La ocupación hotelera en Barcelona creció un 16,1% en marzo y abril

Durante los meses de marzo y abril de este año los visitantes que se hospedaron en los hoteles de Barcelona aumentaron en 260.000 personas, lo que supone un incremento del 16,1% respecto al mismo período del año anterior.

Durante los meses de marzo y abril de este año los visitantes que se hospedaron en los hoteles de Barcelona aumentaron en 260.000 personas, lo que supone un incremento del 16,1% respecto al mismo período del año anterior. Según datos del último número de la publicación Barcelona Economía, que edita el Ayuntamiento de la capital catalana, la ocupación hotelera en la ciudad durante estos dos meses fue del 71,4% en plazas y del 80,7% en habitaciones. La publicación de estos datos positivos sobre el turismo en Barcelona contrasta con el temor expresado por el sector de que la temporada turística en Cataluña sea peor que la de otros años. Así se ha suscitado un intenso debate entre los diferentes partidos políticos catalanes durante los últimos días, pese a que la cifras que el informe califica de "crecimiento espectacular" parecen indicar que la ciudad de Barcelona permanece ajena a la crisis. El modelo turístico de "sol y playa a precios bajos", que ayer lunes la portavoz de ICV, Dolors Camats, ha calificado de "insostenible", parece que pierde peso en la ciudad de Barcelona. Además, el informe destaca que la oferta de plazas hoteleras, que "se mantuvo prácticamente estancada durante la década de los noventa", ha aumentado en más de 10.000 plazas desde 1999, "impulsada por el auge de los visitantes". Durante los meses de marzo y abril de este año, los turistas que eligieron Barcelona como ciudad de destino valoraron por encima de los demás factores la oferta arquitectónica (8,8 sobre 10), cultural (8,5) y de entretenimiento (8,2) de la ciudad, en notas que fueron moderadamente más altas en el mismo período del año anterior. Además, los motivos de la visita de las personas que ocuparon los hoteles barceloneses durante los meses de marzo y abril fueron en un 50,5% turísticos, lo que supone un incremento del 19,8% respecto al mismo período de 2003, en que hasta el 44,4% de las visitas tuvieron un móvil profesional o comercial. El estudio prevé que "la mejora de las expectativas económicas de los países emisores, la preferencia de los viajeros dentro del continente, la proliferación de las oferta aéreas y el atractivo del Forum hacen pensar que 2004 será un año de fuerte demanda turística". De hecho, los datos que presenta el informe van en esta línea, ya que el 77,7% de los turistas de Barcelona durante los meses de marzo y abril fueron de nacionalidad extranjera, mientras que en los mismos dos meses de 2003 los extranjeros sólo representaron el 61,1% del total de visitantes de la ciudad. En cambio baja el peso de los turistas del resto de España, algo que también está pasando en el conjunto de Cataluña, siendo en Barcelona del 22,6, 16 puntos menos que en el mismo período del año anterior. Durante estos dos meses, el 85,6% de las personas que visitaron la ciudad de Barcelona vinieron en avión, mientras que en los mismos meses del año anterior este medio de transporte sólo era utilizado por el 79,6% de los visitantes. "Este impulso de los visitantes extranjeros, sobre todo de otros países de la Unión Europea -añade el informe-, proviene de las numerosas y baratas conexiones entre ciudades europeas que han proporcionado las líneas aéreas de bajo coste". El informe muestra una bajada del turismo de proximidad, ya que "después de todo, la pérdida de peso relativo de los visitantes que vienen en coche, autocar o tren en favor del avión es incontestable, y si hace sólo cuatro años dos de cada tres viajeros venían en avión, ahora esta proporción roza el 90%". 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.