Diario 5406 19.10.2018 | 20:46
Hosteltur: Noticias de turismo

Lanzarote bate el récord de sentencias judiciales contra complejos turísticos

4 junio, 2009
Llueve sobre mojado en Lanzarote. En la isla española donde se concentra el mayor número de sentencias judiciales (ya había 22 en firme) contra establecimientos turísticos construidos de manera ilegal, una nueva resolución de los tribunales declara nulo el Plan Parcial Playa Blanca. Dicho proyecto dio luz verde a la construcción de un millar de viviendas, de las cuales 450 ya han sido terminadas.
La sentencia emitida el pasado lunes por el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) tiene su origen en el recurso presentado en 2004 por el Cabildo de Lanzarote contra los decretos del entonces alcalde de Yaiza, José Francisco Reyes.

"El entonces alcalde de Yaiza autorizó la urbanización de más de un millón de metros cuadrados de suelo, concediendo licencias para la construcción de 1.000 viviendas que ahora han quedado en situación de ilegalidad", explicó ayer el Cabildo a través de un comunicado.

El TSJC advierte que todos los actos dictados en desarrollo o aplicación de este Plan Parcial (como la urbanización, la publicación de ordenanzas, la constitución de junta de compensación y las licencias de obras) han quedado ?sin cobertura jurídica alguna?.

Por tanto, según sostiene el Cabildo, "esta importante sentencia tendrá incidencia directa sobre los 23 recursos que el Cabildo de Lanzarote también tiene interpuestos contra las licencias de obras que el ex-alcalde de Yaiza concedió en el citado plan parcial, haciendo caso omiso de las reiteradas advertencias de ilegalidad y continuos requerimientos de anulación que el Cabildo le formuló entre los años 2004 y 2007".

Una moratoria incumplida

El origen de este y otros conflictos judiciales en Lanzarote se remonta a los años 1998, 1999 y 2000. Durante ese período el Cabildo decretó una suspensión de licencias de construcción "en respuesta a las demandas de la sociedad lanzaroteña", mientras se llevaba a cabo un proceso de reflexión "acerca del modelo de crecimiento de la isla", declarada Reserva de la Biosfera.

Sin embargo, ante la proliferación de construcciones y nuevas licencias en zonas turísticas durante los años de la moratoria, el Cabido movió ficha acudiendo a los tribunales, denunciando una treintena de permisos concedidos por los ayuntamientos, la mayoría en Yaiza.

Hasta ahora, el TSJC había dictado 22 sentencias firmes, anulando los permisos que sirvieron para construir una veintena de complejos turísticos. Las sentencias obligan al "restablecimiento del orden alterado o perturbado mediante la demolición si es preciso".

Estas resoluciones afectan a dos hoteles y un complejo de apartamentos aún sin construir; un hotel y dos complejos de apartamentos cuyas obras han sido paralizadas; y nueve hoteles y siete complejos de apartamentos en funcionamiento.

Según el Cabildo, "el número de establecimientos turísticos que han visto anulada judicialmente su licencia suponen aproximadamente un 3% del total de la isla y suman en torno a un 11% de las camas turísticas".

Por su parte, la patronal turística de la isla, ASOLAN (que ya emitió un comunicado el pasado 17 de febrero sobre los fallos judiciales que afectan a los hoteles) está a la espera de una proposición no de ley elaborada por el Cabildo de Lanzarote y que se presentará en el Parlamento de Canarias.

Dicha moción, según informa la asociación hotelera, "insta a realizar una iniciativa legislativa que de cobertura jurídica ante esta situación en la que, en todos los casos, las empresas turísticas tramitaron y obtuvieron las preceptivas autorizaciones y licencias para promover sus establecimientos alojativos".

Compensaciones

La autoridad insular sostiene que no hay una "solución global" a todos estos casos. "Si no se cambian las normas (el Plan Insular, Plan Parcial, etc) esos establecimientos no podrán legalizarse", insiste el Cabildo.

Ahora bien, remarca la autoridad insular, "el cambio de las normas solo podría realizarse si la isla recibe compensaciones de tal grado que justifiquen la posible legalización de algunos establecimientos porque con ello se alcanzan objetivos superiores".

Caída de la ocupación

Los conflictos urbanísticos que sufre Lanzarote no son el único problema de este destino. El año pasado, Lanzarote registró una ocupación turística del 72,96%, "la más baja de la década", según informó la patronal hotelera de la isla, ASOLAN, presidida en la actualidad por Susana Pérez.

?Estamos ante una de las temporadas turísticas más duras. Las crisis económica internacional y la reducción drástica de plazas aéreas son los motivos principales de estos descensos en los niveles de ocupación?, explicaba el pasado mes de enero el entonces presidente de la asociación, Francisco Armas.

Y el pasado mes de abril, en plena Semana Santa, los complejos alojativos de Lanzarote registraron una media de ocupación del 61,25%.

Además, en abril el municipio se Yaiza se vio afectado por una huelga en la recogida de basuras, lo que originó una "penosa imagen" del destino, según reconoció la patronal turística.

Y es que el municipio, enzarzado en duras pugnas políticas, apenas tiene recursos económicos para pagar servicios públicos esenciales.

Xavier Canalis (actualidad@hosteltur.com)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.