El precio de ser verde

El elevado coste de la sostenibilidad frena a los hoteleros a la hora de tomar medidas ecológicas, pero existen varias iniciativas que se pueden adoptar con el doble objetivo de abaratar costes y de unirse a la denominada revolución verde. Las instituciones hoteleras están llevando a cabo acuerdos para ayudar a los empresarios en esta vía.

Ser sostenible al 100% es complicado por el elevado coste que supone. Pero hay proyectos que mejoran el medioambiente sin perjudicar el bolsillo. Ideas como la instalación de lámparas de bajo consumo, la colación de botellas de agua en la cisterna del inodoro o la implantación de detectores de movimiento que encienden la luz cuando alguien pasa, así como dar al cliente la posibilidad de que sus sábanas sean cambiadas cuando él lo desee pueden ser muy rentables, y el retorno llega mucho más rápido de lo que se pueda pensar en alguno de los casos. "Existen algunas medidas que tienen un efecto en los costes y consecuentemente repercuten en los resultados económicos y suelen ser aquellas focalizadas en alcanzar ahorros en los consumos de bienes o servicios", apunta Ferrán Porto, propietario del Club Pollentia. Y aunque la sostenibilidad medioambiental y la económica no reman en la misma dirección en muchas ocasiones, se consiguen otro tipo de valores, según Esther Trujillo, vicepresidenta de Desarrollo Sostenible de Sol Meliá. "El valor no se puede medir solamente en términos económicos. Estamos viendo cada vez más que la mayoría de los clientes corporativos piden los certificados medioambientales y unos mínimos de comportamiento respecto de lo social y lo medioambiental. Muchas veces, el cliente no está dispuesto a pagar más por un producto verde, pero sí está dispuesto a penalizar a la empresa que no lo es", señala Trujillo. La rentabilidad de la sostenibilidad llega muchas veces de la mano del marketing y de la comunicación. De poco o de nada sirve que un establecimiento invierta ingentes cantidades de su dinero en sostenibilidad si el cliente no sabe que el hotel apuesta por el medioambiente. "Mi consejo es que las empresas que apuesten por su sostenibilidad y la de sus productos o servicios deben desarrollar, a la vez que los implementan, una política de comunicación potente hacia sus clientes impregnada de sus objetivos en este campo", afirma Ferrán Porto. Plan "renove" de calderas Dentro de esta línea de la sostenibilidad, el Instituto Tecnológico Hotelero (ITH) ha firmado un acuerdo con Buderus, empresa especializada en el desarrollo, fabricación y distribución de aparatos de calefacción, agua caliente sanitaria y energía solar térmica. El objetivo es mejorar los sistemas de calefacción y producción de agua caliente sanitaria para obtener un mayor ahorro y optimización de la eficiencia energética en los hoteles. Con este fin, están buscando un establecimiento que actuará como piloto y en el que se instalarán captadores solares, una caldera, el sistema de regulación asociado a la caldera y acumuladores de agua caliente sanitaria. El hotel deberá acometer una reforma de dichos sistemas con la ventaja de beneficiarse de un 50% de reducción sobre el precio de venta de los aparatos instalados. La reforma, que se haría a lo largo de este año, se acometería en la temporada baja del alojamiento con el objeto de causar los menores inconvenientes posibles a los huéspedes. Desde el ITH aseguran que, entre otros requisitos, el hotel deberá contar con un sistema de calderas antiguas que necesiten renovación. "Será imprescindible revisar toda la instalación de tuberías porque es necesario actualizarlas para minimizar pérdidas de calor y ganar eficiencia", explican. Ahorro energético en los hoteles madrileños Por su parte, la Asociación Empresarial Hotelera de Madrid ha firmado un acuerdo con la Cámara de Comercio e Industria de la región y el Gobierno autonómico para ayudar a los establecimientos a ahorrar en el consumo de agua y energía. Una de las principales medidas previstas es la implantación de una herramienta informática de gestión energética online que permitirá a los hoteleros evaluar las medidas que hayan tomado y conocer qué otras pueden implantar para ser más eficientes y, por tanto, más competitivos. Esta acción se realizará precisamente junto al ITH. También está previsto elaborar una guía de eficiencia energética para establecimientos hoteleros e impulsar vías para premiar a aquellos que hayan aplicado medidas de reducción energética. El consejero de Cultura y Turismo, Santiago Fisas, señaló que "los hoteles ya están haciendo un importante esfuerzo de ahorro. Lo que se pretende ahora es que ese ahorro todavía sea mayor y que bajen los gastos en fuentes energéticas, como los consumos de agua y energía, que representan en torno al 10% de los costes de un hotel, siendo la segunda o tercera partida en sus cuentas de explotación". Podrá encontrar más información sobre la sostenibilidad en el sector hotelero en el número de enero de la revista HOSTELTUR. Marco Alonso/Araceli Guede (hoteles@hosteltur.com) 
verde n de d (2).jpgverde n de d (2).jpg

verde dentro (2).jpgverde dentro (2).jpg

verde dentro (2).jpgverde dentro (2).jpg

verde fuera.jpgverde fuera.jpg

verde n de d (2).jpgverde n de d (2).jpg

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.