones hoteleras" además de contar con un entorno formado por el tejido empresarial de los hosteleros o comerciantes. "Si tú cautivas o encadenas al cliente a un área concreta o a un establecimiento concreto, este hombre no va a salir a degustar la gastronomía de la zona, y si no lo hace a lo mejor tampoco sale a comprar los recuerdos o no visita determinados establecimientos culturales o museos", añadió Maciñeiras. "España tiene hoy un nivel económico, de infraestructuras, de diversidad cultural, paisajística y gastronómica que es justamente un gran atractivo para que el público pueda disfrutar de todo eso, a la vez que todo ello forma el concepto económico del que vive el turismo". No obstante, el presidente de la AEDAVE señalo que el sistema en sí "no es rechazable" y puntualizó que es necesario actuar con "mucha prudencia y muchos matices" así como estudiar cada caso específicamente, teniendo en cuenta el tipo de zonas de que se trate y los distintos niveles de calidad. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.