Diario 5692 20.09.2019 | 05:25
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Entrevista a Jorge Traver, representante para España de ETOA

Los destinos deberán ser más creativos para combatir el overtourism

Los efectos del turismo masivo pueden ser contrarrestados si se plantean nuevas propuestas de valor más allá de los tópicos 1 agosto, 2019
  • La diversificación de productos y horarios es una vía a explorar
  • ETOA integra más de 1.100 empresas turísticas y entidades de Europa
  • Las propuestas de "decrecimiento turístico" plantean incertidumbres

Los destinos turísticos en general suelen ser poco creativos cuando se trata de diversificar el producto y mostrar atractivos diferentes mediante nuevas fórmulas de promoción y comercialización. Pero una mayor creatividad ayudaría en muchos casos a contrarrestar los efectos del "overtourism" o turismo masivo. La crítica -y reflexión- viene desde European Tourism Association (ETOA), donde se integran más de 1.100 empresas y entidades. Hablamos con su representante para España, Jorge Traver.

Las críticas contra el "overtourism" se multiplican por los destinos ¿Qué puede hacer la industria turística?

Nuestra labor en ETOA es intentar aportar una visión más global de hacia dónde debemos ir, si queremos que el turismo del futuro sea realmente sostenible.

Pero la sensación, el sentimiento que se está desarrollando en muchas ciudades en contra del turismo, muchas veces lo llevan a cabo ciudadanos que también son turistas cuando salen de sus lugares de residencia, lo cual es una tremenda paradoja.

Ante todo esto, la clave es la asociación entre los diferentes actores involucrados, el "partnership". Si las instituciones públicas y las empresas privadas no trabajan conjuntamente, se avanza más despacio.

¿Y qué aporta ETOA?

Por ejemplo, los grupos de trabajo que tenemos en ciudades como Amsterdam, París y Barcelona. En estos casos, nosotros intentamos que la gente se junte alrededor de una mesa, tanto entidades públicas como privadas.

Lo que se pretende con eso obviamente es mejorar la forma de gestionar el turismo en toda su extensión y también la integración de las comunidades locales en el proceso de toma de decisiones, donde se requiere que se escuchen a todas las partes.

Y esa labor de mediación, organización y participación nos está haciendo ver que sí se obtienen resultados. Evidentemente, es una labor lenta.

Imagino que el relato dominante en contra del turismo debe pesar como una losa...

En muchos congresos a los que asisto, lo que percibo es que todo el mundo siempre pone sobre la mesa la problemática y lo negativo del turismo.

Pero nuestra filosofía es: vamos a tratar de tender puentes y no poner barreras. Es realmente la única manera de avanzar. Y allí donde hemos creado estos grupos de trabajo, la gente de las instituciones públicas, las empresas privadas y las comunidades locales reacciona de manera positiva y con ganas de cambiar las cosas.

Jorge Traver, representante para España de ETOA

En un contexto en que incluso algunas colectivos proponen el decrecimiento turístico ¿usted qué dice?

Ante esa palabra, nuestra reacción ante todo es la prudencia sobre todo.

Es un tema muy delicado porque también entra en conflicto con algunos derechos fundamentales y obviamente con el derecho que tiene la gente a viajar a donde quiera.

"¿Quién decide quién viene y quién no viene a un destino turístico? ¿Quién decide cuánto se puede viajar y cuándo no?"

En ETOA, entendemos que sí se hace necesario en algunos monumentos, museos, atracciones, etc, establecer numerus clausus. Es decir, una limitación.

Por ejemplo, la Casa de Ana Frank en Amsterdam se está planteando esas limitaciones porque se forman unas colas que además afectan al vecindario.

Por otra parte, sitios como la Alhambra o la Sagrada Familia también tienen unos límites de visitantes, pero los turoperadores por otra parte nos dicen que sus grupos van a estar justamente determinados días. También los turistas individuales van a ir a Barcelona en determinados días... Al final es un tema súper-delicado.

Pero me está usted hablando de atracciones turísticas. ¿Qué pasa con las ciudades en su conjunto? ¿Cree que los gobiernos locales pueden establecer numerus clausus para que una localidad concreta solo pueda ser visitada por determinados visitantes al día?

En principio, creo que no. No sé qué diría la Unión Europea al respecto... Y es algo muy difícil de delimitar. Además te encontrarías con la oposición del sector hotelero. El turismo es transversal y afecta a la economía de una manera total. Y más en España. Por tanto, se me hace muy complicado pensar que vayan a imponerse mecanismos de decrecimiento.

Ahora que vamos a una recuperación de los destinos emergentes del Mediterráneo, cree que ya no se verán tantas masificaciones en destinos de España?

Creo que las seguiremos viendo. Con vistas al futuro, creemos que lo principal es aprender a gestionar el turismo. Hay alternativas a las masificaciones.

¿Por ejemplo?

Se pueden promocionar otras atracciones dentro de un mismo destino. O establecer horarios más amplios para las atracciones más famosas. Es decir, la capacidad de gestión tiene que ser más creativa, debemos ofrecer alternativas en la manera de visitar los sitios.

"Lo que sugerimos a los museos, sitios, gestores, instituciones públicas, oficinas de destino, etc, es que la manera de vender los destinos también es importante"

Hay muchos sitios que se pueden empezar a promocionar para descargar un poco al resto y hacer que el producto se diversifique. Estamos convencidos que al cliente si le enseñas algo interesante, va a querer verlo.

Lo que pasa es que muchas veces, y también esto ocurre en general en la venta de viajes, solo se suelen ofrecer los sitios más tópicos…

En resumen...

Los destinos tienen que ser más creativos en la forma de diversificar el producto y enseñar nuevas cosas.

Más que pensar que no van a venir tantos turistas o si va a frenarse el turismo de masas, creo que lo necesario será esa creatividad a la hora de promocionar y de comercializar el producto.

ETOA ha cumplido 30 años. ¿Han notado si todo este debate sobre el "overtourism" ha generado un cambio de inquietudes y percepciones entre sus asociados? ¿Las empresas se están haciendo preguntas o reflexiones que hace una década quizá ni se se les pasaban por la cabeza?

Sin ninguna duda. Vemos que todo el mundo es consciente que el turismo del futuro o es sostenible o no va a ser.. No hablo de 10 ó 20 años pero si de 80. Esa concienciacion casi colectiva que hay por cuidar los entornos, combatir la gentrificación o la despoblacion de los centros históricos, etc, la estamos viendo entre nuestros asociacios.

Además, los nuevos turoperadores y los grandes grupos tienen una preocupación cierta por la contaminación acústica, por la huella ambiental que se deja, por hacer sostenible todo el proceso…

En definitiva, vemos que el enfoque y el planteamiento está cambiando. Nos alegra ver que es un esfuerzo colectivo por parte de todos los actores de la industria del turismo, que buscan mejorar no solo la capacidad de gestión del destino, sino también la concienciación del propio turista.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.