1.000 aviones a revisión por directiva de la FAA

EEUU ordena la inspección de la cola de los Boeing 737

La Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos ha ordenado la inspección de más de 1.000 aparatos modelo Boeing B737 registrados en ese país para examinar piezas potencialmente defectuosas de la cola de los aparatos que, en su criterio, podría provocar que los pilotos perdieran el control del avión en caso de que fallara. Es el segundo revés que Boeing enfrenta este año, después de que el organismo regulatorio ordenada la suspensión de operaciones de su nuevo modelo Boeing 787 Dreamliner.

Así lo ha informado la agencia británica de noticias Reuters. La FAA ha emitido una directiva de aeronavegabilidad que requiere de las aerolíneas que realicen inspecciones de ciertos componentes de la cola del modelo B737, debido a la preocupación de que los pasadores usados ​​para unir el estabilizador horizontal del avión -también conocido como el plano de cola- podrían romperse debido a que no tienen una adecuada capa de imprimación anticorrosión. Deberán ser examinados los modelos B737-600, incluyendo los más recientes B737-700, B737-700C, el B737-800, el B737-900 y el B737-900ER.

El anuncio se produce una semana después de que Boeing informara que había  finalizado las pruebas para que el B787-Dreamliner reanude operaciones y a unos cinco días de que United comunicara su decisión de retomar sus vuelos con el B787 Dreamliner en mayo.

Sin duda, la nueva directiva se convierte en otro golpe para Boeing tras lo sucedido con el B787, con el que pensaba volver a liderar el mercado de la construcción aeronáutica y que está en tierra desde el pasado 16 de enero, cuando los reguladores prohibieron la operación de los 50 aparatos en servicio y suspendieron  las entregas de más aviones de este modelo hasta que no se concluyera la  investigación iniciada tras cinco incidentes en una semana. Desde esa fecha, Boeing pierde cerca de 50 M $ (unos 39 M €) a la semana.

Boeing 737-900ER (imagen digital), uno de los modelos afectados por la directiva.Boeing 737-900ER (imagen digital), uno de los modelos afectados por la directiva.

"Emitimos esta advertencia a fin de prevenir un fallo prematuro de las clavijas, lo que podría causar problemas de integridad estructural y reducir la fijación del fuselaje del estabilizador horizontal", ha señalado la FAA en un comunicado este lunes colgado en su web.

La autoridades estadounidenses insisten en que la inspección ha sido impulsada por informes que señalan un procedimiento incorrecto en la aplicación del desgaste y corrosión del recubrimiento protector de la superficie para unir las clavijas del larguero trasero del estabilizador horizontal.

La FAA ha precisado que la directiva afecta a 1.050 aviones operados por aerolíneas estadounidenses y puede costar hasta 10,1 millones de dólares (más de 7,73 millones de euros) en total los aviones afecatados en Estados Unidos o 9.627 dólares (7.370 euros) cada uno.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.