Diario 5766 16.12.2019 | 05:52
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Aún se desconocen las causas de los dos accidentes aéreos a menos de siete meses de su entrada en servicio

Boeing y los EEUU se quedan solos con el B737 MAX

13 marzo, 2019
  • La Agencia Europea de Seguridad Aérea se unió ayer a la ola de prohibiciones del 737 MAX en varios países de Europa y resto del mundo
  • La parada en tierra generalizada de su nuevo modelo está presionando sobre Boeing y ha aislado a la FAA que sigue avalando su seguridad
  • Dos accidentes y 346 muertos a siete meses de su estreno, han provocado alarma generalizada y máxima precaución hasta conocer las causas

La Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) se unió este martes a la ola de prohibiciones del 737 MAX en varios países del mundo y después de que en Europa lo hicieran el Reino Unido, Alemania, Francia, Italia, Irlanda, Países Bajos, Bélgica y Noruega. En total, fueron retiradas de circulación 200 de las 350 unidades que hay en servicio. La parada en tierra generalizada de su nuevo modelo está ejerciendo una mayor presión sobre Boeing y ha aislado a la Administración Federal de Aviación (FAA) de los Estados Unidos, que continúa asegurando a los pasajeros que el avión sigue siendo apto para el vuelo, a pesar de los dos accidentes y 346 muertos que tiene encima a siete meses de su estreno. Mientras, el fabricante de flota estadounidense se hunde en Bolsa por segundo día consecutivo, sufriendo la mayor caída en casi una década con pérdidas de casi 24.000 millones de dólares (ver: EASA suspende todas las operaciones del Boeing 737 MAX en Europa).

El 737 MAX es el modelo de Boeing más rápidamente vendido, con más de 4.700 pedidos de 100 clientes de todo el mundo, de los que ha entregado hasta enero de este año 350 unidades. Se trata de la cuarta generación del más popular un solo pasillo 737 del fabricante estadounidense, mucho más avanzada y eficiente y con un alcance de más de 7.100 kilómetros, por lo que es muy solicitado para rutas de medio radio largas y de largo radio cortas.

Sin embargo, un accidente apenas a los dos meses de su estreno y sin que haya aún un informe concluyente sobre las causas, y registrar un segundo siniestro cinco meses después y a los siete meses de estar en el mercado han convertido el tema en un escándalo, creando una alarma generalizada entre las aerolíneas que han preferido aparcar sus aviones a ver una reacción en cadena entre sus pasajeros (ver: Un avión de Ethiopian Airlines con 157 ocupantes se estrella tras despegar). Finalmente, las altas autoridades de la aviación han tomado la máxima medida de precaución que es lo que suelen hacer en estos casos, suspendido el uso del 737 MAX hasta conocer el resultado de las investigaciones en curso (Parada masiva en la industria del 737 MAX 8 mientras Boeing cae en Bolsa).

Las investigaciones del accidente en Indonesia apuntan entre varios factores a un sistema automático de este modelo que inclina hacia abajo el morro del avión cuando detecta que no tiene velocidad suficiente para mantenerse en el aire. El informe preliminar publicado en noviembre centra la investigación en el manual operativo del aparato, en el arreglo de sensores defectuosos por parte de Lion Air en los últimos vuelos y en la actuación de los pilotos (ver: El avión siniestrado de Lion Air “no estaba en condiciones de volar”).

"Hasta ahora nuestra revisión no muestra problemas de rendimiento sistémico y no proporciona ninguna base para ordenar la puesta a tierra de la aeronave; tampoco otras autoridades de aviación civil nos han proporcionado datos que justifiquen una acción", comunicó la noche de este martes la FAA.

Agregó que continúa revisando ampliamente todos los datos disponibles y el rendimiento de seguridad agregado de los operadores y pilotos del Boeing 737 MAX. "En el curso de nuestra revisión urgente de datos sobre el accidente del vuelo 302 de Ethiopian Airlines, si se identifica algún problema que afecte la aeronavegabilidad continua de la aeronave, la FAA tomará medidas inmediatas y apropiadas", ha puntualizado.

Impacto en España

En Europa, 53 aparatos de seis aerolíneras estaban operativos hasta la tarde de ayer. Hay varias con entregas pendientes, entre ellas, Air Europa que es la única española con un pedido de 2016 de 20 unidades que comienza a recibir este año. No obstante, casi 700.000 pasajeros con origen o destino en algún aeropuerto español viajaron en 2018 en un Boeing 737 MAX 8 de operadoras internacionales, el 0,26% de los más de 263 millones de pasajeros que registró la red Aena en el conjunto del año, según cifras del gestor aeroportuario.

En España, tras suspender operaciones Reino Unido y antes de que lo hiciera EASA, Norwegian comenzó a reajustar su programa haciendo cambios de equipo en sus vuelos en las rutas Málaga-Oslo, Gran Canaria-Oslo y Gran Canaria-Estocolmo, que opera con el 737 MAX, cambiando a un 737-800 en la primera y enviando un avión de rescate para los pasajeros de las dos últimas, según informó a HOSTELTUR el portavoz de la compañía, Alfons Claver.

Por su parte, TUI fly, aerolínea del grupo turístico alemán, también tuvo que hacer cambios este martes, a su llegada al Aeropuerto de Gran Canaria al pasaje de un avión Boeing 737 Max ante el veto impuesto por Alemania y posteriormente extendido a toda la UE. El vuelo de la compañía TUI partió de la capital de Gambia, Banjul, y tenía previsto aterrizar en Amsterdam, según han informado este miércoles a Efe fuentes de Aena. El operador turístico se ha hecho cargo de los pasajeros, que han pasado la noche en Gran Canaria alojados en hoteles, y serán embarcados en otro aparato para proseguir su viaje.

Operadoras actuales del 737 MAX

EEUU: Southwest (34), American Airlines (24),

Canadá: Air Canada (24) WestJet (13), Sunwing Airlines (4)

Latinoamérica: GOL (7) de Brasil, Aeroméxico (6), Aerolíneas Argentinas (5)

Europa: Norwegian (18), TUI fly (15), Air Italy (3), Smartwings (7), LOT (5) y Enter Air (2) de Polonia, Icelandair (3), Cayman Airways, Islas Cayman, territorio británico (2)

China: China Southern Airlines (22), Air China (15), Hainan Airlines (11), Shanghai Airlines (11), Xiamen Airlines (10), Shandong Airlines (7), Shenzhen Arlines (6), China Eastern Airlines (4), Lucky Air (3), Fuzhou Airlines (2), Okay Airways (2), Kunming Airlines (2), 9 Air (1),

Eastar Jet (2) de Corea del Sur, FlyDubai (11), Oman Air (5), Turkish Airlines (11) y Corendon Airlines (1) de Turquía, SpiceJet (13) y Jet Airways (5) de India; Lion Air (10) y Garuda Indonesia (2) de Indonesia, Silk Air (6) de Singapur; Fiji Airways, Royal Air Maroc (1), S7 Airlines (2) de Rusia, MIAT Mongolian Airlines (1), SCAT Airlines (1) de Kazajistán y Mauritania Airlines (1) Ethiopian Airlines (4), Comair (1) filial de BA con sede en Sudáfrica.

Los nuevos MAX: nuevo récord

A mediados de marzo salió de la planta de Renton, Washington, un Boeing 737 MAX 8 que se convirtió en el diezmilésimo Boeing 737, con el que el modelo más vendido del fabricante estadounidense Boeing se ganaba un nuevo récord Guinness como el avión comercial más fabricado. Y basta con ver algunas cifras: cada 1,5 segundos un 737 despega o aterriza en algún aeropuerto del mundo. En promedio, hay más de 2.800 aviones 737 en el aire en cualquier momento y más de 22.000 millones de personas han volado en un 737. Los 737 han recorrido más de 122.000 millones de millas (unos 196.000 millones de kilómetros), el equivalente a 5 millones de veces la vuelta al mundo.

Según ha destacado Boeing, la familia Boeing 737 MAX ofrece a las aerolíneas un rendimiento, flexibilidad y eficiencia únicas, dado que, a pesar de ser aviones de fuselaje estrecho y un solo pasillo, su alcance permite cubrir rutas de más largo radio con menores costes por asiento -hasta un 8%- y llegar a nuevos destinos sin acarrear el alto presupuesto de un vuelo operado con un avión de fuselaje ancho, para el largo radio. Además, incorporan la última tecnología CFM International LEAP-1B y winglets Advanced Technology para aumentar su eficiencia, mientras en la cabina de pasajeros disponen del Boeing Sky Interior, para una mejor experiencia del pasajero.

Después de la primera entrega del MAX 8 el año pasado al Lion Air Group, el fabricante estadounidense ha entregado en marzo pasado su primer Boeing 737 MAX 9 al mismo grupo tailandés para su aerolínea Thai Lion Air, también vetado por EASA. Paralelamente, ha completado con éxito el primer vuelo del Boeing 737 MAX 7. Está previsto que también entre en servicio este año.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.