Diario 2257 06.04.2020 | 16:29
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. El portal asegura que genera un impacto de hasta US$ 397 millones

México regulará las plataformas y Airbnb le pide “reglas equitativas”

“Nosotros pedimos un piso parejo, que las reglas y los requerimientos que se establezcan sean equitativos”, señalaron 19 febrero, 2020
  • Ciudad de México inició las mesas de trabajo para regular la oferta de alojamientos informales, y Airbnb pide "reglas equitativas"
  • Airbnb sostiene que genera un impacto de US$ 397 millones en la capital mexicana y que pagó US$ 2,68 millones en impuestos desde 2017
  • "Pedimos un piso parejo, que las reglas y requerimientos que se establezcan sean equitativos y consideren las características del servicio"

El Gobierno de Ciudad de México está preparando un paquete de medidas para regular a las plataformas que comercializan alojamientos turísticos informales y a los propietarios oferentes. En ese contexto y en un hecho insólito, Airbnb pide un “piso parejo” y “reglas equitativas”.

A partir de la decisión política de muchos gobiernos en todo el mundo y de la presión ejercida por el foro ReformBnB, las plataformas digitales que intermedian en la comercialización de alquileres turísticos informales y los propietarios de esos alojamientos han comenzado a ser regulados en numerosos países y ciudades. Y Latinoamérica está realizando importantes avances en la materia.

(Ver: ¿Terminó el recreo para la informalidad en Latinoamérica?)

Pero en ningún caso está ocurriendo lo que sucede en México, que se encuentra en la situación de que es la propia Airbnb la que pide igualdad de condiciones. Mientras que en el resto del mundo son los hoteleros quienes exigen a las autoridades imponer a todos los actores iguales requisitos para competir, en la capital mexicana la que lo está solicitando es la plataforma.

Airbnb asegura que genera un impacto de US$ 397 millones para Ciudad de México

En las últimas semanas, Ciudad de México comenzó a avanzar en un proyecto de regulación de las plataformas y de los propietarios, y para ello comenzó a realizar mesas de trabajo encabezadas por la Secretaría de Turismo de la capital y por representantes del Congreso.

En ese marco, el gerente de Políticas Públicas de Airbnb en ese país, Jorge Balderrama, le dijo a la agencia EFE que la empresa genera en la ciudad un impacto económico de US$ 397 millones y solicitó a las autoridades un “piso parejo” y “certeza jurídica”.

Airbnb le pide al Gobierno de Ciudad de México "reglas equitativas"

“Nosotros pedimos un piso parejo, que las reglas y que los requerimientos que se establezcan sean equitativos y consideren las características principales de este servicio”, explicó Balderrama, en referencia al hospedaje tradicional y a otras plataformas de alojamiento.

Airbnb tiene en Ciudad de México entre 17.000 y 22.000 unidades en alquiler, lo que equivaldría a un tercio de las habitaciones formales, según lo afirmó el secretario de Turismo del distrito, Carlos Mackinlay. De hecho, en algunas zonas turísticas de la capital los hospedajes informales ya superan a los tradicionales, y destacan el caso de Coyoacán, donde habría 1.500 cuartos de la plataforma contra 982 regulares.

Por esa razón, desde 2017 el Gobierno de la ciudad extendió el impuesto al hospedaje a estas plataformas, y Airbnb ya ha contribuido con MX$ 49,9 millones (US$ 2,68 millones) según lo sostiene la plataforma. Inclusive, la empresa afirma haber pagado ya más de MX$ 200 millones (US$ 10,7 millones) a nivel nacional por la recaudación en la capital y en los estados de Baja California, Baja California Sur, Oaxaca, Quintana Roo, Sinaloa, Yucatán y Estado de México.

Al respecto, Balderrama afirmó: “Consideramos que la actividad que prestan nuestros anfitriones y la misma plataforma ya son un motor de desarrollo turístico para la ciudad y, sobre todo, también un democratizador de la actividad turística”.

Impacto social

Pero no todo se trata de dinero. Otra de las críticas que genera la plataforma en todo el mundo es que “fomenta la gentrificación, el descontrol inmobiliario y la saturación turística de los barrios”, y este aspecto también sería regulado.

Al respecto, el ejecutivo de Airbnb admitió que este es un tema que les "compete" y les "ocupa", y aseguran que para ello han implementado herramientas para mejorar la relación entre los vecinos y los anfitriones, como haber creado cinco clubes en Ciudad de México.

Con ese mismo fin, aseguran que fue la propia compañía la que propuso en las mesas de trabajo poner en funcionamiento una práctica ya en marcha en otros destinos: la creación de un registro de prestadores.

“Hay que promover que exista un padrón de quiénes son los prestadores de servicios. Actualmente, las plataformas son quienes cuentan con esta información, pero definitivamente el Estado tiene que tener este registro y este padrón para poderle dar seguimiento”, declaró.

De manera simultánea, la empresa también dialoga con el Gobierno federal sobre las nuevas reglas fiscales para las plataformas digitales, incluyendo también a Uber, Google y Amazon, que ahora deben retener el IVA y el Impuesto Sobre la Renta. Pese a que al momento de su implementación Airbnb advertía que esos gravámenes ponían en riesgo a la actividad, ahora admiten que nos los han afectado.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.