Diario 5449 10.12.2018 | 00:31
Hosteltur: Noticias de turismo

La Audiencia Nacional rebaja el aval de AEDAVE mientras que FEAAV ya ha llegado al Tribunal Supremo

18 mayo, 2007
Tal y como adelantó ayer en exclusiva HOSTELTUR, la Audiencia Nacional ha rebajado de 1,47 millones a 100.000 euros el aval de la sanción del Tribunal de Defensa de la Competencia (TDC) por acuerdo en el cobro de fees, que afecta también a FEAAV y otras cinco asociaciones. Por su parte, el recurso de FEAAV ya se encuentra ante el Tribunal Supremo.
El pasado 26 de julio el TDC resolvió sancionar a Iberia, Air Europa, Spanair y a las asociaciones de agencias de viajes con 6,1 millones de euros por acuerdo en la fijación de cargos de emisión (fees). A Iberia le cayeron dos millones, 300.000 euros a Air Europa y 250.000 a Spanair. Por su parte las asociaciones de agencias de viajes suman una sanción de 3,59 millones de euros, de los que 1,66 millones corresponden a FEAAV, 1,47 millones a AEDAVE, y a AEDAV, AETOR, AMAVE, AUSA y UCAVE, 92.307 euros cada una. Para evitar la ejecución de estas sanciones se requerían avales por importes iguales a cada sanción. Mientras las aerolíneas sí que han podido recurrir (menos Spanair), las asociaciones de agencias de viajes veían claramente amenazada su supervivencia al tener que pagar cifras tan elevadas, imposibles de conseguir ni siquiera con acuerdos bancarios. Según ha declarado a HOSTELTUR el presidente de AEDAVE, José Manuel Maciñeiras, antesdeayer mismo la Audiencia Nacional comunicó a esta asociación que acepta rebajar el aval, de 1,47 millones de euros a 100.000 euros, lo que hace elimina la amenaza de ejecución de la sanción, ya que la asociación, según prevé su presidente, podrá obtener acuerdos con los bancos para conseguir esta cantidad, sin tener que recurrir a derrama alguna entre sus agencias asociadas. Maciñeiras valora muy positivamente la decisión de la Audiencia Nacional, y asegura que es "un muy buen síntoma que la Audiencia considere excesiva la sanción impuesta por el TDC", y por lo tanto de que los recursos que se presenten puedan ser aceptados. El pago de unos avales equivalentes a las sanciones impuestas ponía en grave peligro a las asociaciones de agencias, que como entidades sin ánimo de lucro carecen del capital suficiente y de la posibilidad de obtenerlo por acuerdos bancarios. Las asociaciones no han presentado los recursos en bloque, sino que por un lado ha actuado FEAAV y por otro, AEDAVE, AMAVE y UCAVE. Por su parte, AEDAV está en proceso de presentación del aval y AUSA ya lo ha presentado, mientras que AETOR no presentó recurso. A UCAVE la Audiencia le mantiene el mismo aval Además de AEDAVE, también ha recibido notificación de la Audiencia Nacional la asociación UCAVE, a la que se le ha mantenido el aval en la misma cantidad que la sanción (92.307). En este sentido, su presidente, Enrique Fernández Alarcón, indica a este diario que "nos pondremos a buscar el aval para pagarlo, y si no lo encontramos, nos arriesgamos a que nos embarguen". En cuanto a AMAVE, que ha interpuesto recurso de súplica para la reducción del aval, todavía no ha recibido ninguna notificación, ya que su condición de asociación de turoperadores ha hecho necesario la presentación de un recurso independiente del resto de asociaciones. A este respecto, cabe destacar la incongruencia del TDC al sancionar a una asociación de turoperadores por concertar el cobro de fees, ya que estas empresas no venden directamente a los clientes y, además, los fees se refieren a producto aéreo. El caso de FEAAV En cuanto a FEAAV (sobre la que pesa una sanción de 1,66 millones de euros), se encuentra en una situación diferente al resto de asociaciones, ya que esta federación ha emprendido las acciones judiciales por otra vía, y los procesos han sido diferentes. Según ha asegurado a este diario el abogado de la federación, Joaquín Infante, hace unos dos meses que la Audiencia Nacional desestimó la petición de suspensión de la sanción hecha por FEAAV y ahora la federación a recurrido a la última instancia que es el Tribunal Supremo, que puede tardar dos o tres años en pronunciarse. El recurso principal Pero, si bien el pago de los avales supone una garantía para las asociaciones sancionadas, para evitar la ejecución de la sanción en pleno proceso judicial, la parte fundamental del proceso es el recurso principal. Es decir, la decisión que adopte la Audiencia Nacional (o el Tribunal Supremo en el caso de FEAAV), sobre la sanción del TDC. A este respecto, todos los expertos jurídicos consultados por este diario coinciden en señalar el buen indicio que supone la rebaja por parte de la Audiencia Nacional del aval de AEDAVE. Una rebaja que apunta la posibilidad de que su sentencia final, si bien no sea contradecir abiertamente la sanción del TDC, sí reduzca considerablemente su importe hasta cuantías asimilables por las asociaciones, que no impliquen su desaparición por insolvencia. Y en el caso de FEAAV, también parece previsible que el Tribunal Supremo tenga en cuenta el gesto de la Audiencia Nacional en el mismo sentido de rebaja de la sanción. Por otro lado, cabe destacar que, de producirse una sentencia no satisfactoria para AEDAVE y las otras asociaciones más pequeñas, todavía tienen la posibilidad de recurrir ante el Tribunal Supremo, como ha hecho FEAAV. A partir de este año los directivos de las asociaciones, o las empresas asociadas, tendrán que responder con sus recursos a las sanciones Sea cual sea la resolución final de la Audiencia Nacional, las cosas podrían haber sido mucho peor para las asociaciones, si finalmente fueran sancionadas. Según señaló el abogado de AEDAVE, José Mª Jiménez Laiglesia, durante el pasado congreso de de esa asociación en Croacia, para este año está prevista la entrada en vigor en España de una transposición europea en materia de Defensa de la Competencia, según la cual en un caso como el de las sanción del Tribunal de Defensa de la Competencia (TDC), el desenlace del proceso (en el peor de los casos) iría más lejos que la disolución de las asociaciones. Según esta nueva ley, Defensa de la Competencia podrá exigir a las asociaciones que recauden el importe de la sanción entre sus empresas asociadas. Si este primer paso no se cumple, el TDC podrá pedir, por vía judicial, el pago a las empresas propiedad de los miembros del Consejo Directivo de la asociación. Y si aún en este caso no se satisficiera la sanción, el TDC iría, también por vía judicial, contra todas las empresas asociadas a la asociación en cuestión. Por fortuna para las agencias y los miembros de los Consejos directivos, esta ley no tendrá carácter retroactivo y no afectará a la sanción del TDC, caso de ser ratificada por la Audiencia Nacional. José Manuel de la Rosa (delarosa@hosteltur.com)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.