Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Presentará su propuesta de certificado

Bruselas propondrá el 17 de marzo su pasaporte de vacunación

El documento ofrecerá además información sobre pruebas PCR e inmunidad al virus 2 marzo, 2021 Premium
  • El objetivo es que el certificado sea reconocible por todos los Estados miembros
  • El documento podrá incluir los resultados de test de personas que no se han podido vacunar
  • Requiere de al menos tres meses de desarrollo técnico para implementarse en la UE

17 de marzo. Esta es la fecha en que la Comisión Europea (CE) presentará su propuesta de pasaporte europeo digital de vacunación, según anunció ayer su presidenta, Ursula von der Leyen, en un encuentro virtual con eurodiputados conservadores alemanes. "El Pase Verde Digital debería facilitar la vida de los europeos. El objetivo es permitirles desplazarse gradualmente de forma segura en la Unión Europea o en el extranjero, por motivos de trabajo o turismo", detalló la presidenta del Ejecutivo comunitario en su cuenta de Twitter.

Según explicó Von der Leyen, el nuevo documento servirá como prueba para acreditar que una persona ha recibido el pinchazo contra la COVID-19, pero también podrá incluir los resultados de test PCR para personas que todavía no se han podido vacunar o información de que el titular ha pasado la enfermedad y se ha recuperado y por tanto cuenta con inmunidad natural.

De este modo, Bruselas trata de evitar una posible discriminación entre aquellas personas que han sido inmunizadas y las que no se han podido vacunar, un elemento que preocupa especialmente a países como Bélgica, Francia y Países Bajos.

"La propuesta respetará la protección de datos, seguridad y privacidad", aseguró la presidenta de la CE.

El objetivo es que el certificado que sea reconocible por todos los Estados miembros y compatible con los sistemas que cada uno de los 27 ponga en marcha para seguir los avances de sus respectivas campañas de vacunación

Levantamiento de las restricciones

Tras el anuncio de Von der Leyen, el vicepresidente de la CE Margaritis Schinas ofreció más detalles sobre el futuro certificado, que según avanzó se incluirá en un paquete centrado en los viajes y el levantamiento de las restricciones impuestas por la pandemia.

Un sanitario prepara una vacuna contra la COVID-19.

Según especificó, el objetivo será "establecer una dirección común hacia la apertura segura e igual de Europa". Este pasaporte se pondrá sobre la mesa como un instrumento "legislativo", explicó el comisario, por lo que no será opcional, estará basado en los tratados europeos y en la libre circulación.

"Tenemos que buscar formas de usar esta herramienta para facilitar la movilidad evitando que haya discriminación entre los ciudadanos", defendió el vicepresidente, que explicó que además se está trabajando para que este instrumento respete la privacidad y la protección de datos

La CE quiere presentar su propuesta sobre este pasaporte a tiempo del próximo consejo europeo de líderes, que deberán decidir qué uso dar a este instrumento para organizar la movilidad europea.

Los líderes europeos acordaron la semana pasada que el pasaporte de vacunación común debe estar técnicamente definido en tres meses y que, si se solventan las cuestiones políticas pendientes, entre en funcionamiento antes del verano.

De completarse, esta iniciativa abriría la puerta a que se relajasen las medidas para los viajes internacionales dentro de la UE -incluso con terceros países-, como indicó al explicar esta propuesta la semana pasada la canciller alemana, Angela Merkel.

Consciente de las reticencias de varios países a este pase armonizado, que alegan sobre todo el riesgo de discriminación de la gente que aún no ha podido vacunarse, la presidenta de la CE advertía la semana pasada de que los Estados miembros "tendrán que avanzar rápido con la implementación si queremos tener este certificado para verano".

En este sentido, especificaba que esta propuesta requiere "al menos tres meses de desarrollo técnico" para lograr un sistema que funcione en toda la Unión Europea

España apremia a la UE

Precisamente, la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, participó ayer en la reunión de alto nivel de ministros de Turismo de la Unión Europea (UE) en la que instó a la Comisión Europea a acelerar el desarrollo del certificado de vacunación para facilitar la movilidad interrumpida por la pandemia y garantizar el reinicio de los viajes seguros, una propuesta que España ha defendido junto a Austria, Bulgaria, Grecia, Malta y Eslovaquia en una declaración conjunta.

Proceso de reflexión

"Lo que ha anticipado la presidenta de la Comisión es un proceso de reflexión en el que se tienen que responder dudas y problemas, algunos éticos, sobre el uso de ese certificado más allá del clínico, asociado con la movilidad. En eso estamos todos los Estados miembros", ha explicado hoy al respecto el secretario de Estado de Turismo, Fernando Valdés, en una entrevista con RTVE.

Al respecto, ha rechazado que su uso vaya a discriminar a los no vacunados. "La propuesta que ha hecho España en ese ámbito de trabajo es no discriminatoria. El certificado lo que tiene que hacer es completar una cartera que cada vez es más amplia de medidas de control del virus, que además tienen que permitir la movilidad de las personas y en concreto los flujos turísticos", ha aclarado

En este sentido, ha recordado que aparte de la inmunización existen otros medios que se aplican para permitir los viajes, como los test en origen. Asimismo, ha aludido al sistema para valorar el riesgo de movilidad entre regiones en función de su incidencia acumulada o los esfuerzos de los destinos turísticos para dar esa garantía de turismo seguro.

"Nuestra propuesta no es discriminatoria, entendemos que no va a ser preceptivo para el ejercicio de derechos y libertades", ha defendido.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.