Continúa la transformación del modelo low cost

EasyJet ha lanzado una tarjeta de socio, easyJet Plus que, según anuncia, proporcionará a sus pasajeros "la oportunidad de utilizar servicios a bordo y facilidades como el embarque rápido en todos los vuelos, sin reserva previa", entre otros servicios, y es la estrategia que le permite a la compañía dar "tratamiento Premium" a algunos de sus cliente, dado que no dispone de cabinas separadas como en los aviones de las compañías tradicionales.

La nueva iniciativa se inscribe dentro del objetivo de la low cost británica de captar el pasajero business, un segmento del mercado que se ha convertido en el objetivo más preciado de la industria aérea, tanto de las compañías tradicionales como de las de bajo coste, mejorando rutas, horarios, servicios y privilegios. Para unas y otras significa rentabilidad y un factor desestacionalizador justo en épocas en las que el segmento vacacional o turista es más bajo. Tradicionalmente, las compañías de red han mimado a este pasajero siguiendo la receta comercial utilizada en la industria de establecer dos cabinas, rentabilizando con los ingresos por la cabina Premium la operación que es pagada con los billetes vendidos a menor precio en la clase turista. Sin embargo, la búsqueda de rentabilidad de las aerolíneas low cost, cuya estructura de costes se ve mucho más golpeada por el aumento del combustible y las tasas aeroportuarias, ha determinado que se hayan planteado introducir cambios en sus modelos de negocio con el objetivo atraer buena parte de sus pasajeros del segmento de negocios. BPS y tarjeta El aumento de frecuencias en rutas a destinos urbanos, políticas comerciales especialmente dirigidas a grupos y empresas, programas de puntos y servicios y tarifas especiales que siempre constituirán un ahorro frente a las tarifas Premium de las compañías de red, son algunas de las estrategias que están introduciendo cambios en el llamado modelo low cost. Más recientemente un acercamiento a los canales tradicionales de venta quizás suponga el gran salto y el comienzo de transformaciones más definitivas en este sector. En el caso de Easyjet, el pasajero de negocios oscila entre el 20 y el 25% de su red global. La compañía británica viene haciendo un refuerzo de frecuencias en varias de sus rutas. Para esta compañía una de las grandes ventajas de este pasajero es que se puede permitir pagar algunos de los servicios extra que están cobrando las low cost, ya que la tarifa es más baja de la que estaba acostumbrado a pagar en las tradicionales en la cabina business y además suele viajar los días en que no viaja el segmento vacacional o de ocio, que se inclina por los fines de semana. La decidida apuesta de esta aerolínea por este segmento se materializó hace poco cuando finalmente firmó acuerdos entrar en los GDS con Amadeus y Galileo, tras año y medio de estárselo pensando. Ahora continúa su camino desarrollando un producto que verdaderamente distinga este target con nuevos servicios y a través de una tarjeta, dado que la configuración de sus aviones no le permite hacer otra cosa. Aquellos que compren la "easyJet Plus" recibirán una tarjeta tamaño carné que enseñarán en los mostradores de facturación y en la puerta de embarque. En determinados aeropuertos, la tarjeta también dará prioridad de facturación. La aerolínea está planificando introducir en un futuro próximo otras ventajas como descuentos en el alquiler de coches, tarifas de hotel, seguros y otros apartados. Diana Ramón Vilarasau (transportes@hosteltur.com) 
EASY JET TRATADA.jpgEASY JET TRATADA.jpg

EASY JET TRATADA.jpgEASY JET TRATADA.jpg

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.