Menorca y Lanzarote, destinos con menor riesgo de desbordamiento de plazas hoteleras

Las islas de Menorca y Lanzarote son dos de los destinos turísticos españoles que más han reducido el riesgo de desbordamiento por el crecimiento ilimitado de plazas alojativas, según un informe elaborado por la Alianza para la Exelencia Turística, Exceltur.

Las islas de Menorca y Lanzarote son dos de los destinos turísticos españoles que más han reducido el riesgo de desbordamiento por el crecimiento ilimitado de plazas alojativas, según un informe elaborado por la Alianza para la Exelencia Turística, Exceltur. El documento elaborado por la organización turística fue dado a conocer ayer en Lanzarote por su vicepresidente ejecutivo, José Luis Zoreda, en el marco de las I Jornadas Turísticas "El reto turístico del litoral mediterráneo e islas. La experiencia de Menorca y Lanzarote", organizadas por el área de Política Territorial del Cabildo de Lanzarote. Para efectuar el análisis del sector, el informe "Impactos sobre el entorno, la economía y el empleo de los distintos modelos de desarrollo turístico del litoral mediterráneo español, Baleares y Canarias", se centra en la realidad de 26 municipios del litoral español. En el caso de Canarias, el informe se elaboró con datos referidos a los municipios de Adeje y Puerto de la Cruz, en Tenerife; Mogán y San Bartolomé de Tirajana, en Gran Canaria; y Pájara y La Oliva, en Fuerteventura; mientras que en Lanzarote, se toma como referencia a Yaiza. En sus conclusiones, el informe advierte de que el actual modelo de crecimiento urbanístico ilimitado es insostenible a medio plazo y asegura que la presión urbanizadora está superando la capacidad de carga y deteriorando la futura competitividad de algunos destinos turísticos. En este sentido, José Luis Zoreda recordó que el suelo ya calificado que existe en estos momentos en la costa mediterránea permitiría triplicar la actual oferta de plazas alojativas y los niveles de urbanización, lo que perjudicaría a destinos como Baleares y Canarias por el desbordamiento de la oferta; y añade que ese derbordamiento haría insostenible el consumo de agua, de energía y la generación de residuos. El documento advierte que la media de crecimiento previsto en las zonas turísticas del Mediterráneo y de los dos archipiélagos supera el 200%, mientras que en el caso de Lanzarote esa cifra se ha reducido al 50% como consecuencia de la política de control de crecimiento establecida por el Cabildo. Por su parte, la presidenta del Consell de Menorca, Joana Barceló, destacó que el secreto para evitar la sobreoferta está en la adopción de medidas como las recogidas por el Plan Territorial Insular de Menorca (PTI), "porque lo más importante es mantener y proteger la singularidad del destino y eso sólo se puede lograr frenando la masificación". 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.