Iberia obtiene resultados positivos por octavo año consecutivo

Iberia ha acabado el año 2003 con unos beneficios netos consolidados de 145,8 millones de euros, un 8,7 por ciento menos que en 2002. Los beneficios antes de impuestos, de 201,7 millones de euros, han sido sin embargo un 3,9 por ciento superiores a los del año anterior. Con éste, son ocho los años consecutivos de beneficios para Iberia, precisamente en uno de los periodos más críticos de la historia de la aviación comercial. "Calificamos los resultados de satisfactorios aunque hace un año teníamos por delante un año complicado, Iberia ha utilizado sus mecanismos de flexibilidad para adaptarse a la demanda" ha afirmado Fernando Conte, presidente de Iberia

Iberia ha acabado el año 2003 con unos beneficios netos consolidados de 145,8 millones de euros, un 8,7 por ciento menos que en 2002. Los beneficios antes de impuestos, de 201,7 millones de euros, han sido sin embargo un 3,9 por ciento superiores a los del año anterior. Con éste, son ocho los años consecutivos de beneficios para Iberia, precisamente en uno de los periodos más críticos de la historia de la aviación comercial. "Calificamos los resultados de satisfactorios aunque hace un año teníamos por delante un año complicado, Iberia ha utilizado sus mecanismos de flexibilidad para adaptarse a la demanda" ha afirmado Fernando Conte, presidente de Iberia El 2003 fue atípico, en un principio se tenían grandes esperanzas pero los acontecimientos dibujaron un entorno difícil hasta la segunda mitad del año. Conte asegura que "en verano se comenzó a detectar una recuperación y en el último trimestre se ha notado un cambio de tendencia en el mercado que se consolidará en el 2004".Los ingresos de explotación de 2003 ascendieron a 4.619,3 millones de euros, un 1,7 por ciento menos que el año anterior, mientras que los gastos alcanzaron 4.458,6 millones de euros, un 0,2 por ciento más que en 2002. El EBITDAR ha sido de 700,7 millones de euros, y los beneficios de explotación de 160,7 millones de euros, un 12,9 por ciento y un 35,5 por ciento inferiores al año anterior, respectivamente. La caída de los ingresos de explotación de pasaje, en un 4,3 por ciento debido en buena parte a la devaluación del dólar frente al euro, se ha visto en parte compensada con el aumento de otros ingresos, como carga, handling y asistencia técnica a otras compañías aéreas. Con relación a los gastos de explotación, la compañía Iberia continuó desarrollando acciones encaminadas a la disminución de costes, que permitieron reducir en un 5,1 por ciento el coste unitario del cuarto trimestre y en un 1,1 por ciento el correspondiente al total año. Así, el conjunto del año los mayores incrementos de gastos se han producido en tasas de navegación, con un 13,7 por ciento. Por el contrario, la caída mayor se ha producido en el apartado de Seguros, un 32,8 por ciento menos. Los gastos de personal han aumentado en un 3,6 por ciento. Los fondos propios aumentaron en un 8,7 por ciento, hasta alcanzar los 1.432,8 millones de euros. Descontada la deuda, Iberia dispone de una posición de caja de 938 millones de euros. En cuanto a la actividad, en 2003 Iberia ha aumentado la oferta anual de Asientos Kilómetro Ofertados en un 1,3 por ciento, mientras que la demanda en Pasajeros Kilómetro Transportados ha crecido en un 4 por ciento. La flexibilidad de Iberia para ajustar su capacidad y realizar las modificaciones necesarias en el programa hicieron posible esta mejor evolución de la demanda frente a la oferta, y que el coeficiente de ocupación de pasaje mejorara 1,9 puntos porcentuales, subiendo hasta el 75,0 por ciento, un nivel récord en la historia de la compañía según ha asegurado Conte. Por otro lado, la compañía ha centrado sus esfuerzos en la mejora de la calidad, con muy buenos resultados en aspectos como la puntualidad, donde se ha situado a la cabeza de las compañías aéreas europeas de red con un 83,8 por ciento globalmente y un 84,2 en la red de corto y medio radio, a la cabeza de las compañías españolas. La alianza de Iberia con British Airways, aprobada por la comisión Europea el pasado mes de diciembre, no comenzará a dar frutos hasta la segunda mitad de este año. Conte ha afirmado que parece racional que se produzca una concentración de las compañías europeas. "Iberia tiene una posición favorable para desencadenar este movimiento de concentración pero todavía hay muchos impedimentos normativos para que las operaciones sean eficientes". En el caso concreto de British confirma que no se está considerando una fusión con la aerolínea británica "porque tendría tantas restricciones que no aportaría valor a los accionistas". Respecto al Hub de Miami, Conte ha afirmado que realmente son un problema los tramites de migración pero "estudiamos alternativas para los destinos de Centroamérica". (Eva Carrasco/Hosteltur Madrid) (redaccionmadrid@hosteltur.com) 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.