Edición España. El estudio de la OTA desvela las ganas de volver a descubrir mundo el próximo año

Las siete predicciones de Booking.com para la vuelta de los viajes en 2022

Se ha encuestado a 24.000 personas que viajan de 31 mercados 24 octubre, 2021
  • 2022 será un año para sacar el máximo partido a la imprevisibilidad y empezar a recuperar a lo grande el tiempo perdido de las vacaciones
  • La idea es aprovechar cada día de 2022 y hacer que todos los viajes cuenten, porque irse de vacaciones se convertirá en la forma de cuidarse
  • El 68% de los encuestados preferiría pasar menos tiempo de vacaciones si eso significara que puede desconectar por completo

La forma de viajar se ha redefinido a lo largo del pasado año y medio con cambios drásticos que nos han llevado hacia una “nueva normalidad” que no deja de evolucionar. Una relación cada vez más profunda y compleja con la tecnología, una mayor conciencia sobre el impacto de la actividad humana en el planeta y fuerzas renovadas por tomar partido en los importantes movimientos sociales de nuestro tiempo han hecho que el mundo parezca más pequeño. Para explorar esta oleada de optimismo Booking.com ha encargado un estudio exhaustivo con más de 24.000 personas que viajan de 31 mercados, y lo ha combinado con sus datos y conocimientos para predecir cómo continuarán redefiniéndose los viajes en 2022.

2022 será un año para sacar el máximo partido a la imprevisibilidad y para empezar a recuperar a lo grande el tiempo perdido de nuestras vacaciones, ya que el número de viajeros que sienten que tienen que hacerlo ha aumentado un 52% desde el pasado ejercicio. Las predicciones de Booking.com revelan cómo el año que viene se avivará la llama de los viajes. Ya sea como parte esencial de un plan de cuidado personal o por la emoción de decir que sí a cualquier oportunidad de viajar o experiencia que se nos ponga por delante, la idea será aprovechar cada día de 2022 y hacer que todos los viajes cuenten.

1.- Vitamina V (de vacaciones)

Por encima del ejercicio diario o la meditación consciente, irse de vacaciones se convertirá en la forma de cuidarse en 2022: más de tres cuartas partes de los viajeros españoles encuestados (82%) afirman que viajar contribuye a su bienestar mental y emocional, más que otras formas de descanso y relajación. Casi dos tercios (64%) de quienes participaron en el estudio afirmaron que no se dieron cuenta de la importancia que los viajes tenían en su bienestar hasta que no pudieron hacerlos, y el 81% indicó que tener unas vacaciones planeadas tiene un impacto positivo en su bienestar emocional.

En 2022 se generalizará un auténtico deleite hasta por los aspectos más rutinarios de nuestros viajes, y cosas que antes se tenían por triviales serán ahora sinónimo de felicidad.

¿Qué hace que viajar sea una forma ideal de cultivar el bienestar? Para más de una cuarta parte (28%), salir de su zona de confort es la clave para recargar pilas al viajar. De ese 28%, dos tercios (64%) dicen que estar en un lugar con un paisaje diferente al de siempre les ayuda a recargarse de energía, mientras que para casi la mitad (47%) se trata de experimentar una nueva forma de vivir. Para otras personas, probar nuevas cocinas (56%) o escuchar un nuevo idioma (25%) es lo que les ayuda a tener esa sensación de rejuvenecimiento.

2.- Oficina (en casa) cerrada por vacaciones

En 2022 veremos un aumento significativo de las personas que quieren restablecer de forma clara un equilibrio saludable entre vida laboral y personal, ya que las vacaciones estarán totalmente exentas de trabajo para tres cuartas partes de la gente (74%), lo que no siempre sucedió en 2021, cuando la línea entre ambas se desdibujó.

A pesar de la flexibilidad de trabajar en remoto, el 68% de las personas preferiría pasar menos tiempo de vacaciones si eso significara que puede desconectar por completo, frente a pasar más tiempo en un destino combinando trabajo y ocio. Asimismo, hay un 42% de las personas que afirma que ha trabajado más horas y usado menos días de vacaciones durante la pandemia, por lo que se espera que sean bastantes quienes por fin cuelguen el cartel de cerrado por vacaciones en 2022.

3.- Sensación de primera vez para todo

El próximo año se generalizará un auténtico deleite hasta por los aspectos más rutinarios de nuestros viajes. Tras una sensación de “estancamiento” muy prolongada, quienes viajen saborearán cada momento, ya que de lo que más ganas tiene un 21% es de experimentar la ilusión y la anticipación previa al viaje.

Cosas que antes se tenían por triviales serán ahora sinónimo de felicidad para tres cuartas partes (74%) de las personas, que afirman que viajar es más placentero cuando el desplazamiento se vive como parte integral del viaje. Cada una de esas “primeras veces” de nuestros viajes en 2022 será un momento que saborear: la mayoría de encuestados afirma que los placeres sencillos, como notar el sol en la piel (80%) o contemplar una masa de agua de cualquier tipo (80%), le mejora el humor al instante. Incluso la incertidumbre de desplazarse en transporte público en una ciudad nueva y en un idioma extranjero es algo que dos tercios (61%) dicen que disfrutarán.

Después de un periodo tan largo de opciones limitadas, recuperar esa sensación de primera vez y disfrutar de cada momento será un sello distintivo de los viajes en 2022

4.- La comunidad local es lo primero

Con la pandemia la relación con la comunidad que nos rodea se ha reavivado. En 2022 este deseo de conectar realmente con la comunidad local también continuará en las vacaciones: queremos ser más conscientes de cada viaje que hacemos y asegurarnos de que nuestro impacto en los lugares que visitamos y las personas que viven allí sea positivo.

Más de la mitad de las personas (65%) considera importante que su viaje sea beneficioso para la comunidad del destino, además de que el 72% quiere que el dinero que gaste al viajar repercuta en la comunidad local y el 76% quiere tener experiencias auténticas que sean representativas de la cultura del lugar.

El 55% agradecería una app o sitio web con recomendaciones sobre destinos donde un aumento en el turismo tendría un impacto positivo en la comunidad local

Los movimientos de justicia social de nuestro tiempo inspiran a las personas que viajan: en 2022 investigarán más sobre en qué medida el alojamiento en el que se quedan apoya a las empresas locales (27%) o cómo el gasto que hacen en turismo afecta a las comunidades locales o las mejora (36%).

5.- Llenar las redes sociales de sitios y caras nuevas

Las vacaciones de 2022 serán una oportunidad para abrirse y establecer nuevas conexiones. Unos dos tercios (60%) quieren conocer gente nueva mientras están fuera, mientras que el 64% espera socializar durante sus vacaciones y el 48% quiere viajar a un lugar con muchas opciones de ocio nocturno para poder conocer a gente nueva. De hecho un 53% espera encontrar el amor en su próximo viaje.

6.- Siempre “sí”

El 71% de los encuestados prefiere unas vacaciones en las que prevalezca la flexibilidad y puedan hacer sencillamente lo que les apetezca, en lugar de tener un itinerario bien planificado lleno de actividades. El año que viene los viajes vendrán cargados de improvisación.

Casi tres cuartas partes (73%) afirman que dirán que sí a cualquier oportunidad de irse de vacaciones si el presupuesto lo permite. Y para el 45% que ha estado ahorrando al no hacer grandes viajes desde que comenzó la pandemia, el dinero no será un problema. Más de dos tercios (65%) tienen una mentalidad más abierta a diferentes tipos de vacaciones que antes del coronavirus y al 70% no le importará dónde ir de vacaciones siempre que sea el tipo de viaje que quiere.

En 2022 la tecnología desempeñará un papel clave en términos de espontaneidad, ya que ofrece más opciones para reservar sobre la marcha y flexibilidad para adaptar los planes. De hecho, el 56% espera que entre las últimas innovaciones en tecnología de viajes se ofrezca una opción “comodín” o sorpresa de viaje completamente nueva, que se sugiera en función de sus preferencias o presupuesto anteriores para ayudarles a aprovechar cada nueva oportunidad.

7.- Aceptar la incertidumbre

La incertidumbre seguirá siendo una constante en los viajes en 2022, pero nuestras apps preferidas continuarán ayudándonos a lidiar con ella. Prueba de ello es que casi dos tercios (57%) confirman que la tecnología les ayuda a aliviar la ansiedad que puede provocarles viajar. Y es que continuará facilitando los posibles imprevistos con cada vez más sutileza y proactividad, como servicios de traducción instantánea con inteligencia artificial o modelos de aprendizaje automático.

Por este motivo, esperamos ver una adopción aún más amplia de las tecnologías predictivas que pueden ayudar a quienes viajan a tomar decisiones más informadas, especialmente teniendo en cuenta que a dos tercios les interesaría un servicio innovador que pudiera predecir a qué países es seguro viajar (70%), incluso con meses de anticipación, o sugerir automáticamente destinos a los que es fácil viajar ahora en función de los requisitos actuales de seguridad (64%).

La industria de los viajes en general continuará priorizando la flexibilidad, ya que no perder dinero (41%), poder cancelar (37%) y poder reprogramar sin cargos (25%) son las tres prioridades más importantes

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.