Diario 2224 19.02.2020 | 22:32
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. EE.UU. levanta rápidamente veto a vuelos desde Turquía

Turkish Airlines sufre su peor caída en Bolsa desde 2013

19 julio, 2016

El intento de golpe de Estado en Turquía, y la prohibición inicialmente impuesta por Estados Unidos para los vuelos desde ese país, supusieron un fuerte golpe para Turkish Airlines, cuyas acciones bajaron 12,6% este lunes, la mayor caída en cuatro años.

La Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés) ha dado marcha atrás en su veto a los vuelos privados y comerciales procedentes de Turquía mucho antes de lo previsto. La decisión se hizo pública el lunes. Esta medida supone un alivio para Turkish Airlines, cuya actividad durante el fin de semana se vio seriamente afectada tras el intento de golpe de Estado que fue rápidamente sofocado.

La FAA ha retirado la prohibición tras consultar al Departamento de Estado y las autoridades de seguridad norteamericanas. En principio, el organismo regulador de la aviación comercial estadounidense había anunciado que el veto estaría vigente hasta el 1 de septiembre, si bien se revisaría su aplicación el 15 de agosto.

La prohibición ha afectado tanto a compañías estadounidenses como de otros países y ha incluido los vuelos directos y aquellos que hacen escalas intermedias en terceros países. Para las aerolíneas de EEUU no ha supuesto ningún perjuicio, puesto que no operan ninguna de las rutas afectadas. Sin embargo ha sido muy dañina para Turkish Airlines, que este lunes vio desplomarse sus acciones casi 13%.

Turkish Airlines sufre su peor caída en Bolsa desde 2013

La aerolínea turca opera numerosas rutas entre Estambul y ciudades estadounidenses. En concreto, vuela hasta Atlanta, Houston, Boston, Chicago, Los Ángeles, San Francisco y Washington D.C. Tiene su base principal en el Aeropuerto Internacional Atatürk, que es uno de los cuatro principales hubs en la zona para conectar Asia con Europa, África y América. Los otros tres están en el Golfo Pérsico: Dubai, Doha y Abu Dabi.

La prohibición de volar a Estados Unidos durante el verano, unida al propio golpe de estado hubiera tenido un fuerte impacto negativo en los planes estratégicos de la Turkish Airlines, según OkDiario.

Con más de 300 aviones y con vuelos a cercar de tres centenares de aeropuertos de destino, es la cuarta compañía aérea del mundo. Su objetivo era emular a Qatar Airways y Emirates y convertirse en un agente fundamental para las conexiones intercontinentales entre todos los continentes.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.