Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Conclusiones del Observatorio Imagen de España del Real Instituto Elcano

La gestión de la pandemia no ha afectado a la imagen turística de España

Los citybreaks y los viajes de larga estancia en temporada baja son los que presentan mayor potencial 22 enero, 2021
  • "No hay nada que vaticine que España vaya a sufrir de forma diferencial las consecuencias de la pandemia", según apuntan desde Elcano
  • España está por encima de la media mundial en su capacidad de atraer viajes largos de placer, siendo el destino europeo preferido
  • España tiene en los precios una ventaja competitiva, causa de insatisfacción del último viaje para un 13% frente al 19% de media

El futuro del turismo mundial depende de la resolución de la crisis sanitaria provocada por el coronavirus y el español no es una excepción, como ha confirmado en la presentación del Estudio de posicionamiento de España como destino turístico su coordinadora, Carmen González, investigadora principal y directora del Observatorio Imagen de España del Real Instituto Elcano. Pero es que además ha asegurado que “no hay nada que vaticine que nuestro país vaya a sufrir de forma diferencial las consecuencias de la pandemia, sino de manera similar al resto de países, por lo que se prevé que el turismo español recupere en 2022 los niveles de capacidad de atracción de 2019”.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha destacado en este sentido que “la barrera que ahora representa la seguridad sanitaria para los flujos turísticos mundiales no afecta de manera especial a España como destino por la gestión realizada de la pandemia. Nuestra imagen no se ha visto perjudicada, porque el deseo de los turistas de volver a nuestro país sigue ahí”.

En este sentido la investigadora ha subrayado que “a la hora de elegir destino al turista le preocupan los resultados, no cómo ha gestionado la pandemia un país. Incluso su primera preocupación es si él está vacunado o no, antes que el grado de vacunación en el destino. En el informe que elaboramos en marzo tampoco se apreciaba un daño específico en la imagen de marca por la gestión llevada a cabo en España”.

La investigadora y directora del Observatorio Imagen de España del Real Instituto Elcano, Carmen González, en la presentación de las conclusiones del Estudio de posicionamiento de España como destino.

Y es que el grado de satisfacción que muestran los turistas de su experiencia turística en el país, tanto de los mercados europeos como de los asiáticos y americanos, es elevado aunque ligeramente superior en el caso de éstos últimos, en concreto 8,8 puntos frente a 8,1, según los resultados del informe realizado por el Real Instituto Elcano y Turespaña en base a 17.300 entrevistas efectuadas en 33 países el pasado mes de septiembre.

De hecho España está por encima de la media mundial en su capacidad de atraer a la demanda de viajes largos de placer, de más de una semana y sin interés en los aspectos culturales del país que visitan. No en vano es, junto con Italia, el destino preferido para un próximo viaje a Europa para el 20% de los americanos y asiáticos encuestados. Ese posicionamiento, como ha señalado la ministra, es un buen punto de partida para “fidelizarlos y que vuelvan”.

Los mercados de larga distancia buscan en España cultura, patrimonio histórico y entorno natural como principales factores de atracción, mencionados por el 31%, mientras que para los turistas europeos son las playas y el clima españoles los que ocupan esa posición (34%)

El precio es la principal causa de insatisfacción para estos mercados por el alto coste del viaje, pero no es un problema específico de España, donde son vistos como muy competitivos, tanto por los emisores europeos como por los lejanos. Nuestro país tiene así en los precios una ventaja competitiva, ya que mientras el 19% de todos los turistas los señala como causa de insatisfacción en su último viaje, el porcentaje desciende al 13% en el caso de España.

Nuestros mercados tradicionales

Para los turistas europeos el clima y la gastronomía son los elementos especialmente positivos de su visita a nuestro país, mientras que la masificación es la primera causa de insatisfacción, citada por el 24% de los encuestados, en lo que ya está trabajando la Administración con sus Planes de Sostenibilidad.

España se coloca como el tercer destino del próximo viaje para los europeos, por detrás de Grecia e Italia, aunque Carmen González ha incidido en que “hay que tener en cuenta que nuestro país ha sido visitado en los últimos cuatro años por el 36% de la población europea”

No obstante, entre los que no eligen España como su próximo destino de viaje deseado, la gran mayoría vendría como alternativa al país preferido, en concreto el 64% de los europeos y el 75% de los americanos y asiáticos que han elegido otro destino como favorito. España demuestra así que se encuentra en una muy buena posición en su capacidad de atracción turística, ya sea como el principal país preferido o como sustituto.

Oportunidades en segmentos con mayor potencial

Ante esta radiografía de situación en mercados consolidados y emergentes para el turismo español, Fernando Valdés, secretario de Estado de Turismo y presidente de Turespaña, aboga por “mejorar la oferta de viajes cortos tipo citybreaks y diversificar nuestra oferta turística más allá del sol y playa, potenciando segmentos como el turismo de naturaleza, cultural y gastronómico”.

De izq. a dcha y de arriba a abajo, Miguel Sanz, director general de Turespaña; Emilio Lamo de Espinosa, presidente del Real Instituto Elcano; la investigadora Carmen González; la ministra Reyes Maroto; y Charles Powell, director del Instituto.

En esta misma línea ha propuesto “aunar la oferta urbana y rural, la de costa e interior, para mejorar la percepción que tienen los mercados emisores de nuestros destinos; respondiendo asimismo a la demanda de largas estancias también en temporada baja”. En suma, “consolidar el producto turístico de sol y playa en el que somos líderes, combinándolo con turismo industrial, cinematográfico, cicloturismo y de bienestar, entre otros, para diversificar la oferta en destinos consolidados y llegar a los que aún no están en el mapa”.

“Gracias a la digitalización, las nuevas tecnologías nos facilitan llevar la oferta turística de España a todas las pantallas”, en palabras de Fernando Valdés, secretario de Estado de Turismo

Por su parte Miguel Sanz, director general de Turespaña, también apuesta por “desarrollar el potencial de los citybreaks, viajes de ocio y consumo cultural de corta duración, mejorando la oferta y el catálogo de productos en este ámbito, también en ciudades secundarias, porque España tiene grandes fortalezas para captar a este viajero, como sus infraestructuras, conectividad, hoteles, seguridad, etc. Debemos por tanto concentrar los fondos europeos en sostenibilidad y desarrollo del producto turístico urbano y consolidar nuestro liderazgo en el sol y playa”.

A ello se suma, según ha concluido, “la oportunidad de diversificar mercados captando los de larga distancia con los productos adecuados para ser los más eficaces en atraer a este tipo de turista en países donde ya somos los más valorados”.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.