Diario 5407 21.10.2018 | 12:07
Hosteltur: Noticias de turismo

G. Bretaña: British Airways decidirá en febrero si recorta rutas europeas para afrontar la crisis del sector tras el 11-S

11 enero, 2002
La compañía British Airways (BA) decidirá el próximo mes de febrero si reduce el número de rutas europeas en las que opera para hacer frente a la crisis que atraviesa el sector aéreo después de los atentados del 11 de septiembre, según explicó a Europa Press un portavoz de la aerolínea.
La compañía British Airways (BA) decidirá el próximo mes de febrero si reduce el número de rutas europeas en las que opera para hacer frente a la crisis que atraviesa el sector aéreo después de los atentados del 11 de septiembre, según explicó a Europa Press un portavoz de la aerolínea. Asimismo, señaló que la compañía ya anunció que revisaría su plan de negocio, aunque aún no ha adoptado ninguna decisión al respecto, por lo que las declaraciones que aparecieron anoche en un canal de televisión pública británica y que se atribuyeron al director general de la aerolínea, Rod Eddington, son "falsas", dijo. En relación a un posible acuerdo de código compartido con la aerolínea holandesa KLM, el portavoz de BA explicó que el acuerdo "aún no está totalmente finalizado" porque ambas aerolíneas continúan diseñando las rutas en las que operarán conjuntamente en Oriente Medio, aunque prevén que se firme en las próximas semanas ya que esperan que esté vigente en verano de 2002. "Este acuerdo permitirá a ambas compañías reducir capacidad y, por lo tanto, ahorrar costes en las rutas de esta región, ya que las dos aerolíneas podrán vender plazas en los vuelos que opere cada una, por lo que se producirá un ahorro importante de costes", añadió. Por otra parte, la compañía aérea británica se vio obligada a finales de 2001 a recortar su plantilla en 7.000 empleados, lo que supone el 12,5 por ciento del total de su personal, que asciende a 56.501 trabajadores. Asimismo, BA decidió a finales de septiembre de 2001 recortar 190 vuelos regulares, incluyendo varios vuelos transatlánticos. British Airways alcanzó unas pérdidas de 76,87 millones de euros (12.790 millones de pesetas/48 millones de libras) en las dos semanas posteriores a los ataques terroristas en Nueva York y Washington. La compañía registró una caída en el tráfico de pasajeros del 22 por ciento en el mes de septiembre y el factor de ocupación se situó en el 69,2 por ciento, un 7,3 por ciento menos que en septiembre de 2000. BA, cuyo tráfico de pasajeros en Estados Unidos cayó un 60 por ciento en la semana del 11 de septiembre, redujo su capacidad un 10 por ciento y dejó de operar 20 aviones como consecuencia del impacto de los atentados.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.